Salud

2/10/2018

Vamos a la marcha federal de Salud

Este jueves se realizará una movilización desde las 13hs desde la Secretaría de Salud hasta Plaza de Mayo.


Los trabajadores de la salud y la población en general sufren el fuerte ajuste que el gobierno nacional lleva adelante sobre la salud pública. Una de las consecuencias del pacto con el FMI, para reducir el déficit fiscal, fue degradar el Ministerio de Salud pasándolo a secretaría. Esto repercute concretamente en el acceso de la población a la atención. Ya se han denunciado faltantes de medicamentos, cierres de programas, etc.


En esta misma línea se prefigura el presupuesto 2019, un punto de coincidencia entre los gobernadores del PJ y el gobierno. A su vez, el gobierno nacional es impulsor de la CUS (Cobertura Universal de Salud), plan que de la mano de lineamientos del Banco Mundial allana el camino para la transferencia de recursos del sector público al privado y limita las prestaciones brindadas por el sistema público (canasta básica de servicios). Para implementarla está en debate la creación de la AGNET (Agencia Nacional de Evaluación de Tecnologías de Salud), con el visto bueno de los bloques del Senado y la propia burocracia sindical que maneja las obras sociales.


Los despidos en el Posadas, uno de los principales hospitales del país, suman alrededor de 1300 en los últimos dos años. En la Ciudad, el gobierno de Rodríguez Larreta acaba de imponer el cierre de 5 hospitales mediante un decretazo. El "5×1" implicará la concentración de oncológicos con infectocontagiosos en un cuadro de ajuste, o sea una verdadera catástrofe.


Ante el cuadro descripto la necesidad de una movilización por la salud pública es urgente.


Sin embargo, la convocatoria “oficial” a la marcha tiene límites importantes. En primer lugar, es concebida como una acción aislada, pues no forma parte de un plan de acciones progresivas y crecientes hasta conquistar los reclamos. En segundo lugar -y esto explica en gran parte lo primero-, muchos de los organizadores son parte de los gobiernos provinciales y municipales que replican y administran el ajuste en los lugares en los cuales gobiernan. Los sectores pejotistas y del FpV desarrollan una gran impostura al proclamarse "defensores de la salud pública", toda vez que también la condenan a una gigantesca crisis allí donde gobiernan, sea Formosa o Santa Cruz. Para ellos, estas acciones forman parte de una delimitación con el macrismo en perspectiva electoral; los trabajadores y trabajadoras, tanto de la salud como usuarios del hospital público necesitamos otra cosa. 


En este punto, es muy importante el proceso de organización que protagonizan los residentes de CABA, Nación y Provincia. Vienen de participar el 24 de septiembre junto a la columna del sindicalismo combativo con un reagrupamiento representativo de decenas de sectores de salud, y promueven la conformación de una columna independiente este 4 de octubre, en línea de establecer una diferenciación clara con muchos de los organizadores. Reivindicamos este reagrupamiento, que cita 12hs a la Legislatura junto a otras asociaciones de la Ciudad (APSS, AGHIM) para manifestarse contra el ajuste flexibilizador y el recorte que en la Ciudad encarará Rodríguez Larreta con el 5×1 y la reforma de la carrera profesional.


Llamamos a participar en la movilización, y aprovechar los paros que han llamado CICOP y ATE.


Es preciso superar las limitaciones que la dirección impone al movimiento, discutiendo el planteo de una asamblea general de todos los trabajadores de la salud sin distinción de profesión ni gremio para resolver un plan de acción hasta derrotar la ofensiva bestial de Macri, los gobernadores y el FMI.