fbnoscript
17 de agosto de 2018

Adónde va el Sitraic

Por Agrupación Clasista de la Construcción
Integrante de la Coordinadora Sindical Clasista-PO

El Sitraic acaba de resolver su incorporación a la CTA Autónoma en el marco de una asamblea extraordinaria de la que participaron algunos trabajadores de obra y un importante número de trabajadores desocupados identificados con sus respectivas agrupaciones territoriales.

De la asamblea participaron en calidad de invitados las principales referencias de la dirección de la central, entre ellos Ricardo Peidró, Hugo “Cachorro” Godoy y Víctor De Gennaro, los que también hicieron uso de la palabra al concluir la jornada.

Un viraje de política

El Sitraic se ha hecho conocido en la esfera pública por el protagonismo alcanzado a partir de la denuncia a Gerardo Martínez por su pasado en el Batallón 601 de inteligencia durante la última dictadura militar y particularmente por su incorporación al terreno del clasismo siendo uno de los promotores y fundadores de la Coordinadora Sindical Clasista, que ha sido sin dudas la corriente de izquierda que más se ha desarrollado en el movimiento obrero en los últimos años.

La incorporación de los métodos clasistas implicó un salto en la evolución política de aquel grupo de delegados que rompiera con la Uocra para fundar un nuevo sindicato de la construcción originado en la zona sur del conurbano bonaerense. De esta manera el Sitraic introdujo en las obras el voto directo de los afiliados, la elección de delegados en las mismas por los trabajadores, las asambleas y reuniones de trabajo, los cursos de formación político-sindical, la publicación de un boletín bilingüe, la defensa de un programa de reivindicaciones refrendado en asambleas obreras, la acción directa contra las patronales, el Estado y la burocracia sindical, la solidaridad de clase con las luchas y la defensa de una alternativa política independiente de los trabajadores como estrategia de clase para el poder, entre las principales cuestiones.

El planteo mayoritario de la Comisión Directiva de integrarse a la CTA Autónoma opera en el cuadro de una ruptura política con los métodos construidos durante los últimos 6 años que se ha manifestado como una incorporación acrítica a una central cuya dirección es corresponsable de la fractura y agonía que padece la CTA. Primero de espaldas al argentinazo por apoyar al gobierno de la Alianza y el Frenapo con Carrió, luego escindida tras el apoyo a Néstor Kirchner y más tarde vuelta a escindir por cuestiones de caja sin balance alguno de este sindicalismo ligado al derrumbe de la centroizquierda que apoyó  a un gobierno patronal como el de Santa Fe y a un candidato presidencial como Binner.

En defensa del clasismo

Quienes integramos el Sitraic y la CSC señalamos que no rechazamos el ingreso del sindicato a una central obrera, después de todo la CSC ha presentado y encabezado las listas en las 3 elecciones de la CTA, pero que tal ingreso debe corresponderse con una clarificación acerca de los propósitos y tareas de dicha integración para que la misma sea puesta a consideración de los trabajadores. 

Sin embargo, el documento al cual se dio lectura en la asamblea ignoraba toda referencia a la actual dirección de la CTA Autónoma y a la estrategia del Sitraic para el conjunto del movimiento obrero, reduciéndose a una enunciación del programa del Sitraic.

Se omite colocar la responsabilidad en las reiteradas fracturas de la CTA producto de las peleas de aparato derivadas de acompañar una u otra variante política patronal, debate del cual fueran excluidos los miles de trabajadores y trabajadoras que integran la central. Así como no se menciona ni una palabra de la conducta derrotista aplicada a las distintas luchas de la etapa (INTI, Fanazul, Rio Turbio, Posadas, etx.), al encubrimiento de la patota de ATE Morón (similar a los métodos de la Uocra) que hace la directiva de la CTA, ni ningún tipo de caracterización sobre una corriente caduca y en franco retroceso político y sindical.

Quienes integramos la CSC y nos hemos constituido recientemente como Agrupación Clasista de la Construcción planteamos estas divergencias políticas en los órganos del sindicato e interviniendo en la asamblea extraordinaria, reivindicando la continuidad del método clasista, antiburocrático y de independencia de clase erigido por el Sitraic durante 6 años. Señalamos que nuestra incorporación a dicha central es para defender la lucha por una nueva dirección para el movimiento obrero, que saque a las centrales obreras del empantanamiento al cual la condujeron sus actuales direcciones entreguistas y que ofrezca una salida para millones de trabajadores y trabajadoras.

Consideramos que la propuesta de Ricardo Peidró de que el Sitraic integre la actual directiva debe ser rechazada de plano ya que se opone por el vértice al reciente mandato otorgado por los trabajadores para defender una Sitraic clasista y de lucha.

Se abre una nueva etapa de luchas para el movimiento obrero que pondrá a prueba las distintas orientaciones en el terreno de la lucha de clases. 

En esta nota:

Compartir

Comentarios