Políticas

10/4/2003

|
796

Las internas y la campaña electoral

Las elecciones internas del 30 de marzo en Tigre han sido un gran éxito político que ha permitido una mayor llegada de nuestras posiciones y de nuestro programa.


Logramos un gran número de votos, 1.343, uno de los más altos de toda la provincia.


A la hora de explicar este resultado creemos que la campaña especial por el empadronamiento ha sido la principal herramienta. Un alto número de empadronados militaron para traer a más votantes. En este sentido, el Polo Obrero jugó un papel fundamental. Es así como cada uno de los 21 comedores y/o merenderos del Polo Obrero de Tigre se convirtió en un centro de agitación y organización (nuestros barrios fueron tapados – literalmente – por los afiches del Partido Obrero).


El recuento final de votos fue una fiesta. La alegría por haber sobrepasado un objetivo que luego se reveló modesto se traslucía en cada uno de los compañeros.


Un párrafo aparte merece la actividad por los fiscales; logramos 120 y tenemos un objetivo de 500 fiscales, o sea un fiscal cada 2 mesas.


Entramos en el tramo final de la campaña electoral con este capital y con un gran desafío: que los piqueteros hagamos oír nuestra voz al conjunto del pueblo de Tigre.


Estas elecciones le van a salir caras a la burguesía.