21/10/2010 | 1151

Los K celebran con los Blaquier el negociado del etanol

Como con la soja, a la mierda con "la seguridad alimentaria"

El viernes 15 se realizó un acto en el ingenio Ledesma (Jujuy) en el que se dejó inaugurada la planta deshidratadora con la cual Ledesma se suma a la producción de bioetanol. La planta tiene capacidad para producir 100.000 metros cúbicos. Ledesma ya tomó el control del ingenio La Florida de Tucumán, que está produciendo 60.000 metros cúbicos. Ledesma pasa a ser el mayor productor de etanol derivado de la caña de azúcar del país.

El acto contó con la presencia, entre otros, del ministro de Planificación Federal de la Nación, Julio De Vido, de la ministra de Industria, Debora Giorgi, del presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Fellner, del gobernador de Jujuy, de numerosos legisladores provinciales y diversos funcionarios.

La presencia de los ministros desmintió la versión de algunos medios sobre la posibilidad de un enfrentamiento con el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, que exigía una mayor producción de azúcar fraccionado, para abaratar el producto. Hay un boom cañero como consecuencia de los elevados precios externos del azúcar, del aumento del 150% del precio interno y la producción de bioetanol y energía eléctrica. La caña ha desplazado de los campos a la soja; los precios de la hectárea se han disparado a diez mil dólares. La expansión de la caña se hace en desmedro del citrus, que emplea muchos más trabajadores, lo que está provocando la desocupación en masa de los rurales en el departamento Orán.

El administrador del ingenio Ledesma, Federico Nicholson, sostuvo que con la «sanción de la ley para la promoción de la producción de bioetanol y sus normas reglamentarias… ha comenzado verdaderamente una nueva etapa para la historia de la industria azucarera argentina» (El Libertador Hoy, 15/10).

Por su parte, De Vido «recordó un almuerzo de trabajo del que participaron los tres directores de Ledesma, el doctor Fellner y Luis Blaquier, en donde se nos planteó la necesidad de avanzar en un proceso de industrialización de la caña de azúcar más allá del papel, del azúcar (…) Néstor Kirchner se interiorizó del proyecto y la ley no demoró más de 75 días» (ídem), obviamente con el concurso de la oposición. De Vido reconoció «la resistencia al cambio desde, por ejemplo, el sector automotriz» -a la necesidad de proceder a una reconversión de motores. La ley 26.334 de biocombustibles crea un mercado inicial de «200 millones de dólares en 2011» (La Gaceta, 3/10), que va a ir creciendo en la medida que aumente el porcentaje de corte de las naftas. El precio del litro de etanol, fijado por la Secretaría de Energía, «en los 2,95 pesos por litro, triplica al de Brasil. Se trata de un precio de subsidio que pagan los contribuyentes.

El beneficio al monopolio patronal asociado a todos los golpes de Estado y las peores represiones sufridas por la clase obrera argentina, realizado en la planta donde se produjeron secuestros y torturas, fue anunciado un día después del veto presidencial al 82% móvil.

En esta nota

También te puede interesar:

Crecen subsidios a las patronales energéticas mientras se desploman jubilaciones, pensiones, obra pública y salarios.
Los audios de la diputada kirchnerista son autoincriminatorios.
Pobreza, ajuste y pandemia. Panorama político de la semana.
Kicillof, Massa y Sergio Berni "manejan el patrullero". 
Una trayectoria con denuncias de negociados, corrupción y narcotráfico.