15/08/2013 | 1280

Las elecciones de Santa Fe

Más que por la previsible victoria del Frente Cívico, las elecciones de Santa Fe se destacaron por acentuar el derrumbe del kirchnerismo. El Frente para la Victoria obtuvo el 21% de los votos, la votación más baja en la historia d e la provincia. La candidatura de los K recayó en Obeid, una suerte de Scioli de Santa Fe que en teoría debía contener el pasaje de los votos peronistas al PRO de Del Sel. Nada de eso ocurrió: Obeid sacó menos votos en las Paso que el propio Rossi en 2011 y Del Sel superó a Obeid por cuatro puntos, ampliando las posibilidades de derrumbe parlamentario del FpV en la provincia.


La votación del Frente de Izquierda


En Santa Fe, el Frente de Izquierda obtuvo 47.162 votos (2,7%), superando largamente el piso del 1,5% de las Paso. La elección a diputados es la más importante de la izquierda en los últimos años: en Rosario llegó al 4%, al 3,20% en los distritos del cordón industrial, con picos del 6% en Bermúdez, Baigorria y Beltrán.


Las listas de concejales en los quince distritos donde se presentó el Frente arrojan también una votación superior a las Paso anteriores, lo que constituye un importante piso de cara a las elecciones de octubre. Los 10.370 votos a concejales al Frente de Izquierda en Rosario, donde participaron 27 listas que quedarán reducidas a menos de la mitad, nos coloca en una situación expectante en la lucha por meter un concejal en la segunda ciudad del país.


Las votaciones de más del 6% en Baigorria y Bermúdez, del 4% en Beltrán y el 3% en San Lorenzo reflejan también una posibilidad de establecer un piso de entre el 8 y el 10% en los distritos del cordón industrial -con un objetivo aún mayor en Bermúdez, donde ya el PO tiene una bancada socialista con Jorgelina Signa. La lista de Villa Constitución obtuvo un 2% de los votos con Cristian Miguez, delegado de Acindar, como primer candidato a concejal.


Un sector de los trabajadores votó a la izquierda que estuvo presente en las luchas de Malhe, de Paraná Metal, de los docentes, de los trabajadores del peaje, de los químicos defendiendo el pase a planta de los contratados, contra el impuesto al salario, contra la precarización laboral y contra la burocracia sindical. Pero también votó una perspectiva política siguiendo el camino de casi 900.000 trabajadores que votaron al frente d e izquierda en todo el país. Hay que redoblar la lucha para colocar al Frente de izquierda mucho más alto en la consideración política de los santafesinos.


Juan Ferro