fbnoscript
16 de junio de 2016 | #1415

Piquetazo contra el hambre y el tarifazo

El Polo Obrero, junto a otras organizaciones del movimiento piquetero protagonizó, el pasado viernes 10 de junio, un piquetazo de seis horas en el Obelisco, cortando la totalidad de la avenida 9 de Julio, en reclamo de aumentos para los que trabajan en el programa Argentina Trabaja y otras reivindicaciones. Los compañeros del Polo Obrero de Córdoba también se movilizaron en su provincia con los mismos planteos
Por Corresponsal

El Polo Obrero, junto a otras organizaciones del movimiento piquetero protagonizó, el pasado viernes 10 de junio, un piquetazo de seis horas en el Obelisco, cortando la totalidad de la avenida 9 de Julio, en reclamo de aumentos para los que trabajan en el programa Argentina Trabaja y otras reivindicaciones. Los compañeros del Polo Obrero de Córdoba también se movilizaron en su provincia con los mismos planteos.

Las consignas y los reclamos fueron: puestos de trabajo ante el crecimiento de la desocupación; aumento a los trabajadores del programa Argentina Trabaja que, en lo que va del año, recibieron sólo un 20%, perdiendo contra una inflación proyectada que ya supera el 40% y aumento en el resto de los programas sociales.

Asimismo, se planteó: abajo el tarifazo y garrafas subsidiadas por el Estado para los desocupados y precarizados. Esta fue la tercera acción de lucha por estos reclamos, luego del corte frente al Ministerio de Desarrollo Social, del 16 de marzo pasado y la movilización de Liniers a Plaza de Mayo, del último 16 de abril.

El ajuste golpea fuertemente a los trabajadores y a los desocupados que viven en los distintos barrios. La llamada "asistencia social", que los diarios destacan que está siendo aplicada por Macri y la gobernadora Vidal, es sólo para la tribuna. Lo que tenemos es un tarifazo en regla en los servicios públicos (en los últimos días han llegado boletas de gas impagables, con el agravante del frío), 250.000 despidos en todo el país y una inflación que se come los salarios.

En la jornada del 10 fue reflejada esta realidad que se sufre en todo el país. Una delegación de los compañeros movilizados se reunió con funcionarios del Ministerio de Trabajo acercando un petitorio con los reclamos.

La negativa respuesta del gobierno ante los pedidos plantea la necesidad de profundizar el plan de lucha. En los próximos días se reunirán las organizaciones para discutir una nueva acción. Queda planteada la necesidad de reunir las asambleas, seguir empadronando compañeros por trabajo y votar acciones en las cuadrillas de cooperativistas para derrotar el ajuste.

Compartir

Comentarios