fbnoscript
2 de julio de 2018

Por una lista independiente del activismo en las elecciones de UTA

Abajo la purga de Fernández
Por Corresponsal
Agrupación Naranja de UTA

Con la mirada puesta en las próximas elecciones nacionales de la UTA, la camarilla de Roberto Fernández realizó una purga de delegados y ex delegados antiburocráticos y posibles candidatos para una lista de oposición. Una gran parte de ellos, protagonistas de la gigantesca huelga de UTA Córdoba de un año atrás, incluyendo a las “trolebuseras” que la encabezaron. El congreso, constituido por congresales adeptos y digitados, los expulsó mediante procedimientos amañados, con argumentos y pruebas falsas, habilitando de paso su despido de las empresas donde trabajan. A los imputados, les llegaron citaciones para concurrir a defenderse, días después de la fecha en la que debían presentarse. Un gigantesco fraude, en fin, de un aparato mafioso para asegurarse oposición cero en las elecciones tanto nacionales como seccionales y la de Córdoba en particular. A esto debe agregarse que las condiciones para presentar una lista nacional son prácticamente incumplibles. Se requieren candidatos en todas las seccionales del país, que hayan ejercido cargo gremial previamente. 

Así y todo, se ha abierto un debate en el activismo antiburocrático sobre la importancia de presentar una lista lo más completa posible, para convertir la campaña electoral en una gran agitación contra la purga burocrática, por la reforma del estatuto carcelario del gremio y sobre la necesidad de terminar con la burocracia patoteril de Fernández y asociados. Esto en un clima explosivo, por la cantidad de conflictos que se producen a diario, como el reciente paro total de la zona Oeste de Conurbano ante el asesinato de Leandro Alcaraz o el paro prolongado de Expreso Lomas contra su vaciamiento.
Con la intención de promover, con esos objetivos, un reagrupamiento del activismo luchador del gremio, el movimiento de Choferes Autoconvocados se dirigió a los cuerpos de delgados más representativos de la oposición para organizar una lista independiente. Particularmente, el de la línea 60 y el del Expreso Lomas, por su tradición combativa y sin cuya participación el emprendimiento sería muy limitado. Por ahora la respuesta no ha sido positiva. Incluso llamó fuertemente la atención la declaración difundida por ambos cuerpos de delgados con motivo del paro del 25 J, donde se comparten las declaraciones demagógicas del propio Fernandez y se invita a los cuerpos de delegados a “exigir a nuestro secretario general a participar y ponerse a la cabeza de esta histórica lucha que queremos dar los chóferes”. 

Se trata de una burocracia fuertemente aliada al gobierno y las patronales por lazos de negociados comunes, que interviene activamente en la formulación del paquete constituido por rebaja salarial de los choferes, aumento del boleto y reparto de los subsidios millonarios a las líneas. Que hace apalear y despedir a todo activista que se proponga una organización independiente en su empresa. Cualquier expectativa en la reforma de esta casta antiobrera, juega un papel negativo para la tarea de construir una corriente antiburocrática en la UTA. Esa posición debe ser superada y la 60 junto al Expreso Lomas debe encabezar el proceso de formación de la lista antiburocrática en las elecciones de UTA. 
 

En esta nota:

Compartir

Comentarios