fbnoscript
17 de enero de 2018 | #1489

Stockl: la lucha contra un vaciamiento

El 22 de diciembre pasado, los trabajadores de la autopartista Stockl, ubicada en el centro del parque industrial de Almirante Brown, se encontraron con la fábrica cerrada, sin personal administrativo y con los salarios de noviembre sin cobrar. Desde ese día, están llevando adelante una lucha que marca un camino dentro y fuera del distrito de Almirante Brown.

Empezaron con actividades para compensar salarios adeudados y hoy sostienen una tenaz lucha contra el vaciamiento. Abandonados por la UOM Avellaneda, pero rodeados de la solidaridad de otros muchos sectores, iniciaron un proceso de vigilia en la fábrica para preservar instalaciones y maquinaria. Organizan asambleas abiertas junto a quienes luchan con ellos y en las que se votó, por ejemplo, una movilización al municipio y un corte estratégico en la avenida principal del parque industrial.

El proceso de vaciamiento, que comenzó a fines de noviembre con la venta de una máquina para abonar salarios, fue el puntapié inicial de un camino que hoy encuentra a 130 familias en la calle. Esta patronal negrera, durante años mantuvo trabajando a los obreros en condiciones de superexplotación, con suspensiones permanentes, con salarios adeudados y sin obra social. El municipio, más allá de su demagogia, es garante y cómplice de esta situación.

La patronal está jugando al desgaste desde que comenzó el conflicto, buscando negociar con los trabajadores una indemnización siempre y cuando acepten la venta de la totalidad de las máquinas. Es por esto, que resulta fundamental la unión entre los 130 trabajadores y sus familias para mantener viva la llama de la lucha e ir a fondo por la defensa de los puestos de trabajo. Por la reapertura de la fábrica con los 130 trabajadores adentro, cobrando los salarios adeudados y respetando el convenio.

Compartir

Comentarios