fbnoscript
9 de abril de 2018

Por un plan de lucha contra el vaciamiento en Mondelez Victoria

Por Corresponsal
Agrupación Naranja de la Alimentación

El vaciamiento de Planta Victoria está en marcha: al ofrecimiento de retiros voluntarios y la persecución a la Comisión Interna son los componentes principales del plan de Mondelez (ex Stani) se agrega ahora el retiro de 8 máquinas en perfecto estado.

La empresa cuenta con el apoyo indisimulado de parte de la Comisión Directiva del STIA Buenos Aires, que ha fijado posición: “es potestad de la empresa vaciar la fábrica por lo que no objetamos mientras no haya despidos”. Ya hemos visto esta película en Pepsico.

La Comisión Directiva está empeñada en el armado de una CGT macrista por lo que cualquier oposición a los planes de ajuste de las empresas choca con su propia agenda de negocios. Así como entregaron a los 600 trabajadores de Pepsico, preparan la entrega de los trabajadores de toda fábrica que cierre o despida. El sindicato estaba al tanto del vaciamiento y no movió un dedo para impedirlo.

En este cuadro, la patronal esta envalentonada: a su política de suspensiones disciplinarias masivas, de persecución de la Comisión Interna y a los retiros voluntarios no ha encontrado una respuesta colectiva, organizada. 

La tentativa que impulsa la Interna Bordó de reclamarle al gremio asistir a la fábrica para convocar una asamblea general y convocar un plan de lucha es un laberinto sin salida, ¡no podemos generar ilusiones en el gremio campeón de las entregadas!

La patronal está embarcada en desarmar una riquísima experiencia de lucha como es la de los trabajadores de Mondelez Victoria. Es preciso dotarnos de un plan de organización propio para enfrentar los embates patronales.

Lo que urge es la convocatoria a una asamblea general, que no puede ser reemplazada por habladas en el comedor. La asamblea general significa empezar la deliberación con la planta parada para discutir un plan de lucha contra el vaciamiento. Si se paró la planta contra despidos, se puede hacer contra el vaciamiento.

Desde la Naranja planteamos que la defensa de los puestos de trabajo de la Mondelez Victoria  empieza por los trabajadores de la fábrica. Planteamos la necesidad de pararle la mano a la empresa con medidas de acción directa que afecten la producción y ahí sí, una campaña de difusión hacia todas las fábricas del gremio para unificar la lucha contra los despidos.

Por último, proponemos reclamarle al gremio una asamblea general de todos los trabajadores de la Alimentación para que Daer no decida por el conjunto y abrir paso a la lucha.

En esta nota:

Compartir

Comentarios