fbnoscript
7 de diciembre de 2016 | #1440

Tenaz lucha en Textilana

Por el bono de fin de año y contra la persecución patronal
Por Corresponsal
El viernes 25 de noviembre, los trabajadores de Textilana, de Mar del Plata, realizamos un acampe en las puertas de la empresa, una medida votada en la última asamblea en el marco de un plan de lucha que llevamos adelante por varios reclamos, como el reconocimiento de los certificados médicos, el pago de los días de enfermedad, por el fin de la persecución sindical, por el retiro de las cámaras de seguridad,  por el cambio de ítem a cuenta de futuros aumentos del sector tejeduría y por un bono de fin de año 5.000 pesos.
 
Como represalia por la realización de las asambleas, que fueron de un total de cuatro horas y media, la patronal suspendió a dos tejedores por cinco días, apercibió a otros tres compañeros y descontó el presentismo y las horas a los compañeros que concurrieron a las mismas. En una clara maniobra divisionista, la empresa no descontó el salario a la comisión interna, pero dicha medida no funcionó porque todo el activismo tiene pleno conocimiento del accionar malicioso de la patronal.
 
Si bien arrancamos una reunión con la empresa, luego de que una delegación de 60 compañeros concurriera al sindicato para exigir el apoyo a nuestros reclamos, la misma se desarrolló con una tercera línea de la patronal. Escucharon los reclamos y quedaron en hacerlos llegar al directorio. A casi dos semanas no han dado ninguna respuesta.
 
Al acampe concurrieron compañeros de diferentes organizaciones, destacándose una nutrida cantidad de compañeros del Polo Obrero y del Partido Obrero, la UJS, docentes de Suteba, delegados recién electos de ATE, militantes del PTS y representantes del sindicato Luz y Fuerza. También se hizo el presente el secretario gremial de la Asociación Obrera Textil (AOT). Realizamos una radio abierta donde intervinieron varios compañeros, quienes destacaron la lucha que estamos llevando adelante y la necesidad de la unidad de los trabajadores para conseguir nuestros reclamos. 
 
Luego del acampe se ha abierto un profundo debate en la fábrica por la realización de un paro hasta conseguir todas las reivindicaciones.
 
Esta semana, la empresa quedó en darnos una respuesta sobre los reclamos, pero hasta la fecha sólo mantienen el silencio. Frente a este panorama se prepara para los próximos días una nueva jornada de lucha.
 
Exigimos el pago de las horas y presentismo descontado por la concurrencia a las asambleas; el pago de los días de suspensión de los compañeros sancionados; la eliminación del legajo de los apercibimientos; el pago de los días de enfermedad y servicio médico en la planta; el cambio del ítem futuros aumentos del sector tejeduría; que se quiten las cámaras de vigilancia y un bono de fin de año de 5.000 pesos.
 
¡Profundicemos esta lucha para conseguir todas nuestras reivindicaciones!

Compartir

Comentarios