19/05/2018

Con el 65 % de los votos, el clasismo conquista la Junta Interna de ATE Legislatura

La Lista Violeta “Unidad de los Trabajadores” se impuso, por el 65% de los votos, en las elecciones de Junta Interna en la Legislatura bonaerense, realizadas el viernes pasado. Esta elección concitó una gran expectativa entre los trabajadores legislativos, dado que por primera vez ATE tendrá una Junta Interna, además de Cuerpo de Delegados.


El trabajo gremial desarrollado estos últimos años solo por seis delegados (luego de la fractura sufrida en el 2016, cuando tres delegados que respondían a la Verde se retiraron del cuerpo orgánico) , con el método de las asambleas y reuniones abiertas de cuerpo de delegados siendo un espacio de organización, nucleando a lo mejor del activismo, impidiendo los despidos; con la conquista de reivindicaciones históricas como la equiparación salarial entre ambas Cámaras, el pase de más 100 compañeros a planta permanente, la lucha por la conquista del estatuto Escalafón y la organización de la Comisión de Género con toda su agenda de reclamos, el apoyo constante a los trabajadores en conflictos como AGR, los choferes de la Línea Este, etc.; produjo como resultado un crecimiento en las afiliaciones, lo que permitió dar este salto en la organización gremial, con 18 compañeros que conforman la Junta Interna y el cuerpo de delegados.


Los sectores pro patronales no pudieron


La lista opositora, conformada por miembros de la Verde aliados con la Verde y Blanca, recibió el apoyo del Bloque Cambiemos del Senado, de donde obtuvieron una cantidad considerable de afiliados ingresados al padrón antes del cierre y el apoyo directo y descarado de APL, proveyendo otra cantidad de sus afiliados para engrosar el padrón de adherentes bajo la figura de nuevos afiliados. Pese a la denuncia del fraude, la Junta Electoral permitió que el padrón de adherentes aportado por la lista “Germán Abdala” llevara compañeros afiliados a otros gremios, tanto de APL como, en menor medida, de UPCN del Senado. Hay que señalar que APL responde políticamente a la coalición gobernante. Se unieron detrás de una campaña persecutoria y engañosa, pero la experiencia y conclusiones a las que arribaron los compañeros demostraron que no hay grieta entre los trabajadores y un gremio combativo.


El resultado de la campaña por los adherentes ya vaticinaba el triunfo. La lista Unidad de los Trabajadores, encabezada por Tribuna Estatal, consiguió 94 adherentes genuinos contra 65 de la lista opositora, con todo el fraude detrás.


La adhesión espontánea de compañeros fueuna demostración del apoyo conseguido entre los afiliados y no afiliados. La campaña macartista, difamatoria y las amenazas y patoteadas dirigidas contra los miembros de la Lista Violeta y contra quienes la apoyaban provocó el repudio de los trabajadores y se les volvió en contra. En cambio, la lista dirigida por los luchadores utilizó la campaña para exponer todas las necesidades de los trabajadores legislativos: denunciamos que hay compañeros por debajo de la línea de pobreza y exigimos aumento salarial; el pase a planta permanentes para los compañeros contratados, el estatuto escalafón, la guardería, el cupo trans, entre otros reclamos, que quedaron expresados como meta para el período que viene.


Los trabajadores confirmaron a esta dirección gremial por su entrega, combatividad y honestidad, desarrollando la solidaridad de clase entre sí y demás trabajadores siguiendo la tradición del clasismo.


 

En esta nota

También te puede interesar:

Necesitamos una asamblea general para definir un plan de lucha de conjunto.
Importante charla sobre cómo frenar los contagios en hospitales
¡Ante el silencio de la gestión seguimos organizados por la reincorporación de todos los despedidos!
Las conducciones sindicales se integraron a la política de ajuste del gobierno.
Las conducciones sindicales se integraron a la política de ajuste del gobierno.
Plenario provincial de delegados nacionales de ATE Córdoba.