fbnoscript
23 de octubre de 2014 | #1337

Tucumán: vamos por la recuperación de Adiunt

Con más de 50 candidatos y 400 avales, se presentó la lista del Frente Docente por el Cambio para las elecciones de Comisión Directiva, vocalías y delegados del sindicato docente de la Universidad de Tucumán (Adiunt), que se realizarán el 3 de diciembre.
 
El FDC está integrado por la Naranja y luchadores independientes que se destacaron en la histórica huelga de 90 días. La docencia tucumana quebró el techo salarial del 30 por ciento, logrando aumentos que superaron levemente la inflación del 40 por ciento. También logró motorizar la reforma del Estatuto de la UNT para que se incorporen los derechos laborales docentes.
El triunfo de la huelga ha sido posible por la enorme unidad construida en base a la soberanía de las asambleas y a la irrupción de un cuerpo de activistas que ahora se ha planteado la tarea de recuperar el gremio y ponerlo plenamente al servicio de las luchas que vienen.
 
 
Independencia del Rectorado y de todas las camarillas
La lista del FDC está encabeza por Ariel Osatinsky, de la Naranja, junto a Raúl Mira, referente de las escuelas preuniversitarias de la UNT. Por primera vez, nuestra presentación abarca a 12 de las 14 vocalías existentes y delegados para la gran mayoría de las facultades y escuelas. Es una lista independiente de todas las camarillas que están disputándose la UNT. El Rectorado lo sabe y ha trabajado a fondo para enfrentarla.
 
Algunos sectores, entre ellos el PCR, impulsaron la idea de una "lista única" indiferenciada, en contraposición con el planteo de la Agrupación Naranja de impulsar un proceso de recuperación del gremio de la actual conducción, la que es correa de transmisión de las posiciones K en la UNT.
 
El kirchnerismo que dirige el gremio, y que se había dividido durante la huelga, ha buscado camuflarse detrás de candidaturas no ligadas a los aparatos K, pero que no plantean una ruptura real con las autoridades de la UNT y los decanos. El PCR, que tuvo posiciones vacilantes a lo largo de toda la huelga y ha perdido por eso a una parte de su base, ha preferido una presentación testimonial sólo con el objetivo de dificultar la recuperación de Adiunt por parte de la Naranja y el activismo.
 
La huelga de Adiunt tuvo como consigna motriz los 8.000 pesos para el cargo testigo, lo que se opone por el vértice a la política de ajuste que lleva adelante el gobierno nacional.
El FDC plantea como tarea estratégica la preparación de la lucha por la reapertura de la paritaria, con delegados electos y mandatos de asamblea. En lo inmediato, la lucha por la carrera docente, el convenio colectivo de trabajo y la ciudadanía de los preuniversitarios. La Asamblea Universitaria convocada para el 30 de octubre se ha transformado en un terreno de maniobras en contra de la docencia. La campaña electoral, en este sentido, estará íntimamente asociada a la continuidad de la lucha para asegurar la materialización de estas conquistas.
 
En este marco, desde la Naranja estamos impulsando la organización de una importante delegación de luchadores docentes al Congreso del 8 de noviembre en el Luna.

Compartir

Comentarios