23/11/2021

Córdoba: docentes rechazan el presupuesto 2022 de Schiaretti

Movilización miércoles 24/11 por 40% de aumento salarial ya y derogación de la ley 10.694.

Juan Schiaretti presentó el proyecto de presupuesto 2022 y tal como viene haciendo año a año planifica que la clase trabajadora y los jubilados paguen el ajuste de una manera brutal, tras un año que marcó una caída estrepitosa del poder adquisitivo de los salarios de una enorme mayoría de la población, tanto en la provincia como en el país.

El proyecto establece una suba entre el 41% y el 57% en los impuestos al inmobiliario urbano, rural y automotor en tanto que se prevé una pauta salarial del 33%para el año próximo. Al mismo tiempo, los sectores que se verán más beneficiados son aquellos que han conseguido ganancias siderales como fueron las patronales del campo; un guiño a los grandes capitales de la provincia a quienes no se les modificará la base imponible ni las alícuotas que se toman como referencia para establecer el valor impositivo, es decir, no se actualiza el valor de la tierra, hecho que marca una tendencia para asegurarse el apoyo de la burguesía provincial.

En este marco, se prevé una pauta salarial del 33%, alineado a la estimación inflacionaria propuesta por el gobierno kirchnerista de Alberto Fernández para el 2022, a pesar de que el Banco Central pronostica 43,9%.  Ni hablar de la presión tributaria sobre trabajadores ocupados y desocupados y jubilados la cual ronda el 50% de suba en impuestos. El propio ministro de Finanzas cordobés, Osvaldo Giordano, deslizó que es más proclive a que se produzca una situación peor que la actual y habló de un escenario «moderadamente pesimista» (Comercio y Justicia, 29/10). A la vez, las proyecciones inflacionarias para 2022 no bajan del 60%.

El presupuesto provincial y nacional están redactados a la medida de las exigencias del FMI: impuestazos, ajuste salarial y recorte en gastos para Covid, educación y salud. En medio de una pérdida del poder adquisitivo de los salarios frente a la inflación que terminando noviembre ubica a la docencia con un salario 20 mil pesos debajo de la línea de pobreza, el presupuesto 2022 es una declaración de guerra.

 

Las consecuencias directas de esas políticas la sufren las escuelas donde se sigue subejecutando el presupuesto para infraestructura; estas se están desmoronando y necesitan una intervención urgente, la que se viene dilatando semana a semana, mientras que alumnxs, docentes y no docentes asisten a edificios que representan una verdadera amenaza para su vida.

En este cuadro la propia conducción celeste de Uepc (gremio docente cordobés) convocó para el próximo miércoles a una movilización de cuerpos orgánicos para que se adelante la cuota del aumento salarial y se derogue la ley antijubilatoria 10.694. La convocatoria sin asambleas y sin ninguna perspectiva de plan de lucha representa otro acting para licuar su responsabilidad ante la aceptación de la paritaria 2021, que fue masivamente rechazada por las escuelas de la provincia al advertir que el 45% en cuotas hasta enero del 2022, representaba un acuerdo de miseria salarial. A la vez, el planteo de la Celeste de Juan Monserrat es una operación política que busca apuntalar al oficialismo nacional kirchnerista sin perder la amistad con el schiarettismo.

El miércoles 24, la oposición docente se movilizará con los mandatos de las escuelas. Exigimos una recomposición salarial del 40% ahora, sin cuotas, para que ningún docente esté bajo la línea de pobreza. Exigimos la convocatoria a asambleas y a un plan de lucha para arrancar un doble aguinaldo que recupere lo perdido durante este año y la derogación de todas las leyes que han metido la mano en la caja de jubilaciones; por la restitución del 82% móvil. En esta perspectiva independiente de la conducción sindical, nos preparamos para la próxima recuperación de cuerpos de los cuerpos de delegadxs en las escuelas de la provincia.

 

 

También te puede interesar:

No recompone lo perdido y seguirá perdiendo frente a la inflación.
El Presupuesto 2022 llega a la Legislatura.
Rechazamos la política de devaluación e inequidad educativas, el ajuste y la precarización laboral.
Pongamos en pie un masivo movimiento estudiantil independiente de los gobiernos.
Decimoséptimo femicidio en la provincia.