fbnoscript
29 de junio de 2017

Sigue la lucha en el Hospital Garrahan contra la paritaria de hambre

Piden un bono de $5000 al básico
Por Alejandro Lipcovich Delegado de la Junta Interna ATE Hospital Garrahan
El jueves 29/6, el puente de Brasil y Pichincha se “vistió” con una bandera que expresa el sentido reclamo de trabajadoras y trabajadores del Garrahan luego del ruinoso acuerdo entre el gobierno y la burocracia sindical. Así, tras una concentración en el hall de Combate de los Pozos, nos movilizamos alrededor del Hospital, para finalizar sacándonos una foto con un gigantesco telón que dice “A 30 años: $5000 mensuales al básico para todos. Los trabajadores rechazamos la paritaria de 20% de UPCN-SUTECBA con el gobierno macrista”. La iniciativa surgió de una asamblea convocada por la Junta Interna de ATE y la Asociación de Profesionales, que respeta un principio fundamental y opuesto por el vértice a la burocracia sindical: la deliberación de la base sin distinción de afiliación. En el acto realizado arriba del puente, se vocearon las reivindicaciones de los trabajadores del Garrahan, que no se limitan a la suma fija, e incluyen un 35% de aumento, el reclamo de 6 horas e insalubridad y el reconocimiento de títulos, entre otras cosas.
 
A la vez, se destacó el apoyo a los trabajadores de Pepsico, que desarrollan una gran lucha, permaneciendo en la planta contra el vaciamiento de la patronal. Además, tomaron la palabra representantes de la Cicop, la CTA y ATE Capital. Por esta última, habló Frondizi, en nombre del Consejo Directivo. Proclamó que a Macri se lo enfrenta en las calles y con unidad; sin embargo, la política del sindicato se caracterizó en forma explícita por promover como principal estrategia la “derrota electoral de Macri”, entendida esta como una coalición con el PJ, que, en Capital, incluye a UPCN.
 
Cómo seguir en el Garrahan
 
La bronca recorre los sectores tras una paritaria de hambre y flexibilización, con presentismo y productividad incluidas. Por ello, se vienen realizando medidas semanales, entre concentraciones, ollas populares y asambleas. En la última, se destacó como reivindicación central el establecimiento de una suma fija de $5000, que se incorpore al básico, para paliar parcialmente los efectos de una paritaria tan mala que implica aumentos de bolsillo cercanos al 0% para las categorías más bajas. El Consejo de Administración tiene la potestad para otorgar este bono, pues administra fondos propios. Si dijeran que no hay plata, deberían abrir los libros del Hospital. No han tenido empacho en incrementar los cargos políticos, con un quinto consejero que costará millones. La disparidad salarial entre la conducción y la base es gigantesca, y se ha agravado con la nefasta “carrera”, que rige hace varios años.
 
Indudablemente, para arribar a alguna conquista, es preciso poder adoptar medidas más contundentes, lo cual reclama la participación de más compañeros y compañeras. Para ello debemos reforzar la organización en los sectores, y quebrar las innumerables presiones de la patronal y la burocracia, que actúan en tándem. Con la fuerza de los trabajadores, podemos quebrar el ajuste: vayamos todos a la próxima asamblea conjunta, el jueves 6/7.
 
 

En esta nota:

Compartir

Comentarios