fbnoscript
16 de mayo de 2019 | #1548

La lucha de los trabajadores de Alba contra los despidos

En la madrugada del lunes 13, los trabajadores despedidos de Alba-AkzoNobel, junto a la comisión interna, realizaron un bloqueo de la entrada de camiones a la planta en reclamo contra los 30 despidos que llevó adelante la empresa en las últimas semanas.

AkzoNobel es una empresa multinacional de origen holandés, con fábricas en más de ochenta países, que emplea a más de 50 mil personas, lo cual la convierte en la mayor compañía de pinturas para hogares e industrias a nivel mundial. Para dar un ejemplo de las ganancias que tiene la empresa, en 2010 facturó unos 14,6 mil millones de euros, situándose como una de las 500 compañías con mayor ganancia a nivel mundial.

La empresa, ubicada en el distrito de Garín de la zona norte de la provincia de Buenos Aires, está teniendo un nivel de producción alta, haciendo stock de mercadería en galpones aledaños a la planta, teniendo que contratar trabajadores tercerizados en el sector de logística. Esto expresa que los despidos no se deben a una crisis de producción, como argumenta la patronal, sino que tienen el objetivo de disciplinar al conjunto de los trabajadores y avanzar con la reforma laboral que impulsa el gobierno nacional.

Los trabajadores despedidos junto a la comisión interna se encuentran en un plan de lucha que comenzó con el reparto de una carta en la entrada de los turnos de todos los trabajadores de la planta durante la semana pasada, donde se explicaba que los despidos fueron todos injustificados y sin causa. Al no tener una respuesta de la empresa, se decidió incrementar las medidas de lucha con un bloqueo total de los portones de entrada y salida de mercadería el lunes por la mañana.

El sindicato de la pintura -Unión Personal de fábricas de Pintura y Afines (UPFPA)- lo único que ha hecho es presentar un reclamo ante el Ministerio de Trabajo hace dos semanas, del cual no han tenido respuesta. El sector de la pintura viene sufriendo golpes con despidos, suspensiones y cierres de fábrica, y la dirección del sindicato no actúa para unificar a los trabajadores. La comisión interna de Alba le reclama un plenario de delegados de todo el gremio para votar un plan de lucha contra los despidos, la flexibilización y la tercerización.
La Coordinadora Sindical Clasista del Partido Obrero se pone a disposición de los trabajadores despedidos que están en lucha y llama a todas las comisiones internas, delegados, seccionales, agrupaciones y partidos políticos a rodear de solidaridad a esta lucha.
 

En esta nota:

Compartir

Comentarios