fbnoscript
28 de septiembre de 2017 | #1476

Elecciones en Petroleros de Santa Cruz

La Lista Roja, en segundo lugar
Por Corresponsal
en Pico Truncado
Con una participación un tanto menor que hace cuatro años, el oficialismo ganó las elecciones del Sindicato de Petroleros en Santa Cruz.
 
En 2013, después de tres años de intervención de la Federación, sobre un padrón de más de 6 mil trabajadores petroleros, hubo un histórico 85% de votantes; en esta oportunidad, sobre un total de 7.400 empadronados, votó cerca del 70 por ciento.
 
El actual secretario general, Claudio Vidal, ganó en todas las localidades de la provincia. Aunque lejos, la combativa Lista Roja se ubicó segunda y encabeza la oposición. Los números oficiales marcan que Vidal obtuvo el 70,49%; Oñate (Lista Roja), 12,07%; Carabajal, 12,01%, y Salguero, 5,41%.
 
Finalmente, no se produjo una “corrida” por abajo que permitiera a las listas opositoras disputar la conducción del sindicato a la actual gestión.
 
La incertidumbre por la posibilidad de más despidos, en momentos en que centenares de trabajadores se encuentran en “stand by” cobrando el básico en la casa, jugó claramente a favor de Vidal, quien se presentaba como “garantía” de continuidad de los puestos laborales de cientos de compañeros que están en la “ganchera” hasta que se reactive la industria.
 
Vidal fue apoyado por las operadoras, por el Ministerio de Trabajo de Triaca y por la gobernadora Alicia Kirchner como garantía de la “paz social” en los yacimientos, mientras avanzan la flexibilización laboral y los despidos “por goteo”.
 
También influyó en el resultado que, después de la desafiliación a la Federación -fantasma que la burocracia agitó hasta el final-, Vidal se encontró con una montaña de plata que canalizó en una mutual, impulsó un plan de viviendas, entregó kits escolares, un plan de apoyo educativo y construyó sedes del sindicato, que mostró como puntos fuertes de su gestión.
 
Las denuncias de fraude
 
Todas las listas de la oposición denunciaron oportunamente las irregularidades en la conformación de la Junta Electoral y en el padrón, la existencia de cámaras de seguridad en las mesas donde se desarrolló la elección y la decisión de hacer votar sólo con DNI, sin exigencia de exhibir los recibos de sueldo. Con todo, estas denuncias no alcanzan para explicar la abultada diferencia de votos.
 
La Lista Roja desplazó por pocos votos del segundo lugar a la Lista Verde. Con este resultado, se asienta la posibilidad de colocarse como una alternativa en el futuro. Es que Vidal deberá sortear el ajuste en marcha de sus padrinos políticos y empresarios.
 
La Lista Roja desplegó una gran campaña militante y despertó la simpatía de centenares de obreros y de muchos habitantes de las ciudades petroleras de la zona norte de Santa Cruz. Después de un necesario balance interno para mejorar los aspectos organizativos y programáticos, tendrá la responsabilidad de sostener una agrupación militante, donde puedan apoyarse los petroleros como referencia de lucha ante los avances patronales, publicar un boletín informativo mensual y actuar para democratizar la vida interna del sindicato.
 
En la perspectiva de darle continuidad a un agrupamiento clasista, José Maidana y Néstor Vivares, militantes del Partido Obrero y activos integrantes de la Agrupación Ahonikenk y candidatos de la Lista Roja, participarán el próximo 30 de septiembre del gran Plenario Sindical que se llevará a cabo en el Estadio Cubierto de Lanús.

En esta nota:

Compartir

Comentarios