fbnoscript
1 de noviembre de 2018

Otra muerte obrera, y van...

Repudiamos las declaraciones de Pereyra
Por Corresponsal
Agrupación Obreros del Petróleo

En el día de hoy, se ha confirmado la muerte de un compañero en el Octógono, operado por YPF, en un equipo de Venver. Aún no se conoce el nombre del compañero. Según trascendió, el compañero habría fallecido por haber recibido el impacto de una herramienta en su cabeza. 

Se trata de la cuarta muerte del año por accidentes laborales en la industria. Es la consecuencia de la desinversión de las empresas en seguridad e higiene. La prioridad de las empresas es abaratar costos, y les importa un bledo la seguridad y la vida del obrero. 

Pero al mismo tiempo, los accidentes y las muertes obreras son responsabilidad de la creciente precarización laboral, que agota física y psíquicamente a los viejos. El achique de las dotaciones, el DTM nocturno, las multiplicación de la productividad por día, la necesidad de meter más días en el campo para redondear un salario que rinda, y los diagramas que se extienden hasta 14 días en el campo, son expresión de esa precarización laboral.

Las declaraciones del secretario general del sindicato, Guillermo Pereyra, señalando que “la confianza de los compañeros los lleva a meterse a trabajar en una situación de riesgo; antes de hacer una maniobra hay que analizar los riesgos que pueden pasar”, es una canallada. ¡Los viejos laburan y se arriesgan por las presiones de las operadoras para que laburen más y más! ¡Los seguritas están pintados! 

Esta muerte obrera se produce un día después de que Pererya y su ladero, Ricardo Astrada, firmaran un plus salarial, que no llegará a cubrir el aumento de la inflación de este año, a cambio de garantizar la “paz social” en la industria. Y a semanas de firmar el “blindaje”, para que no nos pleguemos a los paros nacionales contra el ajuste de Macri y los gobernadores. Es decir, nos han atado de pies y manos para que no se realice ninguna medida de fuerza, ni siquiera para pelear por nuestras vidas ante la creciente inseguridad laboral.   

Para que no haya más accidentes, es necesario votar en cada empresa comisiones obreras de seguridad e higiene con poder de paralización de maniobra. Es necesario luchar para que caiga la flexibilización laboral (incluida la adenda al CCT) y por el cambio de diagrama, pero no el 6x3 que plantea Pereryra, que sostiene el esquema 2x1. Necesitamos un diagrama que nos permita pasar varios días con nuestras familias, por ejemplo un 7x7, como el que tienen los viejos de Total.    

Para impulsar todo esto, necesitamos una asamblea general del gremio y votar un plan de lucha.

Compartir

Comentarios