fbnoscript
23 de mayo de 2018

La movilización docente copa el centro porteño

Columnas de todo el país llegan a Plaza de Mayo. La docencia combativa plantea un plan de lucha con paros escalonados.
La movilización docente copa el centro porteño

Foto: Juan Diez

Columnas de la docencia y el movimiento estudiantil se concentraban desde temprano en diversos puntos de la Ciudad de Buenos Aires para confluir pasado el mediodía en la Plaza de Mayo, en el marco de una fuerte jornada de lucha educativa –con marcha y paro- a nivel nacional por el salario y el conjunto de las reivindicaciones.

Desde la zona sur, por el Puente Pueyrredón, educadores bonaerenses marchaban junto a los neuquinos de ATEN; en Congreso, se centralizaban docentes provenientes de Entre Ríos y Rosario, entre otros; mientras que el Obelisco resultaba el punto de encuentro del movimiento estudiantil de la capital -Fuba, terciarios y secundarios- con los docentes de AGD-Uba y la federación a la que esta pertenece, la Conadu Histórica.

 

La docencia nucleada en la gremial porteña Ademys y de varias seccionales opositoras de la bonarense Suteba, en ambos casos dirigidas por la combativa Lista Multicolor, se convocó en Avenida de Mayo y 9 de Julio, y confluiría en una columna independiente con otros Sutebas multicolores que venían por Puente Pueyrredón: Ensenada, Tigre, Quilmes y Bahía Blanca.

El paro y la movilización educativa nacional da una nueva muestra de la gran energía de lucha en las bases del gremio docente, como revela la amplia adhesión al paro en seccionales como Chubut -donde la medida se extiende por 96 horas-, Neuquén –donde los educadores llevan casi 50 días de un paro que ha conmovido a la provincia-, Provincia de Buenos Aires y Capital Federal. En esta última, la medida fue antecedida ayer por el paro vespertino de Ademys y UTE contra la represión y detención de los trabajadores del subte, que dio pie a múltiples asambleas y fue un factor de empuje para parar hoy –incluyendo tanto maestros y profesores como cargos de conducción.


 

En diálogo con Prensa Obrera, Juan Romero, miembro de la comisión directiva de la multicolor Suteba Matanza –con una destacada convocatoria de más de 800 docentes-, marcó que el gran acatamiento al paro y la movilización daban cuenta de la amplia disposición a la lucha de la docencia, en contraste con la política de tregua con el gobierno por parte de la conducción de Ctera –que llamó a la jornada de hoy de forma dilatada (¡en marzo!) y como una medida sin continuidad, dejando aisladas grandes luchas como las de Neuquén. En el mismo sentido se expresó Amanda Martín, secretaria adjunta de Ademys, uniendo estos planteos al rechazo del pacto del gobierno con el FMI.

La docencia combativa plantea en este escenario la necesidad de un plan de lucha con paros escalonados, y la convocatoria con ese fin de plenarios de delegados a nivel nacional y provincial, en rechazo al 15% que quiere imponer el gobierno y que se ha agravado con la devaluación –reabriendo todas las paritarias provinciales cerradas bajo ese techo-, contra los ataques al estatuto docente y las reformas antieducativas y por el conjunto de las reivindicaciones pendientes.

[NOTICIA EN DESARROLLO]

Fotos: Juan Diez y Gerardo

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios