26/04/2001 | 704

Villa 31: Contrapropuesta al fondo Soros-Ibarra

Al cierre de esta edición, el miércoles 25, los vecinos de la Villa 31 se aprestaban a realizar una enérgica movilización frente a la Comisión de la Vivienda de la Legislatura, para enfrentar la sanción del Fondo Especial Padre Mujica. La revelación de que el verdadero «motor» de ese proyecto es el pulpo Irsa, o sea el Fondo Soros, mostró que las promesas del gobierno de Ibarra de asentamiento y urbanización del barrio eran una estafa. Al contrario, se busca abiertamente la erradicación.


Presentado entre gallos y medianoche en la Legislatura, el lunes 9, a través de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, se intentaba sancionar el proyecto Soros ya no sólo a espaldas de los vecinos de la Villa 31, sino de la propia Legislatura. A iniciativa de la banca del PO, fue girado a la Comisión de Vivienda.


La charla del jueves 19


Durante todo el feriado largo de Semana Santa, el Partido Obrero repartió un volante en el barrio convocando a una charla en uno de los principales centros comunitarios de la Villa. Allí, el jueves 19, se hicieron presentes 75 vecinos, entre ellos 10 delegados. A partir de las denuncias del PO, los vecinos hicieron suya la necesidad de confrontar a la infamia del proyecto oficial un proyecto propio.


Del debate surgió que éste debía reclamar el reconocimiento del derecho adquirido a la propiedad de los vecinos de las 10 hectáreas que ocupan en la Villa y un plan de viviendas dignas allí para todos los vecinos; la subordinación de cualquier aporte privado a la garantía de aportes mayoritarios estatales, y que un eventual aporte privado, al igual que los otros, se dirija exclusivamente al fin enunciado, sin condicionalidad a emprendimiento financiero-especulativo-comercial alguno; que la adjudicación de las nuevas viviendas se haga en base a cuotas y valores compatibles con la condición ocupacional y laboral de cada familia (no al revés, condicionando el acceso a requisitos restrictivos). Por último se planteó que los desocupados del barrio *una porción importantísima de la Villa* sean empleados prioritariamente en la construcción de las nuevas viviendas.


La asamblea del viernes 20


Un sector del Cuerpo de Delegados había convocado, asimismo, a la Dra. Alicia Olivera, Defensora del Pueblo de la Ciudad, a opinar sobre el proyecto oficial, para el día siguiente con una concurrencia superior y la presencia de una mayoría del Cuerpo de Delegados, la reunión hizo suyos los reclamos de la reunión previa. El proyecto acordado del Partido Obrero que sirvió como base para la discusión, se amplificó: se reclamó así, también, el derecho al resarcimiento económico por lo construído en los terrenos y por los años de antigüedad en la Villa. La Defensora del Pueblo denunció la pretención de usar el nombre del padre Mujica para un proyecto que coincidió en definir como «erradicador» y provocó así la adhesión incluso del actual cura párraco de la Villa.


La mayoría del Cuerpo de Delegados reacciona


Estas reuniones ayudaron a hacer reaccionar a una mayoría aún pasiva de delegados, elegidos recientemente para representar a la Villa, que seguía a un núcleo cerrado de punteros de la CMV. En la reunión se denunció la instrumentación de la CMV, lo que trajo aparejado una crisis. Esto debe ser considerado un paso adelante muy importante.


El propósito de ese sector oficialista es dividir la Villa, con promesas de indemnizaciones para los vecinos que faciliten la erradicación por pedazos del barrio. Con el mismo objetivo es que se ha erigido primero un Cuerpo de Delegados de la Villa 31 y ahora se promueve otra organización de la llamada 31 bis, cuando la Villa es de hecho una unidad. Se pretende «liberar» las parcelas que la Ciudad quiere afectar a la traza de nuevas autopistas hacia el puerto y a los emprendimientos inmobiliario-capitalistas que impulsan el proyecto Padre Mujica.


El Cuerpo de Delegados ha dado entonces un viraje y comienza a expresarse como la genuina representación de los vecinos. Es así que se está discutiendo la presentación del proyecto propio del barrio en la Comisión de Vivienda de la Legislatura en su reunión del miércoles 25, con una gran movilización.

En esta nota

También te puede interesar: