fbnoscript
8 de noviembre de 2018

Una conquista fundamental en la redacción de El Cronista

El gremio de prensa da pelea al ajuste y vaciamiento de las patronales.

Como resultado de una larga lucha con siete asambleas (tres en una semana), petitorios salariales firmados por más del 70% de los trabajadores de la redacción, quite de firmas y viralización del conflicto por todos los medios y redes sociales, la patronal de El Cronista se vio obligada a modificar el salario básico de 12 compañeros mal encuadrados. Se trata de un caso de fondo en el gremio de prensa ya que representa la precarización bajo la bandera de la convergencia y la tecnología.

Esta conquista – obtenida luego de reiteradas negativas de la empresa y, en consecuencia, el redoble de la lucha de la asamblea – es parte de un plan de lucha de fondo por la reapertura de las paritarias y el reclamo de un bono de 5.000 pesos.

¿Cómo se llegó a este triunfo colectivo en la redacción? La empresa, en sintonía con el resto de las patronales de prensa, llevó adelante un plan de convergencia hacia las multitareas y multiplataformas. Así, decidieron unificar las redacciones de los distintos productos, buscando que esa “redacción única” produzca para todos sus formatos.

Estos cambios trajeron aparejado la exigencia de un aumento en la producción del 30% aproximadamente y más horas de trabajo para todos los compañeros, además de una fuerte presión de parte de la directiva para firmar todas las notas, al aducir que de esa manera se mejoraba la calidad del producto, cuando firmar o no una nota es una facultad exclusiva del periodista.

En ese marco, doce compañeros que antes trabajaban para las revistas ahora lo tenían que hacer para el diario. Sin embargo, la empresa decidió que mantengan su salario básico según la “grilla salarial de revistas” y no recomponerles el sueldo por la nueva tarea ya que la producción de estos trabajadores se publicaba en el diario y en la web. En concreto, tomando como ejemplo un redactor, hay una diferencia salarial cercana a los $ 6.000 entre las dos grillas (revistas y papel).

Ahora, con esta conquista fundamental impulsada por la Comisión Interna junto a la asamblea, la modificación significa en el bolsillo de estos compañeros y compañeras un aumento del 30% en sus sueldos. Cabe destacar que el sueldo, antes del cambio, era de $ 19.819 de básico y pasó a ser de $25.888.

Las medidas tomadas por este colectivo de trabajadores generaron un fuerte impacto tanto en la empresa como en el gremio de prensa, donde se hicieron eco del éxito que llevó a la empresa a cambiar su postura. La lucha en el Cronista está en sintonía con otras luchas en curso como la histórica de Télam, en Clarín y Página/12, distintas manifestaciones se van a unificar en una medida colectiva de todo el Sindicato de Prensa de Buenos Aires.

Los y las trabajadoras de El Cronista Comercial, IT y Apertura seguimos en plan de lucha para defender nuestros salarios y condiciones de trabajo.

En esta nota:

Compartir

Comentarios