fbnoscript
3 de marzo de 2016 | #1401

Los trabajadores del Conicet de Necochea y Quequén nos organizamos frente al ajuste

Esta asamblea representa un logro enorme, que se suma al trabajo realizado por los compañeros de Jóvenes Científicos Precarizados y ATE-Conicet, en un sector de los trabajadores que posee un grado ínfimo de afiliación sindical, que no posee convenio colectivo de trabajo, que no discute paritarias y que desarrolla sus actividades en un elevado grado de precarización laboral, que incluye el no reconocimiento de los derechos laborales básicos para los becarios

Trabajadores del Conicet de Necochea y Quequén, pertenecientes a cuatro lugares de trabajo diferentes (la Estación Hidrobiológica Puerto Quequén, el Area Arqueología Antropología de la Municipalidad de Necochea, el Laboratorio de Ecología Evolutiva Humana de la Unicen y el Area de Historia Americana y Argentina de la Universidad Nacional del Sur), nos reunimos en asamblea el lunes 8 de febrero.

Asimismo, fuimos partícipes de ella investigadores (de planta permanente y becarios), técnicos y personal administrativo, afiliados de ATE, UPCN y compañeros sin afiliación gremial. Se trató de una verdadera asamblea de base.

La reunión fue convocada en el marco de la enorme ola de despidos, que se ha dado particularmente luego de que el director del Conicet declarara a los medios de comunicación que el organismo era “inviable” y entregara al denominado “Ministerio de Modernización” el listado de los trabajadores del organismo.

Esto se da en el marco del decreto presidencial por el cual el gobierno se encuentra revisando y rescindiendo una elevada cantidad de contratos y concursos de estatales de los últimos tres años. Los trabajadores de Ciencia y Técnica nos convocamos en asamblea y nos declaramos en estado de alerta. Votamos un cronograma de asambleas periódicas que nos permitan tomar las acciones pertinentes frente a esta coyuntura.

En los debates, destacamos la importancia de que los trabajadores del Conicet de todas las áreas desarrollemos acciones en común, fomentando las convocatorias a asambleas por lugares de trabajo en todas las regiones del país, para elevar los niveles de organización frente a los múltiples reclamos que tenemos.

Asimismo, planteamos la necesidad de expresar nuestra solidaridad con los trabajadores despedidos y los medios más eficaces para revertir la situación e impedir que este proceso continúe extendiéndose. Para el caso particular de nuestro organismo, consideramos pertinente que acompañen a las tradicionales movilizaciones, las actividades de divulgación científica (ciclos, ferias y charlas), que nos permitan difundir nuestro trabajo y mostrar la importancia de la investigación científica.

Esta asamblea representa un logro enorme, que se suma al trabajo realizado por los compañeros de Jóvenes Científicos Precarizados y ATE-Conicet, en un sector de los trabajadores que posee un grado ínfimo de afiliación sindical, que no posee convenio colectivo de trabajo, que no discute paritarias y que desarrolla sus actividades en un elevado grado de precarización laboral, que incluye el no reconocimiento de los derechos laborales básicos para los becarios.

Para avanzar en la resolución de estos problemas, los trabajadores de ciencia y técnica debemos organizar un gran congreso, que nos permita centralizar y organizar la lucha a escala nacional. 

 

Compartir

Comentarios