12/08/1999 | 637

Comenzó la huelga por tiempo indeterminado

El lunes 9, se reinició luego de la ‘conciliación obligatoria’, la Huelga General por tiempo indeterminado de los trabajadores estatales y docentes de Neuquén.


Se trata de los dos gremios mayoritarios de la provincia. Reclaman la recuperación de un 20% por zona, que el gobierno antiobrero de Sapag (MPN) quitó con un decretazo hace 4 años.


Fortalecer


El reinicio de la huelga ha sido impuesto por la presión del activismo y de amplios sectores de las bases. La directiva del sindicato docente (Aten) había estado boicoteando la adhesión al paro general de estatales con diversos argumentos.


En el proceso de la huelga se ha venido consolidando el Plenario de Delegados Conjunto de ATE y Aten. Es la reserva más combativa de la huelga. El Plenario votó reiniciar la huelga y constituirse en la sede del Sindicato de los Judiciales (Sejun) en forma permanente. Decidió constituir piquetes y asambleas en las reparticiones y escuelas. El miércoles próximo se realizará una marcha «sobre las rutas» en la ciudad Capital (hacia el puente que separa Neuquén de Cipolleti) y en las principales ciudades (Zapala, Cutral Co, etcétera).


Hay que fortalecer y desarrollar el Plenario de Delegados Conjunto en todas las localidades e incorporar a la lucha organizada a los desocupados, estudiantes y al conjunto de la clase obrera. Se trata de impulsar la Huelga General de todo el pueblo trabajador y explotado del Neuquén.


Maniobras


El gobierno ha preparado una batería de medidas leguleyas para tratar de quebrar la huelga. Decretó la «emergencia sanitaria» para impedir la huelga en hospitales. Pero en Neuquén no hay ninguna epidemia, catástrofe, ni terremoto. Se trata de una ‘emergencia’ antihuelga. El nuevo director del Hospital Castro Rendon, anunció que tomaría «contratados», o sea carneros. Un decreto acaba de establecer el requisito de las ‘guardias mínimas’ en los servicios públicos (hospitales, energía). Estas ‘guardias’, en algunos casos son mayores que las dotaciones normales.


Es probable que el gobierno quiera imponer la ‘conciliación obligatoria’ para los docentes (como antes hizo con los estatales); habrá que rechazarla.


Hay otros peligros. La Alianza Ucr-Frepaso ha presentado ‘proyectos’ que otorgarían la mitad de la recuperación salarial ahora y el otro 10% a «negociar», «a partir de febrero», luego de las elecciones. Se trata de un vulgar chantaje (una zapatilla ahora y otra si gano). Lo que quieren ‘negociar’ es imponer la reforma educativa menemista en la provincia, detenida por las luchas del año pasado, y la poda del Estatuto del Docente.


No debemos movernos del reclamo de la devolución del 20% por zona, el pago de los días caídos por la huelga y ninguna sanción a los huelguistas.

En esta nota

También te puede interesar:

Continúa la lucha contra los descuentos y sumarios. Poner en pie juntas internas en los hospitales, el gran desafío.
Continúan los piquetes. Empujemos por una huelga general para ganar.
Sería de un aumento al básico del 53% en 6 cuotas.
Vamos por la huelga general para derrotar a Gutiérrez. Nos apoyamos en el paro para ganar.