fbnoscript
8 de abril de 2020

Paro de los trabajadores de Autobuses Neuquén contra el pago en cuotas del salario

Los trabajadores de la empresa Autobuses Neuquén, que cuenta con el monopolio de las grandes líneas de colectivo de la ciudad, desarrollan este miércoles un paro,  desde las 8 hasta las 12 y luego de 15 a 20 h, en respuesta al pago en cuotas de los salarios. A los compañeros les depositaron solo un 65 % del sueldo (por su parte a los trabajadores de la empresa Koko, que se encarga del transporte interurbano, Neuquen y Rio Negro,  se les abonó solo un 50%).

La empresa se excusa en que la municipalidad no abonó la cuota parte de los subsidios y en la merma en la frecuencia de pasajeros. La estrategia patronal representa un chantaje a la población, golpeando el salario de los trabajadores con el objetivo de obtener mayores concesiones del fisco municipal. Solo en el 2019, Autobuses Neuquén fue beneficiado con dos aumentos de tarifas, que llevaron el boleto a $34,50 (es decir, una de las tarifas más caras del país).  Vale señalar que en Neuquén rige una cláusula gatillo, que permite a la empresa aumentar la tarifa cuando sus costos se incrementan más del 10 %; esta medida fue votada por todo el arco de fuerzas patronales, a excepción del Frente de Izquierda. 

A ello hay que sumar que el 6 de noviembre de 2019, a través del decreto 937, el ejecutivo municipal le había abonado Autobuses Neuquén $17 millones  “para compensar la diferencia tarifaria para los meses de agosto y septiembre de 2019”, y $10 millones  en compensación por el  costo salarial de junio y julio de ese mismo año. Pero la entrega no termina ahí, ya que en diciembre se le hizo otro desembolso de $9.670.449 por la diferencia tarifaria correspondiente a octubre.  El año 2020 encontró también al nuevo intendente destinando millones de pesos para cubrir “diferencia salarial”. Como se verá, el modus operandi de esta empresa es procurar mayores subsidios del Estado, un pago diferencial mayor por el combustible y más garantía para que el municipio pague los aumentos salariales. El boleto estudiantil, implementado este año, es costeado íntegramente por el municipio, sin que la empresa tenga una pizca de perdida.

Rechazamos entonces el pago de salarios en cuotas y la extorsión de la patronal. Es imperioso una deliberación obrera sobre la apertura de los libros contables de la empresa, para comprobar los millonarios subsidios que hacen que la empresa tenga gran parte de los costos operativos cubiertos. Apoyamos con todo a los compañeros choferes por el pago integral de sus salarios,  quienes en el marco de esta pandemia,  salen expuestos a trabajar todos los días.

 

En esta nota:

Compartir