fbnoscript
14 de abril de 2016 | #1406

Municipales de Avellaneda: necesitamos un plan de lucha

Por aumento salarial y por paritarios electos en asamblea en cada dependencia
Por Virginia
delegada del Hospital de Wilde, de municipales de Avellaneda

El intendente de Avellaneda, ingeniero Ferraressi, acaba de acordar en un acta con los sindicatos UMA; UPCN y Amra un aumento para los trabajadores municipales de 10% en abril, 10% en mayo y 10% en septiembre, y aumentar la suma fija, actualmente de 1.000 pesos a 2.000 a partir de julio. Esto significa un aumento 350 pesos aproximadamente en abril, mayo y septiembre.  

El  básico de la categoría inicial en septiembre será de 4.550; con esta miseria salarial, el nacional y popular, Ferraressi, expresa su compromiso con los trabajadores, con la suma fija, el salario conformado llegaría en septiembre a 5.550 pesos, cuando hoy, la canasta familiar está valuada por encima de los 18.000, con una inflación mensual creciente.

El sindicato de trabajadores municipales de Avellaneda (STMA), que encabeza el secretario general de la Fesimubo ha manifestado su desacuerdo con este aumento. En un plenario de delegados a  mediados de marzo, el STMA  declaró el estado de alerta y fijó el reclamo de salarios en 10.000 pesos. En este plenario se informó  el sueldo de algunos municipios bonaerenses:  Pinamar: 9.400 / Saavedra-Pigüe: 8.500 / General Pueyrredón (M de P): 10.800 / Bahía Blanca: 11.000 / Campana: 7.900.muy por encima del nuestro

En ese plenario, los delegados fueron convocados a aportar en la elaboración del convenio colectivo de trabajo que deberá ser firmado por cada municipio en julio. Necesitamos un convenio colectivo de trabajo que defienda las condiciones laborales de los municipales, fundamentalmente en lo referido a la seguridad  laboral,  pues las precarias condiciones de seguridad e higiene han costado la vida a tres trabajadores y la salud de otros tantos en el último tiempo en accidentes de trabajo.

El secretario adjunto de nuestro gremio, cuando informaba a medios de prensa “que el fallo judicial de la Sala II de la Cámara de Apelaciones de la Justicia Federal de La Plata ha intimado al Ejecutivo de Avellaneda a pagar la deuda de 23 millones de pesos mas intereses  a la obra social de los municipales”, denunció  también que “se está corriendo la versión que Jorge Ferraresi quiere llevar la jornada laboral a ocho horas para evitar las horas extras”. Esto agudiza la necesidad de la paritaria que fije la duración de la jornada en las 30 horas semanales que son una conquista de nuestro gremio, y las condiciones laborales. Fijemos en forma urgente un plan de lucha para conseguirlo.

La elección de representantes paritarios de cada dependencia, con el pliego de reivindicaciones de las mismas, es la manera más democrática de resolver la cuestión de la representatividad.

No alcanza con las presentaciones legales y al ministerio de trabajo realizadas por el STMA. Necesitamos un plan de lucha, por los 10.000 pesos de básico para la categoría inicial con plenarios y asambleas en las dependencias y un plan de paros progresivos, como los auxiliares de educación bonaerenses, que acaban de arrancarle a Vidal la devolución de los descuentos compulsivos, Y vamos por  una acción común con toda la federación para alcanzar un salario igual a la canasta familiar para todos los municipales bonaerenses.

Compartir

Comentarios