fbnoscript
2 de julio de 2019

Municipales de José C. Paz reclamaron el pase a planta permanente

Asamblea en el edificio municipal
Por Santi Spo

El pasado jueves 27 de Junio, el Sindicato de Trabajadores Municipales regional Gral Sarmiento, realizó una asamblea permanente durante varias horas en el edificio municipal de José C Paz. Lo que motivó esta acción fue el incumplimiento, por parte del municipio de Mario Ishii, de efectivizar el pase a planta permanente de 100 compañeros municipales.

En abril de este año, tras firmar el acuerdo paritario de apenas un 25% de aumento en tres tramos, el sindicato  había acordado con los municipios que comprenden Gral Sarmiento (José c Paz, San Miguel, Malvinas Argentinas) el pase a planta de un porcentaje de trabajadores contratados.

Mario Ishii se había comprometido a efectivizar a 100 compañeros en una primer tanda en mayo, y a otros 100 en diciembre. No ha pasado a planta permanente ni uno solo.

La respuesta por parte de las autoridades municipales es que habría problemas económicos por los cuales no se habrían podido desarrollar los pases a planta permanente.

Los trabajadores están convocando a una audiencia con el municipio para el próximo 10 de julio.

Mario Ishii, al frente de José C Paz, ha edificado un verdadero monumento de la precarización laboral. Ocurre que los trabajadores municipales precarizados, bajo el eufemismo de “contratados”, son 4 mil. Hay precarizados que llevan más de 15 años en esta condición.
Mario Ishii, barón del conurbano, peronista aliado del clero, es parte del “Frente de Todos” y anda a los besos y abrazos con Máximo Kirchner y Axel Kicillof, representantes del núcleo duro de CFK.

La precarización laboral es una política de Estado donde no hay grietas. En San Miguel, comandando antes por Joaquín De la Torre (massista devenido en macrista) y hoy por Jaime Méndez  (continuidad de De la Torre), hace 10 años no hay pases a planta permanente. En Malvinas Argentinas, del peronista Leonardo Nardini, este año tampoco se concretó aún ningún pase a planta permanente. En todos los casos se violan los acuerdos alcanzados entre el sindicato y los municipios hace apenas unos meses.

Es necesaria la organización mediante asambleas de los trabajadores municipales de Gral. Sarmiento donde puedan deliberar y votar un verdadero plan de lucha que le arranque a los municipios el pase a planta de los compañeros. Al mismo tiempo frente a una inflación creciente y una profunda carestía que afecta directamente a los trabajadores y sus familias, urge reabrir la lucha por la actualización de la paritaria. Los municipales hoy cobran salarios que en la categoría mínima no superan los 10 mil pesos, una verdadera miseria.

El plan de Vidal de reducir el déficit fiscal tuvo como consecuencia un ajuste fiscal que tiene como eje central a los trabajadores municipales, la salud y la educación. Pero Vidal solo logró llevar adelante su ajuste por la colaboración bochornosa del PJ bonaerense, con Massa a la cabeza. La llegada del ex intendente de Tigre al frente “de Todos” es una muestra más que tanto Macri-Pichetto como la dupla Fernández-Fernández tienen como eje seguir confiscando a los trabajadores para pagarle al FMI.

La pelea por las reivindicaciones más elementales de los trabajadores están unidas, hoy más que nunca, al desarrollo de una alternativa política propia, que sobre la base de rechazar el acuerdo con el Fondo y repudiar la deuda usuraria, reorganice el país sobre nuevas bases, partiendo de la defensa del trabajo y el salario obrero. La única fuerza que presenta este programa es el Frente de Izquierda-U, allí deben estar los trabajadores.

Compartir

Comentarios