fbnoscript
2 de junio de 2019

Derrotemos el cierre de EITAR. Acompañemos la ocupación con un plan de lucha

El martes  21 de mayo de 2019 los trabajadores de EITAR se encontraron con el vaciamiento administrativo de la fábrica. La patronal se llevó PC y carpetas vinculadas a la administración de la planta y presentó una quiebra trucha ante el Ministerio de Trabajo. Ante esto los trabajadores decidieron ocupar la fábrica en defensa de los 240 puesto de trabajo. El argumento de la patronal es que le embargó la cuenta bancaria la AFIP, y que los aumentos de costos por impuestos y tarifazos le hacen imposible seguir produciendo.

Ya en el 2016 los trabajadores de EITAR sufrieron 80 despidos. En esa oportunidad la patronal ofreció una indemnización del 50% contra el retiro al 100 % que ya había negociado la UOM. Luego de casi un mes de ocupación los trabajadores aceptaron los despidos por una indemnización del 100% en 6 cuotas.

Seguido de esto los trabajadores aceptaron toda una serie de concesiones a la patronal. Aceptaron cobro de sueldo, y aguinaldos en cuotas, vacaciones fraccionadas, suspensiones, etc.  El razonamiento de los trabajadores era que debían esperar a que la empresa se recupere en un cuadro de baja de ventas debido a la apertura de las importaciones. Claramente esta política de flexibilización era abonada por la UOM del barba Gutiérrez que no había realizado un paro seccional contra los despidos, mucho menos uno general por los miles de despidos que sufre los trabajadores de esta rama industrial. Es decir, dejó aislado el conflicto y esperó el momento para dejar pasar el acuerdo.

En estos momentos la forma de proceder es la misma. Los delegados se hacen presentes en la ocupación de la fábrica, pero no propician ningún plan de lucha.

 Los trabajadores sospechan  que la patronal busca una ayuda del gobierno y avanzar más en la flexibilización laboral; primero porque su producción comenzaba a recuperarse, segundo porque realizan insumos que no se fabrican en ningún lugar y tampoco hay importaciones.

Es necesario un plenario de delegados de la seccional para votar un plan de lucha, que incluya paros y movilizaciones, sacar el conflicto a la calle. Derrotemos los despidos, todo el apoyo a las medidas de lucha de los compañeros de Eitar.

En esta nota:

Compartir

Comentarios