26/10/2021

Martiniano Molina se acordó de Villa Itatí, pero para hacer campaña

El exintendente recorrió el barrio que mantuvo en el abandono durante su gestión buscando los votos de los vecinos.
Candidata del FIT-U de Quilmes

El exintendente de Quilmes, Martiniano Molina, recorrió Villa Itatí como parte de la campaña electoral. Quienes vivimos en el barrio tenemos memoria de lo que fue su gestión, en la que jamás se encargó de los problemas que padecemos, como ocurrió con todos los demás gobiernos.

Los vecinos de Itatí no olvidamos las nefastas obras del cocinero, como los bebederos públicos, que nos han hecho retroceder décadas, mientras seguimos tomando agua de cañerías que pasan por medio de las zanjas. O el “Polo turístico en Villa Itatí”, pintando la fachada de las casas emulando al barrio de La Boca, en un barrio donde hace falta un verdadero plan de obras públicas y de urbanización. Al igual que el gobierno de turno de Mayra Mendoza, mantuvo una política cien por ciento contraria a las necesidades reales de la villa. La recorrida de una de las barriadas más olvidadas del conurbano para el candidato de Juntos por el Cambio es un tour demagógico de cara a la campaña electoral.

Pero Mayra Mendoza no se queda atrás. La intendenta que se cuida de ir al césped sintético de la canchita del barrio (no vaya ser que se embarre, o se ponga en evidencia cómo viven miles de familias) habla de las necesidades de los más pobres, del hambre, omitiendo su responsabilidad en el ajuste que aplica. En la Cava de Itatí, en épocas de pandemia, nació nuestra olla del Polo Obrero realizada a pulmón por los compañerxs. Pero a nuestro comedor el municipio le niega los frescos para realizarla. Para Mendoza solo tienen prioridad los comedores políticamente afines a ellos. Es por eso que afirmamos que este gobierno solo hace política sucia a costa del hambre y las necesidades de la gente, y en nada le preocupan realmente.

En contrapartida, la recorrida de los candidatos del Partido Obrero en el Frente de Izquierda-Unidad, Romina Del Plá (candidata a diputada nacional) y Juan Carlos Moya (candidato a concejal por Quilmes) junto a los compañerxs del Polo Obrero Itatí, visibilizó el barrio, sus necesidades reales y el abandono en el que nos encontramos. Los vecinos tienen claro quién es quién, por eso nos decían “todos los que gobernaron se acuerdan de nosotros solo para las elecciones”.

Por eso en su intervención Romina Del Plá marcó las necesidades olvidadas por los gobiernos a ambos lados de la grieta. Entre ambos dos se turnan el poder, y nada cambió para nosotrxs. Mientras ellos siguen gastando fortunas en publicidad y militancia paga, los vecinos de Itatí seguiremos luchando por nuestras reivindicaciones. Acá también crece la conciencia de la importancia de luchar contra el ajuste del FMI, contra el pago de la deuda, contra la reforma laboral.