fbnoscript
10 de enero de 2007 | #978

Las camarillas oficiales se dividen

Discutamos una alternativa politica de los trabajadores
Por Corresponsal
Partido Obrero Jujuy
El gobierno de Jujuy otorgó unilateralmente a la CTA “Tupac Amaru” y a la CCC el aguinaldo que venían reclamando todas las organizaciones de desocupados para los beneficiarios de los planes. Lo hizo con la argucia de que se trataba de un “adelanto” para obras de las cooperativas de construcción. No es así, porque ambas organizaciones no cuentan con obras que integren a todos sus beneficiarios (ojalá así fuera). Con esta excusa, Fellner pretendía negar el pago del aguinaldo a los 60.000 beneficiarios de las restantes organizaciones.
 
Frente a este hecho, el Polo Obrero y otras nueve organizaciones locales resolvieron una jornada de lucha por el aguinaldo, que comenzó el 2 de enero. Participaron compañeros y organizaciones de San Pedro, Capital, Santa Clara y Ledesma. La reivindicación del aguinaldo fue motivo espontáneo de unidad, pese a las grandes diferencias políticas y organizativas que nos separan. El reclamo sacó del letargo a las organizaciones cooptadas por el PJ.
 
Nos plantamos en la ruta por 48, cortando el puente de la ruta nacional 34. El gobierno nos propuso, el primer día, usar fondos de la provincia para pagar nuestro aguinaldo si levantábamos el corte al llegar la noche. Nos prometieron traer la confirmación durante la mañana siguiente; la confirmación de la propuesta nunca llegó.
 
Sostuvimos el corte en medio de discusiones de métodos de nuestros compañeros con los dirigentes de las nueve organizaciones locales que se planteaban una acción limitada.
 
Fracasada la primera promesa, llegó la oferta de negociar con el ministro Cabadini y la amenaza de represión. La mayoría decidió aceptar la negociación con el ministro. Todo fue como esperábamos: negaron el pedido, ofertaron migajas y buscaron dividirnos. El Polo Obrero se retiró, junto al Frente Barrial Solidario y Octubre.
 
Al día siguiente el gobierno militarizó todos los accesos a San Pedro con 400 efectivos. Ante la imposibilidad de retornar al corte de manera inmediata, una asamblea del Polo Obrero decidió retomar la pelea por la bolsa de trabajo y los puestos en la obra pública en las localidades de Capital, Perico, Santa Clara, San Pedro, Ledesma. También por contratos de compra de los municipios para la producción de los proyectos “Manos a la obra” aprobados (carpintería, bloquera).
 
El Polo Obrero resolvió marchar a Casa de Gobierno el miércoles 10 en busca de respuesta al petitorio irresuelto. De no ser atendidos, iremos a una jornada provincial en las seis localidades. Para que se atiendan nuestros reclamos y, también, para instalar una referencia de la necesidad de independencia y unidad de las organizaciones que luchan para poder avanzar en los reclamos largamente postergados y acaparados por la política de cooptación del bipartidismo gobernante.
 
(4/1)

Compartir

Comentarios