fbnoscript
7 de mayo de 2017

Tabacal declara la guerra a sus obreros ante el inicio de zafra

Ya es costumbre de la Seaboard Corporation, dueña del ingenio Tabacal, descargar una andanada de provocaciones contra sus obreros ante el inminente inicio de la zafra y las paritarias en el mes de mayo.
 
Sin embargo, este año la patronal norteamericana ha redoblado la apuesta. Comenzó en diciembre pasado descontando unilateralmente el “anticipo” con el que cubrió los días caídos de la huelga de 76 días del año pasado, cuando aún estaba en negociación si se los descontaba. Siguió con un pedido de exclusión de la tutela sindical y nuevas denuncias penales sobre los cuatro principales dirigentes de la comisión directiva del STA (Sindicato de Trabajadores del Azúcar), por haber “usurpado propiedad privada y dañado maquinarias” al ingresar a la fábrica ante el paro desatado espontáneamente ante esos descuentos.
 
También dejó de descontar por planilla las deudas de los trabajadores con el sindicato y su obra social (Ospa), generando un rojo de 5 millones de pesos al STA. Y por último, acaba de anunciar que aplicará unilateralmente el famoso turno relevante que fue rechazado por la histórica huelga del año pasado al redundar en un descuento del 40% del salario de los trabajadores. Como si esto no fuera suficiente, los voceros de Tabacal anunciaron además que lo harán sin ningún tipo de compensación, avasallando los derechos adquiridos de los trabajadores. La Seaboard aduce que ya ha cumplido con el acuerdo del año pasado de judicializar el turno relevante y que al declararse incompetente el juez que debía definir sobre el punto, la patronal ha quedado liberada para su aplicación unilateral.
 
Toda esta avanzada que busca quebrar la organización obrera, tiene como primer propósito otorgar un aumento a la baja, ante el pedido de aumento salarial de un 42%, para llevar de 16.300 a 23.300 pesos el salario mínimo obrero, votado por la Federación Azucarera Regional (FAR) conformada por los ingenios de Salta y Jujuy.
 
 
El ajuste de Macri, Urtubey y Tabacal
 
Semejante salto en la andanada de provocaciones, sólo se explica en la confianza de esta patronal en el apoyo directo tanto del gobierno de Macri como el de Urtubey. Esto quedó claro con la fuerte militarización del Ingenio y la ruta nacional 50, en diciembre pasado, para quebrar el paro obrero contra los descuentos de la patronal a días de la finalización de la zafra y de las fiestas de Navidad y fin de año. Los ministerios de Trabajo de Nación y Provincia no han movido un pelo ante la abundantes e ilegales prácticas desleales contra la organización gremial de los obreros de Tabacal.
 
Después de la heroica huelga de julio y agosto del año pasado que derrotó el intento de la Seaboard de imponer un ajuste a través del turno relevante, los principales diarios locales de la burguesía editorializaban que había que frenar estos obreros “bárbaros” que ponían en peligro los enormes negociados con la tierra que pergeña la clase capitalista con el aval de Urtubey y Macri, a través de la habilitación de un mayor nivel de extranjerización de la tierra, de un nuevo mapa de ordenamiento territorial y de mayores exenciones impositivas (quita de retenciones e impuestos provinciales).
 
Por otro lado, la imposición del turno relevante es parte de la política de contrarreforma laboral, negrera y flexibilizadora, que impulsan el conjunto de las patronales del país; por lo que la derrota decisiva de uno de los contingentes proletarios más aguerridos de los últimos 10 años, sigue siendo clave en la agenda capitalista y su ajuste.
 
 
Presión obrera y crisis política
 
Sin embargo, no todo los sectores de la burguesía acuerdan con esta fenomenal avanzada de Tabacal. Ante el temor de una nueva respuesta obrera y de un conflicto prolongado, sectores comerciales del departamento de Orán advierten sobre las enormes pérdidas que tuvieron el año pasado. Si la Seaboard perdió alrededor de 84 millones de pesos por su propio lock out, se estiman pérdidas similares para el conjunto de la actividad económica local. A diferencia de años anteriores, se ha instalado desde ya, tanto en los medios locales como provinciales, la preocupación por un nuevo conflicto.
 
En este marco y bajo una crisis declarada por el reparto de candidaturas entre la tropa oficialista que dirige Diputados y el gobierno de Urtubey, el oficialismo aceptó tratar el proyecto de declaración del PO de repudio a la avanzada patronal, contraponiéndole una declaración propia que plantea un diálogo entre las partes sin denunciar la avanzada antisindical e ilegal de la Seaboard y su intentona de volver a la carga con la implementación del turno relevante. Ante esta impostura, los diputados del PO sostuvimos y votamos a favor de nuestro proyecto. El Senado provincial actuó del mismo modo, mientras que el Concejo Deliberante de capital, terminó votando nuestro proyecto sin modificaciones.
 
Días previos, mientras los diputados del PO propusimos recibir a los dirigentes obreros del STA para tomar sus denuncias, el oficialismo recibía además a los representantes de Tabacal, con el amigo personal de Urtubey, Horacio Aguilar, a la cabeza, quienes fueron a la cámara legislativa a “sugerir” que ésta no debía entrometerse en asuntos propios de la justicia y el Ministerio de Trabajo.
 
 
Una vez más, vamos por la victoria de los obreros de Tabacal
 
En este momento, hay 900 trabajadores de los 1600 obreros de Tabacal en actividad, el resto se incorporará al iniciar la zafra dentro de 10 o 15 días. Sus dirigentes sindicales y la gran mayoría de los obreros, son conscientes del conflicto que se avecina. Es necesario preparar desde ya una respuesta colectiva.
 
En este marco, el congreso de bases que acaba de ser votado por la FAR (federación azucarera regional) para el 25 de mayo próximo y que se realizará en la propia planchada del Ingenio Tabacal, será un escenario clave para unificar la lucha del conjunto de los obreros azucareros en el marco de estas paritarias y para rechazar la avanzada judicial contra su organización gremial, que se extiende a casi todos los dirigentes sindicales azucareros de Salta y Jujuy. El congreso de bases de la FAR se encuentra ante la necesidad de preparar una huelga general activa de toda la clase obrera azucarera y llamar a los pueblos azucareros a solidarizarse nuevamente con ellos, para derrotar una vez más a sus patronales negreras.
 
Los obreros azucareros de Tabacal, nuevamente serán una pieza clave y de vanguardia en la lucha contra el ajuste y los compañeros del Partido Obrero nos jugaremos con todo por su victoria.
 
 
 
TE PUEDE INTERESAR:
 

 

Compartir

Comentarios