fbnoscript
26 de noviembre de 2015 | #1391

EXCLUSIVO DE INTERNET

Ningún despido en los bingos bonaerenses

Entrevista a Z. e Y., empleados del bingo platense

-La empresa piensa despedir personal, ¿cómo se enteraron, cuánto personal sería y de qué áreas?

Z: Nosotros nos enteramos a través de los empleados gastronómicos y de los delegados de UTGHRA (turismo, hoteleros y gastronómicos) de que la empresa Codere tiene pensado reducir su planta en toda la provincia, donde manejan catorce salas. El personal afectado sería de todas las áreas, pero básicamente del área de gastronomía y cambistas, vendedores y cajeros. Entendemos que esto tiene que ver con una política de reducción progresiva de personal que viene llevando adelante la empresa hace tiempo y es por eso que estos avisos han generado gran inquietud entre los compañeros.

-¿Cuáles serían las razones de esta reducción de personal, el rol del gobierno provincial y la situación internacional de la empresa?

Z: A nivel internacional, Codere viene presentando una crisis muy fuerte en la casa española. En el marco de la crisis que enfrenta ese país, la empresa tomó deuda que no pudo pagar, y se decidió desplazar el costo de ese ajuste sobre las filiales argentinas -que son las que recaudan a nivel mundial el mayor porcentaje de todo el grupo-, reduciendo los gastos generales y principalmente la planta de personal, lo que se contrapone con la política expansiva que venía teniendo a nivel local hace unos años.

Y: Con el amparo del gobierno provincial y la complicidad de la burocracia sindical, se vienen dando todo tipo de maniobras para ese fin, como "planes de retiros voluntarios", persecuciones, que fuerzan a los compañeros a renunciar, y despidos. Hace cuestión de un año y medio Scioli tuvo complicaciones para pagar los aguinaldos estatales y Codere aportó dinero a cambio de acuerdos con el gobierno provincial, como la renovación de las concesiones y el forzado de la normativa que exige un cupo mínimo de personal de planta. Hizo lo suyo también con las leyes que prohíben el humo, creando un salón de fumadores.

-¿Cuál es el rol que ha cumplido el sindicato en el asunto?

Z: En el Bingo hay dos gremios, por un lado el de vendedores (Aleara -juegos de azar) y el de gastronómicos (UTHGRA). Los delegados del sector gastronómico empezaron un proceso de discusión, movilización y difusión del conflicto, pero sólo como respuesta a la presión de los compañeros de planta. Hoy por hoy, la dirigencia regional y los mismos delegados se encuentran sobrepasados por el ímpetu de sus compañeros. Por el lado de Aleara, los delegados plantean que "no hay ningún riesgo de despidos" y que "se queden tranquilos, porque si hubiera despidos no serían de Aleara", sino de gastronómicos, y que si aún así fuera "ese cupo se cubriría con retiros voluntarios" fácilmente.

Y: Resumiendo, diría que la posición de Aleara es la de evitar la discusión y la organización, apuntando a dividir a los gastronómicos de los vendedores de cara esta lucha.

-¿Cuál es el estado de actividad de los compañeros y cuáles son las tareas y perspectivas del activismo en el Bingo?

Z: Hoy en día depende de los sectores, en el caso de gastronómicos están más concientizados y organizados respecto de esta situación. Están más preparados para dar una lucha, porque ya tuvieron experiencias. En el caso de los vendedores, es más complicado porque el gremio nunca hizo asambleas, paros, movilizaciones... muchos compañeros están despolitizados por la política del gremio y creen que nada va a pasar, mientras otro sector más activo está discutiendo y trata de concientizar a los compañeros, porque no queremos esperar a que echen compañeros para salir a pelear. Esta lucha tiene la dificultad particular de que el gremio no nos apoya en la lucha contra la empresa. Nuestro trabajo es entonces, hablar día a día con los compañeros.

Y: Los dos gremios trataron siempre de dividirnos por sectores, pero nosotros sabemos que somos todos compañeros, sólo que unos venden ficha y otros comida. Pero todos estamos en la misma empresa y la misma realidad, Aleara siempre nos educó en que ellos deciden y que no hay que luchar.

Compartir

Comentarios