fbnoscript
6 de mayo de 2015 | #1362

EXCLUSIVO DE INTERNET

Avanza la campaña nacional por el pago de los bonos a los telefónicos

Luego del triunfo de los ex ypefianos

La aprobación de la ley de resarcimiento económico a los ex ypefianos dio un nuevo impulso al proyecto (también presentado por Néstor Pitrola y Pablo López) para que Telefónica y Telecom paguen la deuda por los bonos de participación en las ganancias que mantienen con los trabajadores telefónicos desde la privatización de Entel hasta la actualidad.

 

Al igual que los ex ypefianos, los telefónicos exigimos un resarcimiento por todos los años que las empresas evadieron este pago. Según la ley presentada corresponden cuatro sueldos por cada año adeudado a cargo de las patronales. Este resarcimiento, a diferencia de los ex ypefianos, le corresponde a las patronales y no al Estado. Porque las telefónicas no se fueron del país y cuentan con las ganancias más fabulosas para hacerse cargo de esta deuda que ellas mismas generaron.

 

Los telefónicos venimos de una exitosa audiencia pública en el Congreso con más de 200 compañeros, donde salió la iniciativa de extender las audiencias y asambleas a todas las provincias y localidades del país para poner en pie un movimiento de lucha nacional por este reclamo.

 

La primera plaza fuerte será el 6 de mayo en la Legislatura provincial de Mendoza, con la presencia de Néstor Pitrola, donde se realizará una audiencia pública provincial por el pago de los bonos a todos los telefónicos; también para que se pronuncie en favor del proyecto de ley nacional presentado en el Congreso, que ya cuenta con la firma de numerosos diputados. Esta audiencia, a la que han sido invitados todos los bloques legislativos y la dirección del sindicato telefónico de la provincia, está siendo impulsada por el bloque legislativo del Partido Obrero - Frente de Izquierda y destacados delegados del sindicato telefónico de Mendoza (Soetem), que se han cargado al hombro esta campaña realizando asambleas y recorridas en la mayoría de los edificios.

 

El 8 de mayo, en Posadas, delegaciones de trabajadores de Telecom de toda la provincia de Misiones realizarán una asamblea abierta por pago de los bonos. La misma es autoconvocada luego de que los trabajadores firmaran masivamente y participaran de la audiencia pública en el Congreso. El pronunciamiento en favor del proyecto de ley por el pago de los bonos abrió un debate que ya venía sobre la necesidad de avanzar en la organización ante la falta de respuesta de la Foeesitra y las direcciones sindicales, que además se negaban a convocar a una asamblea de la base para debatir sobre los bonos y las paritarias.

 

El sábado 16 de mayo, también con delegaciones del interior, tendrá lugar en Capital Federal una asamblea autoconvocada e impulsada por las agrupaciones de la oposición a la directiva Azul y Blanca kirchnerista de Foetra. El texto de convocatoria a la asamblea reivindica el proyecto presentado en el Congreso, superando el planteo de algunas agrupaciones que no se han pronunciado aún por el proyecto (dando la espalda a las audiencias) o sólo lo han hecho formalmente.

 

En todas las asambleas convocadas, además de por los bonos, seguramente se planteará la discusión por las paritarias, donde se arrastra un atraso salarial importante. El año pasado fue rechazada masivamente la paritaria a la baja en asambleas de base y la asamblea general, y la directiva de Foetra la hizo pasar igual por medio de un fraude bochornoso.

 

La campaña y lucha por los bonos va camino a empalmar con la discusión paritaria, que proponemos discutir en las asambleas de base y en todas las instancias que se presenten. Planteando un 40% de aumento salarial, anulación o absorción de las patronales del impuesto al salario, pase a planta permanente de los tercerizados y convenio único de la telefonía fija y móvil.

 

Las direcciones sindicales no se han pronunciado ni convocado a un solo plenario de delegados. Desde enero vienen anunciando la presentación de un proyecto de ley por el pago de los bonos que sería acompañado por una movilización nacional. Pero mientras esto se termina de cocinar en las oficinas del oficialismo, por abajo sigue avanzando un movimiento real de lucha y organización.

 

El año pasado ya tuvimos un amague de "plan de lucha" (el anuncio de un paro y movilización por los bonos), que fue frenado por una "conciliación obligatoria" trucha -es decir, antes de realizarse la medida y luego se "suspendió" indefinidamente, y nunca más se propuso.

 

Como en el pasado, la lucha por el pago de los bonos y todas las reivindicaciones dependerá de la capacidad de los telefónicos para desbordar la inacción de las direcciones sindicales comprometidas con las empresas y el gobierno, y poner en pie un movimiento de lucha independiente.

 

Ya llevamos más de 2.000 firmas juntadas en apoyo al proyecto de ley presentado por los diputados del Frente de Izquierda y apoyado por más de una decena de diputados de otras fuerzas políticas. Vamos por la unidad de la izquierda clasista y el movimiento obrero combativo. Vamos por un triunfo, como lo lograron con la lucha los ex trabajadores de YPF.

 

Compartir

Comentarios