12/08/1993 | 398

Vote Frente de izquierda

Los trabajadores ya tenemos una herramienta para luchar en la contienda electoral desde la trinchera de nuestros intereses de clase, desde la trinchera de los explotados, el Frente de Izquierda.


El Partido Justicialista representa a los chupasangres privatizadores, que se han alzado con el patrimonio nacional por dos mangos y que pretenden no dejar piedra sobre piedra de las conquistas obreras.


La UCR representa a la patronal que entregó el país en 1983-89, dictó la obediencia debida y el punto final, y rescató al “plan Cavallo” en todas sus instancias de crisis. La UCR es cómplice del gobierno del narcotráfico y de la violación del régimen de gobierno constitucional.


El Frente Grande no es un Frente ni tampoco es Grande, se limita a ser el “club de amigos” de Solanas. Sus integrantes, y principalmente el Chacho Alvarez, hicieron carrera política con Cafiero, luego con Menem; votaron la “reforma del Estado” (privatizaciones) y el copamiento de la Corte Suprema por parte del menemismo.


Rico representa a un fascismo agazapado, que mientras proclama consignas “nacionalistas” ya ha anunciado que es partidiario de otra devaluación de la moneda, es decir, de liquidar todavía más el poder adquisitivo de las masas.


El FIT es un Frente de partidos compuestos por luchadores.  En el “imaginario popular”, como se dice ahora, Zamora es el hombre que gritó “Fuera Bush” en el recinto del Congreso, en las propias barbas del gringo, mostrando que el socialismo es el único representante de la dignidad nacional. A Altamira lo vemos con su dedo acusador mientras es bajado por la fuerza bruta por las escaleras de la Casa Rosada, “responsable” de haber denunciado a los saqueadores del país durante la hiperinflación alfonsiniana del ‘89. “Cien trotskistas no me van a torcer el brazo”, dijo Alfonsín en su último y fatídico mayo como presidente, y lo mismo repite ahora Menem. Pues bien, los “cien trotskistas” nos hemos juntado en un frente para torcerle el brazo a los mandatarios de los grandes pulpos y a los propios capitalistas. Llamamos a todos los que militan y piensan como hombres y mujeres combativos a que conviertan al FIT en un gran frente de izquierda.


Formemos comités en todas las localidades y lugares de trabajo, para que el frente gane en fuerza movilizadora, e incluso supere su condición electoral. El país está al borde de otra crisis mayúscula y sólo el Frente de Izquierda que hemos formado el MST y el Partido Obrero estamos políticamente preparados para orientar al pueblo en esa contienda superior.


¡A reconocer el paso al frente que hemos dado y a arremangarse para que podamos recorrer todo el camino!

También te puede interesar:

Daniela Daporta cuenta la elección en Colonia Victoria-Misiones, donde el PO obtuvo el 25% de los votos y es segunda fuerza.
Movilizarse contra los intentos de fraude.
La Renovación gana apalancada en la ley de lemas.
Virginia Villanueva, candidata a Diputada por el Partido Obrero en la provincia de Misiones, tomó la palabra en el plenario de cierre del II Congreso Nacional del Plenario de Trabajadoras.