fbnoscript

Saludos internacionales

Numerosos partidos y organizaciones enviaron su saludo pero no pudieron estar presentes en la conferencia. Entre ellas, el MTL de Finlandia, Socialismo Revolucionario, Maestros por una Propuesta Educativa, Cesar Uscamayta y la Agrupación Marxista Revolucionaria, desde Bolivia; el Partido Obrero Revoluvionario (Chile), el Grupo por la IndependenciaI Obrera (España), el Frente Popular por la Liberación de Palestina.

Fueron invitadas el conjunto de las organizaciones que participaron o adhirieron en las conferencias euromediterráneas, además de las antedichas, lamentablemente no pudieron estar aquí por diferentes impedimentos, pero nos hicieron llegar su saludo y su ánimo de participar en eventos futuros.

 

¡Queridos camaradas del 25 ° Congreso del Partido Obrero!
 
La Liga Marxista de Trabajadores de Finlandia (MTL) saluda a su 25 ° Congreso y desea éxitos para los trabajos de las sesiones del 29 / 3-1 / 4/2018. Su trabajo se realizará en un momento muy nodal de nuestra época. Estamos viviendo un período pasados diez años del colapso económico más grande del capitalismo. Este fue un choque que no pudo fundar nuevos equilibrios y lograr una mínima estabilidad. Esta situación coloca al capitalismo frente a las necesidades más agudas, en el contexto de llevar a la humanidad a un gran conflicto, cuyas consecuencias una vez más serán impredecibles.

También en América Latina la lucha de clases está hirviendo de forma más aguda, y en cualquier momento puede estallar una situación revolucionaria en cualquier lugar. Además de los trabajos del Congreso del PO, se llevarán a cabo los próximos días (2 / 4-3 / 4/2018) las sesiones de nuestra reunión internacional, con el fin de preparar un Congreso Mundial de CRCI en el plazo más breve posible. Apoyamos esta reunión con todo nuestro corazón y prometemos intentar hacer, en el futuro cercano, todo lo que nos sea posible para tener una contribución fructífera en este esfuerzo tan necesario. A pesar de que no pudimos estar físicamente presentes en la reunión de Buenos Aires, nos gustaría ser parte de ella, levantar el puño izquierdo y cantar con ustedes los versos de la Internacional, como una señal de compromiso con la revolución mundial. 

Confiados en la victoria final de la revolución en todo el mundo

Larga vida a la revolución mundial
Larga vida a la 4ta Internacional
Larga vida al 25 ° Congreso del Partido Obrero

 

Grupo Independencia Obrera (GIO

El Grupo Independencia Obrera (GIO) de España quiere saludar a los asistentes al 25 Congreso del Partido Obrero de Argentina, a los compañeros delegados a la Conferencia del CRCI y al Acto Internacional que se celebran en Buenos Aires y manifestar nuestra adhesión al programa del PO, a la tareas de refundación de la Cuarta Internacional por la reorganización de la vanguardia del proletariado sobre un programa de combate y con el objetivo de la denuncia de las capitulaciones frente a las burguesias nacionales, a sus alianzas internacionales y al imperialismo en la conciencia de que “la crisis de la dirección del proletariado, que se ha transformado en la crisis de la civilización humana, sólo puede ser resuelta por la IV Internacional”. También queremos hacernos presentes por este medio en el Acto Internacionalista ya que nuestro reducido número y problemas de fuerza mayor nos han impedido la presencia física. Hacemos constar nuestro decidido interés por participar en los próximos eventos que el CRCI tiene planificados en Septiembre en el 80º anivesario de la fundación de la Cuarta Internacional y en enero de 2019 en Estambul conmemorando el centenario de la formación de la Tercera Internacional.

Con saludos revolucionarios el GIO

Contra la Corriente, de Ucrania, el Movimiento por la Justicia Social de Macedonia; el Centro Banna Luka de Serbia; la revista Esmelet de Hungría; el centro Vanna de Bulgaria. El grupo trotskista de Azerbaiyán -adherido a la CRCI; organizaciones sindicales de Kazajstán; Armenia-y la Liga Comunista Revolucionaria de Japón, y organizaciones o grupos de Rusia, Italia, Francia, Chipre, Irán y Sudáfrica.

 

Yuri Shakhin (Contra la Corriente - Ucrania)

Queridos camaradas:

En los años recientes nos enfrentamos a una nueva ola de reaccion en todo el mundo. Hubo esperanza en movimientos reformistas en muchos paises, por ejemplo el PT en Brasil o Syriza en Grecia. Pero las fuerzas de la burgesia han demostrado que esas esperanzas eran infundadas. Todos los intentos reformistas fueron destruidos y la verdad del marxismo revolucionario se demostro una vez mas: no hay ninguna salida reformista al capitalismo en decadencia.

Sus partidos son una excepcion visibe a la senda reformista. Ustedes no perden sus posiciones con la clase obrera.
Saludos fraternales de los grupos marxistas de Ucrania. 

 

Saludos de Socialismo Revolucionario (Bolivia) al XXV Congreso del Partido Obrero de Argentina
por Socialismo Revolucionario

Hacemos llegar nuestros saludos cuartainternacionalistas de Socialismo Revolucionarioal XXV Congreso del Partido Obrero de Argentina. No cabe duda que el Congreso que se realizará en estos días, expondrá la lucha política-teórica intensa y constante que lleva adelante el PO por construir el partido revolucionario del proletariado y, la tarea titánica por marcar el rumbo a las clases explotadas y oprimidas hacia el gobierno de los trabajadores. De más está decir, que el Partido Obrero con más de 50 años de lucha por la dictadura del proletariado y el socialismo, se ha constituido en una referencia política en nuestro continente latinoamericano, y en Bolivia. A nuestro parecer es el partido que más cabalmente ha expresado las tradiciones combativas y teóricas del bolchevismo de Lenin y Trotsky. La manifestación de esto es que el PO desde su nacimiento y en su desarrollo se ha mantenido integro y solido; a diferencia de otras corrientes del trotskismo que han terminado estallando en mil astillas; o que se refugiaron bajo el ala de la burguesía.

Lamentamos, y debemos explicar, que nuestra ausencia en el XXV Congreso del PO y en la Conferencia Internacional a realizarse en Buenos Aires y convocada por los compañeros del DIP (Turquía), EEK (Grecia), PT (Uruguay) y el Partido Obrero (Argentina), se debe únicamente a la imposibilidad de haber solucionado a tiempo los problemas materiales vinculados al viaje. Evidentemente, tal situación nos lleva a reorganizarnos y ver los canales más efectivos para seguir profundizando los vínculos entre Socialismo Revolucionario y el PO, y con todos los partidos y grupos de la CRCI que hoy se dan la tarea milititante y revolucionaria de llevar adelante la Conferencia Internacional para impulsar la Refundación de la IV Internacional y la lucha contra el sistema capitalista en decadencia.

Quisiéramos trasmitir algunas ideas sobre la situación política en Bolivia. El Gobierno de Evo Morales, refleja en general, el agotamiento político en el continente del nacionalismo de contenido burgués o pequeñoburgués. Con el referéndum de repostulación Evo Morales ha intentado ocultar que el nacionalismo indígena transita un proceso de agotamiento y crisis políticas. En ese sentido que el gobierno del MAS haya forzado las instituciones del Estado para convocar –hace dos años atrás- al referéndum respondió a una tentativa de perpetuación del bonapartismo indígena en el Estado capitalista; a la vez que trata de encubrir la crisis del régimen. Impulsado desde el gobierno indigenista, el referéndum del 21F fue un intento de reforzar el régimen de poder personal de Evo Morales porque todo el régimen político, en cuestión, fue organizado en torno de ese poder. Paralelo a esto se suma el objetivo de viabilizar a un Estado “Plurinacional” que se haya en continuas crisis y descredito, lo que manifiesta que ese Estado no puede representar a todos los intereses de las clases sociales. Es en los hechos el Estado de los capitalistas.

Las diferentes crisis políticas que ha tenido el gobierno del MAS han desembocado en la primera derrota política de Evo Morales en las elecciones de alcaldes y gobernadores donde el MAS pierde sus bastiones políticos. Ahora en el 21F y el Código Penal. El bonapartismo “indígena” que emergió en medio de una bancarrota del capitalismo, concluida más de una década cierra en crisis sucesivas, y anticipa que intenta, como en años anteriores, reforzar su función de “arbitro supremo” disciplinando a las clases sociales  explotadas y con la tentativa esperanza de hacerlo por arriba de la crisis económica que se incuba en el país.

El Código Penal, que ordenaba penalizar las protesta social y la persecución a dirigentes sindicales que discrepen con el gobierno nacional, fue la última derrota política del MAS, pero capitalizado por la derecha. Evo Morales retrocedió en el código penal por el  temor a que la situación política se le escape de las manos y porque un sector de la burguesía le ordenó que anule el código penal.
Lo primero es que, no se puede ignorar de este proceso que confluyó en un campo policlasista. La confluencia objetiva de diferentes clases sociales contrapuestas y hasta antagónicas, contra el gobierno del MAS, indica el desgaste de ese gobierno -que antes tenía el apoyo de esas clases situadas en la ciudad. Señala también que el vacío político, más claramente la ausencia de una Alternativa Obrera y Socialista, lubrica el remolque de la pequeñaburguesía y sectores populares a la orientación política de la derecha reaccionaria.

La clase obrera aparece físicamente marginada de este proceso por el control absoluto de la burocracia sindical ligada al Estado. La clase obrera transita por un desplazamiento político estrangulante. La “ruptura” con su tradición combativa no es por el renuevo de nuevas generaciones –que “desconocen” la tesis de pulacayo-, sino, entre otros factores, por el papel que han jugado las direcciones sindicales obreras. La colaboración de estas burocracias en la regimentación del proletariado en el marco capitalista del Estado dio paso a la perdida de la independencia política de los trabajadores. La lucha de clases es el motor de la historia, o sea del resurgir de movimientos dispuesto a las luchas que transformen las viejas estructuras; pero si el partido no está a la altura de las tareas del momento esas luchas pueden ser presa del “desvio”. El MAS bajo la dirección de Evo Morales logró desplazar a la clase obrera de la dirección del movimiento de masas. En esto han colaborado todas las burocracias sindicales -de forma indirecta o integrándose al régimen político- que llegaron al CEN de la COB, por lo menos en los últimos casi 15 años. El mal llamado “pacto COB-Gobierno” fue parte del plan de seguir reforzando la dependencia de los trabajadores al Estado y el gobierno de Evo Morales.

La derecha ha logrado lanzar una estrategia que reforzó el democratismo en las masas que rompen con el gobierno “indígena” -que en realidad es un similar libreto al de la derecha en Venezuela. Tras el rechazo de Evo Morales a respetar los resultados del 21F que impiden su repostulación en las elecciones de octubre de 2019 y, su tendencia a las arbitrariedades y los casos enormes de corrupción, la derecha ha hecho campaña política en todo el país en base a que el gobierno de Morales es una “dictadura”, y la salida es la “resistencia democrática” y la “recuperación de la democracia”. La derecha ha sido altamente consciente su papel, en el sentido de que el agotamiento político del nacionalismo “indígena” no sobre pase el Estado Capitalista. Con esto no solo ha logrado cooptar sectores sociales que rompen con el gobierno de Evo Morales, sino ha metido a su juego a sectores de la izquierda que se denominan trotskistas.
Existe una disposición en las masas que se caracteriza por apelar a la democracia burguesa, y con ciertas reivindicaciones nacionalistas que se expresan en consignas (“Bolivia se respeta carajo” o la utilización masiva  de la bandera boliviana y el canto del himno nacional, fue una característica en la lucha contra el código penal) pero que por momentos adquieren un rasgo reaccionario (“Bolivia no es Cuba”, “Bolivia no es Venezuela”). 

Sin embargo, la utilización de elementos nacionalistas ha venido de ambos bandos: Derecha y Masistas. Mientras la derecha trata de polarizar la sociedad en torno de la “resistencia democrática vs. Dictadura” y utilizando símbolos patrios y el himno nacional; el gobierno de Evo Morales trata de apelar a la Unidad Nacional haciendo uso del recurso de la reivindicación marítima, de la recuperación del mar del pacífico (un anhelo muy profundo en los trabajadores bolivianos). Por eso es que el gobierno de Evo Morales se encuentra ahora en la Corte Internacional de Justicia de la Haya exigiendo a Chile sentarse a negociar un “acceso soberano” al mar. Pero en realidad ese “acceso soberano” no es tal, porque solo pretende beneficiar a los capitales sojeros, petroleros, gasíferos, mineros, incluido el tren bioceánico donde se encuentran comprometidos potencias imperialistas. Es decir que el llamado “acceso soberano” al mar es una de las tantas políticas anti-nacionales del gobierno de Evo Morales, en interés del capital internacional.

Este marco político ha abierto todo un proceso electoral que sacude a todos los partidos y clases sociales. El POR del fallecido Guillermo Lora colaboró intensamente en el seguidismo y la adaptación a la derecha, tanto que levantaba consignas como de “dictadura contrarrevolucionaria” haciendo referencia al gobierno del MAS –que refuerzan el democratismo en las masas, y expresan la ausencia de un programa de transición- y hasta constituyendo Coordinadoras Institucionales junto a la derecha, que solo ayudaban a confundir a las masas y embellecían a los operadores políticos de la derecha.

Desde nuestro punto de vista esto no representa un equívoco coyuntural de un Partido, sino que manifiestan el fracaso de haber sostenido durante décadas una política ultimatista. La llegada al poder de Evo Morales visibilizó, en más de una década, todo un proceso democrático formal, y con crisis políticas incluidas. Este proceso democrático formal concentró de forma intensa  la atención, ilusiones y participación mayoritaria de las masas bolivianas en los procesos electorales (referéndums, Asamblea Constituyente, parlamento, elecciones a estatutos, elecciones alcaldías y gobernaciones, etc). Como nunca antes en la historia política del país la partición llegaba a 60, 70 o 80% del electorado nacional, la abstención siempre fue bajísima; la muestra de que un viraje se había producido y por lo tanto la apertura de una nueva etapa. (Sin olvidar las diferentes crisis políticas como el cerco a Santa Cruz, Tipnis, la lucha contra la ley de jubilación, crisis con los cooperativistas, lucha nacional fabril contra el cierre de Enatex, etc.).

Mientras esto ocurría, el POR se dedicó a repetir como loro la consigna: “insurrección y dictadura proletarias”. Ocultó a tras de esta consigna su impotencia para comprender las circunstancias políticas del momento. El resultado fue que el POR, ya decadente, desapareció como referencia política para los trabajadores y clase obrera. Y solo cosechó crisis internas que pretendió ahogar burocráticamente que solo produjeron rupturas; o degeneraciones que hoy son más visibles, como su alianza con la derecha en los comités cívicos. Hasta terminar ahora marchando con la derecha y asistiendo a sus cabildos. Y oponiéndose nuevamente a toda participación en el escenario electoral y convocando a las masas a la “acción directa” para deponer a la “dictadura” de Evo Morales. Cuando esas masas aun siguen atrapadas en el democratismo burgués y no existe ninguna alternativa obrera y socialista.

En este cuadro político, Socialismo Revolucionario comprende que, nuestra tarea es sumamente basta, la construcción de una Alternativa Obrera y Socialista que participe en todo los terrenos de la lucha de clases, incluido el electoral. La condición fundamental es establecer una solida delimitación del nacionalismo burgués y desenmascarar a la derecha que se viste de “democrática” y hasta de “indígena”.  Se ve con claridad que aún no está agotadas las ilusiones democráticas burguesas en el conjunto de las masas trabajadoras, indígenas y populares, la participación en la tribuna electoral es un campo obligado de lucha y delimitación de los partidos de la burguesía (masistas y derechistas) que deben ayudar a superar este estadio en las masas. Y que para eso es necesario  combinarla con las luchas y movilización en las calles, para ir agotando las fases que transita la conciencia de las masas, y orientada a través de un programa de reivindicaciones que señale el rumbo de lucha hasta poner en el eje político la cuestión del poder.
 
¡VIVA LA LUCHA POR REFUNDACION DE LA  CUARTA INTERNACIONAL!
¡VIVA LA DICTADURA DEL PROLETARIADO Y EL SOCIALISMO!
¡VIVA LA LUCHA  INTERNACIONAL  DE LOS EXPLOTADOS!

 

Cochabamba, Bolivia, marzo de 2018

SALUTACIÓN A LA CONFERENCIA DE LA COORDINADORA POR LA RECONSTRUCCIÓN DE LA CUARTA INTERNACIONAL

Compañeras/os:

La agrupación docente “[email protected] por una Propuesta Educativa”, que inicia su trabajo en el gremio del magisterio boliviano, saluda la presente reunión internacional de luchadores y espera que ésta sea un espacio para la clarificación política de la lucha revolucionaria y para el fortalecimiento de la actividad militante de todos los que pelean, dentro de los sectores de masas, por la independencia política de los trabajadores. 

Resaltamos todo intento de los revolucionarios por reconstruir, sin sectarismos ni concesiones a la política burguesa, la IV Internacional de los trabajadores. Esperamos ansiosamente que de las discusiones de esta Conferencia se extraigan conclusiones políticas que orienten a dar respuestas concretas a la actual situación latinoamericana, donde todas las fracciones burguesas (sean “nacionalistas” o “neoliberales”) se disputan el poder político con el fin de hacer pagar los precios de la bancarrota capitalista a los trabajadores y a los más pobres.

Desde Bolivia, semillero de revoluciones y de revolucionarios, que atraviesa una crisis política y económica de envergadura, al igual que todo el continente y el mundo, saludamos una vez más la Conferencia Internacional, esperando la unificación, sobre bases programáticas claras, de un cada vez mayor número de revolucionarios en todo el mundo.

POR LA AGRUPACION DOCENTE “[email protected] POR UNA PROPUESTA EDUCATIVA”

 

Saludos a la Conferencia Internacional organizada por el DIP (Turquía), el EEK (Grecia), el PT (Uruguay) y el PO (Argentina).

CESAR USCAMAYTA•LUNES, 2 DE ABRIL DE 2018

Como Agrupación Marxista Revolucionaria (AMR) nos adherimos desde Bolivia a esta conferencia como un paso necesario en la reorganización de las filas que aglutinaba la CRCI. Como militantes revolucionarios bolivianos desde nuestro inicios, a diferencia de las tradiciones políticas del “trotskismo boliviano” (lorismo), fuimos parte de la Oposición Trotskista del POR, luchando contra las tendencias nacionalistas de la izquierda boliviana.

Coincidimos plenamente en que la construcción de una organización revolucionaria en Bolivia no puede estar ajena a de manera concreta militar en una organización internacional. La Tesis de la CRCI, expreso el grado de madures política de las organizaciones presentes en ese momento, expresaban a nuestro entender de manera clara las tendencias económicas y políticas de la situación mundial, catorce años ha pasado y urge por tanto dar pasos en la reorganización revolucionaria.

En Bolivia, estamos preparando un encuentro de la izquierda revolucionaria, en la perspectiva de constituir un Frente, para reorganizar las fuerzas dispersas de la izquierda obrera y socialista. Estamos en pleno proceso de agotamiento del Gobierno de Evo Morales, como manifestación de los límites del nacionalismo burgués y de la completa bancarrota de la izquierda reformista (que se prepara a una aventura electoral incluso dentro de las filas de la otra derecha boliviana). Por su parte el POR la histórica organización del “trotskismo boliviano”, ha agotado todo un periodo de sectarismo estéril, entrando en un periodo de economicismo empírico y de mayor degeneración burocrática.

En Bolivia, están dadas ciertas condiciones para que los militantes revolucionario puedan dar los pasos a su unificación, y la construcción de un partido revolucionario (tarea inconclusa dejada por a OT-POR). Saludamos por tanto nuevamente a la Conferencia Internacional organizada por el DIP (Turquía), el EEK (Grecia), el PT (Uruguay) y el PO (Argentina).

Saludos revolucionarios y fraternos
La Paz, Abril 2, de 2018
Cesar Uscamayta (AMR)
Franklin Tomás Guarachi Tumiri (AMR)
Abel Villarroel (AMR)

 

Contribución desde Chile a la Conferencia Internacional de Buenos Aires 

Envió desde Chile un caluroso saludo a toda la militancia revolucionaria del PT de Uruguay,  EEK de Grecia, DIP de Turquía y PO de Argentina que han organizado esta Conferencia Internacional, también a la delegaciones OKP de Rusia, ROR de Francia, Biscapaya Perú y Tribuna Clasista Brasil que han adherido a la convocatoria. 

Derrumbe de la Concertación 

Desde un Chile convulsionado y conmovido por grandes movilizaciones de los trabajadores y la juventud en los últimos años, que son expresión de los límites de un régimen capitalista decadente que ha confiscado a la clase obrera y las masas en general al extremo, hemos podido comprobar en la práctica, que tal como lo venía caracterizando nuestra corriente política, estamos asistiendo hoy al derrumbe de los gobiernos nacionalistas y de centroizquierda; en nuestro caso, estamos viviendo la última etapa de la experiencia que diera forma a la Concertación y sus últimos seis gobiernos desde 1990.

Las bases económicas y sociales del actual régimen político, y sus instituciones amparadas en la constitución de 1981, son herencia de dictadura pinochetista las cuales fueron defendidas y profundizadas según la bancarrota capitalista demandaba, por el pacto reaccionario concertacionista que hizo todo lo posible por mantener a salvo las conquista del gran capital contra las masas labrada a lo largo de diecisiete años de dictadura militar.

Bajo el pasado gobierno de Bachelet quedo a la vista el fracaso del concertacionismo de revivir una “unidad popular” que buscó, con la integración (a la ahora Nueva Mayoría) del viejo Partido Comunista, reforzar una política de cooptación del sector más combativo de la clase obrera y la juventud –que se había comenzado a desprender de sus antiguas referencias políticas ligadas a las expresiones de la colaboración de clases. Fueron millones los trabajadores y jóvenes que bajo el pasado gobierno marcharon y buscaron formas de organización para luchar en contra en contra de la jubilación privada y las pensiones de hambre que entregan las AFP, por la derogación de una reforma laboral que instalada por el gobierno “socialista” y la burocracia del PC atenta contra la organización sindical clasista aún más que el código del trabajo que dejo Pinochet, frente a la creciente destrucción del trabajo y desempleo en combativas huelgas que recorren el país; contra la educación privada que ha hecho un enorme negocio con los recursos públicos, que ha dejado como consecuencia más de 1 millón estudiantes endeudados antes de salir a buscar trabajo y las miles de mujeres trabajadoras que se han puesto a la cabeza de la lucha contra los femicidios, por el derecho al aborto legal y contra todo de tiempo de opresión capitalista.
La caída del desteñido frente popular que represento la Nueva Mayoría de Bachelet, estuvo marcada por el fracaso de su plan de reformas, que detrás del verso “reformista” termino aplicando millonarios rescates al capital, con los cuales la situación de confiscación, miseria y endeudamiento de la gran parte de la población laboriosa no cambio en lo absoluto. Sumemos a esto una profunda crisis política que ha declarado la bancarrota de todos los corruptos partidos tradicionales ligados a diferentes casos de fraude y corrupción, de los partidos que fueron por décadas los defensores de la herencia del pinochetismo. Esta situación viene a demostrarle a la clase obrera de todo el continente que el país que se mostró como “modelo de desarrollo” por el capital internacional para América Latina, no hacía otra cosa que agudizar las contradicciones sociales en función del mandato imperialista, y a la vez, incubó en las masas fuertes tendencias a la lucha empujadas por la defensa de sus condiciones de vida más elementales. 

El reciente triunfo electoral del derechista Sebastián Piñera en la pasada presidencial, es responsabilidad de la Nueva Mayoría y solo pueden encontrarse sus causas en el creciente rechazo popular a la Nueva Mayoría, a su elenco de candidatos pertenecientes a sus partidos corruptos y burócratas, y a la agudización de la precarización de las condiciones de vida de millones de trabajadores como consecuencia de sus políticas a la medida de los empresarios y en contra del interés popular.

A solo tres semanas de su arribo al gobierno, el plan de guerra de Piñera contra los trabajadores y las masas populares en general ha comenzado a dar sus primeros pasos. 

El empresario comenzó sus primeros días en La Moneda haciendo ha llamado a “todos los parlamentarios a retomar la política de los acuerdos que marcaron los primeros gobiernos democráticos desde 1990”, apuntando principalmente a los diputados y senadores de la descompuesta Concertación – Nueva Mayoría de Bachelet y al Frente Amplio (que logro en la última elección canalizar una parte importante de la disgregación política de la centroizquierda alcanzado 20 bancas en el parlamento y senador), pero rápidamente puso el acelerador mostrando la agenda capitalista con la planea la derecha enfrentar la deteriorada situación económica y la profunda crisis política que se desarrollan en el país. 

La agenda capitalista de Piñera

El primero en salir a escena fue el ministerio Desarrollo Social Alfredo Moreno, quien planteo que rebajaran los impuestos a los empresarios de un 27% a un 25% como mecanismo de “fomento de la inversión”, pero dejando intacto el IVA como impuesto que grava el consumo asalariado y que nutre hoy en más de un 40% la recaudación fiscal. 

Producto de los golpes de la crisis capitalista mundial (que se ha agravado con la suba de las tasas de importación al acero y al aluminio por parte de Trump en el marco de la guerra comercial con China) la caída de los precios del cobre ha mermado la recaudación fiscal, situación que empujo al anterior gobierno de Bachelet a incrementar de forma explosiva la deuda pública, para cumplir así, con sus “reformas” que detrás del verso “progresista” escondían una política de rescate capitalista basados en la inyección de millonarios subsidios, ahí donde la crisis de sobreproducción y el capital financiero nacional e internacional lo reclamaron. Esto sucedió con la instalación de la beca de “gratuidad” para las familias más empobrecidas atacadas por el endeudamiento, la cual ha sido usada para asegurar las ganancias de la educación superior privada que copa el 86% de la matrícula y cobra aranceles millonarios impagables por la población asalariada en momentos que la movilización popular reclamaba una educación pública y genuinamente gratuita para todos; o como sucedió con la inyección de recursos al “pilar solidario” de solidario de pensiones que permite que las AFP sigan controlando el “negocio jubilatorio” subsidiando las bajas pensiones que entregan, que hoy en promedio son de $190.000. En el periodo 2014-17 el gasto fiscal creció un 5,5% anual, frente a un crecimiento del producto del 1,9%. 

La deuda pública se encumbra sobre los U$60 mil millones. El ministro Larraín, desde Hacienda, ha planteado que la prioridad de la derecha será la “responsabilidad fiscal” frente a lo que catalogo como la “irresponsabilidad” del gobierno anterior en materia de gasto y ya anuncia un plan de ajuste orientado a “políticas de austeridad y de reducción de los desembolsos del Estado”. Bachelet ya comenzó con este ajuste cuando le negó el reajuste a los trabajadores del sector público el año pasado, lo que genero importantes movilizaciones, pero veremos cómo lo sigue aplicando Piñera, ya que de recortar planes sociales en el escenario actual, solo profundizara la tendencias a la movilización social.

La limitadísima ley de despenalización del aborto bajo “tres causales” (violación, riesgo de vida para la madre e inviabilidad del feto) que fue puesta en la mesa por Bachelet como instrumento de contención y cooptación del creciente movimiento de mujeres, ya fue modificada por el gobierno en su “protocolo de objeción de conciencia”, permitiendo ahora a las clínicas privadas que se declaren “objetoras” negar a las mujeres el aborto en las causales mencionadas y mantener sus convenios con el Estado y el desvió de recursos públicos. 

En Temuco, Piñera hace una semana, en un punto de prensa rodeado de empresarios y carabineros, anuncio que enviaran un proyecto de reforma a la “ley antiterrorista”, que busca la creación de una “policía antiterrorista”, legalizar el uso de agentes y testigos protegidos, la interceptación de comunicaciones y la persecución por medio del uso de drones, aviones no tripulados y sistema de rastreo con GPS. En el marco de una crisis política que ha cuestionado toda la herencia de la dictadura y una situación económica deteriorada Piñera sabe que está sentado sobre una olla a presión y pretende caratular cualquier reclamo popular como “terrorista”, cuando está caliente el burdo montaje contra dirigentes de comunidades mapuche en el ocaso del gobierno de Bachelet (“Operación Huracán”) del cual todo los inculpados fueron declarados inocentes por los tribunales.

El miserable salario mínimo con Bachelet apenas supero los  $250.000  y fue producto de un acuerdo con la dirección de la CUT, donde el PC planteo que a sabiendas que era “bajo” esto se enmendaría con una reforma laboral, la cual fue aplicada, y significo un retroceso para la organización sindical colocando la negociación colectiva “no reglada” y los servicios mínimos como instrumentos para evitar las huelgas, y en caso en que los sindicatos las voten, la posibilidad de que las empresas se desentiendan de estos procesos y dejen a los sindicatos en las calles por semanas sin respuestas ahogando la actividad sindical. Piñera a planteando que no cambiara la orientación antisindical de la reforma laboral, pero si buscara hacer más extensivos los “servicios mínimos” y buscara darle peso legal a los “grupos negociadores”. Todo esto en el marco de una ola despidos masivos en el país. 

Junto con esto, el Tribunal Constitucional (TC) declaró inconstitucional el artículo de la reforma educativa de Bachelet que prohíbe la presencia de “personas jurídicas que persigan fines de lucro en directorios de universidades particulares”. La reforma educativa que instalo la beca de “gratuidad”, y que fue votada en unidad entre la Nueva Mayoría y la derecha, ya había legalizado en los hecho el lucro dándole un marco legal mucho más abarcador a los subsidios a la demanda y manteniendo a la universidad pública en la precariedad, donde la movida del TC (que es un organismo estatal que opera como una “tercera cámara” compuesto por diez “ministros” que pueden revertir cualquier ley que atente contra los principios de la constitución golpista de 1980) profundizo aún más la ofensiva anti educativa. A solo de horas de anunciada esta medida, se desarrolló una movilización de estudiantes hacia las dependencias del TC en el centro de Santiago. 

Toda la agenda capitalista desplegada por Piñera se erige sobre la base de las “reformas” de Bachelet. El piñerismo está probando, en pocas semanas, que tiene la capacidad de atender las necesidades del capital de forma efectiva que el concertacionismo, profundizando los ataques a las masas en medio de una crisis general que se agudiza.

Por una alternativa obrera y socialista

El piñerismo se ha valido de los límites insuperables de la NM para comenzar con su agenda privatizadoras y restos mohosos de la NM y las organizaciones del FA se han mostrado impotentes frentes a la ofensiva de la derecha. Después de una trayectoria de décadas de acuerdo con la derecha, votando cientos de leyes juntos, cualquier iniciativa de “unidad” que emerja del concertacionismo será un evento asilado y de contención. Tal como se presenta el frente “anti Piñera” que impulsa la burocracia del PC, haciendo un llamado reaccionario a la unidad “desde la DC hasta el FA”. 

En la presente crisis chilena, donde se trenzan el agotamiento de las bases económicas y sociales “neoliberales - pinochetistas” propias de la salida del capital de la crisis mundial iniciada en los 70, con las capacidad de superación de esta misma crisis producto de las tendencias dislocadoras que han emergido en el presente periodo de bancarrota capitalista, se vuelve a cuestionar la vigencia del Frente Popular y la plantea su superación. Lo vivimos con la Unidad Popular de Allende, con la Concertación y  con su última expresión ultrreaccionaria que fue la NM, y ahora nuevamente toda la izquierda se pone a prueba frente a la aparición de la tendencia a la adaptación política a un concertacionismo cada vez más repudiado en el seno de las masas. Quienes planteen la existencia de un dicotomía entre concertacionismo – piñerismo solo preparan nuevas derrotas y un inevitable bloqueo al desarrollo de una dirección obrera y socialista entre los trabajadores, necesaria para defenderse de los planes de guerra de todas las variables políticas capitalistas. 
La situación política reclama que la izquierda revolucionaria tome la iniciativa, que incremente su agitación y la lucha política por estructurar una salida independiente de los trabajadores, evitando todo tipo de seguidismo al frentepopulismo en descomposición. Frente a esta nueva transición política la agenda está clara: por un salario igual a la canasta básica familiar y el fin del trabajo precario, contra los despidos, el ajuste y la aplicación de la reforma laboral. Por la restitución inmediata de los aportes patronales, el 83% móvil y por la transferencia de todos los cotizantes y sus ahorros a un nuevo organismo estatal de fondo de pensiones bajo control y administración de los trabajadores para terminar con las AFP. Gratuidad de la educación pública y condonación de la deuda educativa de todas las familias afectadas. Aborto seguro, legal y gratuito. Por la nacionalización de la industria del cobre y de todos los recursos estratégicos. Por una Asamblea Constituyente Libre y Soberana. Por un gobierno de los trabajadores.

Adhesión a la Conferencia Internacional 

Desde el otro lado de la cordillera, quedaremos muy atentos a lo que serán las conclusiones de la Conferencia, las cuales sin lugar a dudas serán una enorme referencia para nuestros debates y desarrollo partidario. Hoy nos enfrentamos al enorme desafío histórico de ser un factor consciente en la crisis que se desarrolla levantando las banderas de la independencia política de la clase obrera y la lucha por el socialismo, en momentos en los que diferentes impasses que se han desarrollado al interior del Partido Obrero Revolucionario (POR) lo mantienen en una delicada situación de parálisis de sus instancias deliberación, organización y actividad política. Reconocemos a la CRCI como tendencia política que reivindica y tiene un programa concreto para enrielar un camino de reconstrucción de la IV Internacional y poder hacernos parte del debate que se desarrollara mañana y el martes en la Conferencia en función de sus objetivos y tareas para el período convulsionado que enfrentamos, aunque sea por medio de este documento, nos llena de energía y convicción.

Nos encontramos revisando a la luz de la experiencia todas nuestras caracterizaciones y métodos de organización, conscientes de que hoy en época de desplazamientos y virajes violentos de las masas producto de la bancarrota capitalista, una joven organización socialista como la nuestra, debe luchar con todas sus fuerzas para defender el lugar histórico que le toca, porque sabemos que el destino del POR está ligado estrechamente al desarrollo de la conciencia de clase de los trabajadores y el pueblo y debemos buscar la forma de recomponernos para impulsar la iniciativa de lucha contra el antiobrero gobierno de Piñera. 

Reitero una vez más el saludo fraterno y combativo a todas los compañeros y las compañeras que asisten a la Conferencia, sepan ustedes también que estamos empeñados en esta lucha a pesar de los obstáculos que se presentan y no descansaremos hasta poder dar forma a un Partido Obrero con sustancia y consistente en su intervención política, único camino alcanzar la la victoria, hasta que los trabajadores gobiernen y comiencen a sentar las bases socialistas de avance hacia una sociedad superadora de la barbarie que vivimos.

¡Arriba la Conferencia Intencional!
¡Abajo la guerra imperialista!
¡Que la crisis la paguen los capitalistas!
¡Por la unidad revolucionaria de América Latina, el Caribe y toda la clase obrera del mundo en la lucha por el socialismo!
¡Vamos por la reconstrucción de la IV Internacional! 


Vitoco La Rosa, Militante del Partido Obrero Revolucionario de Chile | 01 de abril de 2018

 

Saludos camaraderiles de los revolucionarios de Azerbaijan

El mundo en el que vivimos hoy esta llevandonos a duros sufrimientos y destrucciones masivas como producto de que a crisis del capitalismo puede ser superada. El imperialismo muestra su mayor poder de destruccion en la region en que vivimos y como parte del pueblo de Medio Oriente.

Vemos que el unico camino para salvar nuestro mundo, a pueblo del mundo que sufre esta barbarica destruccion es la Internacional, y nosotros respaldamos el trabajo del Comite de la Coordinadora por la Refundacion de la IV Internacional.

Camaderilmente los aplaudimos. Apotamos enteramente a nuestros camaradas que han hecho de los principios de la Revolucion Permanente y del camino de la Revolucion de Octubre su principal causa y son quienes enfrentan el capitalismo con la consigna de la "revolucion permanente contra la guerra permanente".

 

Saludo de Opción Obrera (Venezuela)
 

Saludos desde Venezuela por parte de Opción Obrera a la Conferencia Internacional organizada por el DIP (Turquía), el EEK (Grecia), el PT (Uruguay) y el PO (Argentina), lamentamos no estar presentes esta vez, por motivo de no tener los recursos para asistir. Los vuelos internacionales están reducidos y las fronteras con muchos desplazamientos y muchas trabas para salir. 


Los compañeros desde hace un año y medio han organizado varios eventos internacionales, como la conferencia latinoamericana, el centenario de la revolución de octubre y hoy este encuentro. Siempre en las que hemos estado presentes, fue importantísimo para OO el haber ido a aprender de sus experiencias que no dudamos, es el sector más importante de la vanguardia revolucionaria mundial consciente de la necesidad de consolidar la IV internacional, pero pequeño aún para una tarea tan importante.


La Revolución socialista internacional, en el contexto latinoamericano, hoy tiene que tomar en cuenta los acontecimientos que suceden en Venezuela y en ese sentido nadie puede construir nada nacional sin poner la mirada sobre ellos, los nacionalismos interrelacionados de América Latina –agotados- concluyen en el chavismo, por lo que se encuentra al orden del día la necesidad de una acción internacional común de la clase obrera sobre nuestro país. 
OO, ha publicado y les ha enviado varios artículos desde enero de 2017, referidos a Venezuela, inclusive los ha traducido a un inglés rudimentario comprendiendo la necesidad de que los compañeros que se expresan en otras lenguas también se enteren de los sucesos internacionales que confluyen en Venezuela. 


Hemos pedido una mayor opinión, así como vuestra participación en casos especiales y particulares sobre nuestra intervención, artículos y caracterizaciones del contexto venezolano, con resultados totalmente nulos hasta ahora. 
Estamos a su disposición y exigimos su colaboración o participación coordinándolas con actividades en el país. 
Saludos revolucionarios 

José Capitán Opción Obrera

Compartir

Comentarios