07/09/2020

Córdoba: el plenario de la Coordinadora Sindical Clasista prepara la jornada de lucha del 17 de septiembre

El debate a lo largo del plenario graficó el gran trabajo que viene desarrollando la CSC en el marco de un proceso de deliberación y luchas particulares que recorre el movimiento obrero.

El pasado sábado 5 de septiembre se reunió la Coordinadora Sindical Clasista de Córdoba con una gran participación de las agrupaciones sindicales combativas, direcciones antiburocráticas y activistas que componen la coordinadora. El plenario estableció entre sus principales resoluciones la preparación de una jornada de lucha activa para el próximo 17 de septiembre, en el marco de la convocatoria nacional lanzada por el Plenario del Sindicalismo Combativo (PSC).

La participación de representaciones sindicales y agrupaciones de los principales gremios de la provincia dio cuenta del enorme trabajo de organización del activismo, y de la potencialidad de lucha que anida en la clase obrera cordobesa. Entre los presentes se destacaron delegados y miembros de la directiva del Sutna (Sindicato del neumático), Sitram (Sindicato de municipales de Jesús María), UTS (Unión de Trabajadores de la salud), delegados y activistas docentes (provinciales y universitarios), estatales, municipales, de Luz y Fuerza, trabajadoras de casas particulares, trabajadores del reparto, de la salud, de comercio, Stia y precarizados, como así también dirigentes regionales del Polo Obrero.

El plenario sesionó en el marco de un ascenso de la curva de contagios por Covid-19, que coloca al país en el ranking de los diez más infectados. A contrapelo de la situación, el gobernador Juan Schiaretti y los intendentes habilitan cada vez más actividades productivas, sin los más mínimos protocolos de bioseguridad en los lugares de trabajo y el transporte, agravando la situación. El informe central a cargo de Alejandro Roquiero, delegado departamental de Uepc, advirtió que se quiere imponer una “nueva normalidad” sobre la base de la precarización, la desocupación masiva, la destrucción de los convenios colectivos, y la confiscación salarial y jubilatoria para mantener los jugosos subsidios al capital. Para ello se montan sobre el pacto social UIA-CGT/Ctep-gobiernos, que sin embargo encuentra una fuerte resistencia entre los sectores que van a la lucha. Así lo demuestran las masivas tomas de tierras; la lucha de las docentes suplentes sin trabajo, jubilados, municipales, choferes de Uta, trabajadores del combativo Sutna; sumado a los cientos de trabajadores que comienzan a deliberar y buscan un canal de intervención.

Emanuel Berardo, dirigente el Polo Obrero, destacó la lucha que vienen desarrollando el movimiento piquetero independiente, en una provincia que cuenta con más de 20 tomas de tierras, encabezadas en su mayoría por aguerridas mujeres trabajadoras que ven en la ocupación una vía para conquistar el derechos a la vivienda para ellas y sus hijxs. Señaló que la contención gubernamental tiene entre sus patas fundamentales el ejercicio de la represión. Esta política de empoderamiento del aparato represivo ya se cobró la vida de Facundo Castro, Blas Correas, y más de 91 pibes víctimas de gatillo fácil en lo que va de la cuarentena. En este terreno, la segunda resolución del plenario fue el apoyo activo a todas las ocupaciones en curso, y la participación del “Plenario Nacional Antirrepresivo” contra el gatillo fácil y la criminalización de las luchas el próximos 19 de septiembre, para exigir justicia por Facundo, justicia por Blas, ¡Fuera Berni!

El plenario contó con la participación de Ileana Celotto, dirigente nacional de la CSC y secretaria general de la AGD-UBA, quien colocó con centralidad la tarea de preparar una gran jornada de movilización el próximo 17 de septiembre. El fuerte ajuste que descargan las gobiernos y las distintas patronales contra el pueblo trabajador, la parálisis absoluta de la burocracia sindical, y el reforzamiento de una política represiva ha ratificado la vigencia del Plenario del Sindicalismo Combativo como una herramienta necesaria para poder desarrollar la lucha en Córdoba y en todo el país. En este marco quedó planteada entre las resoluciones del plenario, impulsar un encuentro del Plenario del Sindicalismo Combativo en Córdoba, que dé continuidad a la jornada del 17 y abrace las luchas de la clase obrera cordobesa.

El cierre de los informes estuvo a cargo de la legisladora del FIT-PO, Soledad Díaz García, que graficó la quiebra de la provincia en manos de una política de rescate al capital y los acreedores encabezada por Schiaretti. El accionar de la bancada del FIT como respaldo clave de la organización independiente y para el desarrollo de un programa de salida a la crisis, le ha valido a la izquierda ataques políticos de todo tipo, incluyendo los intentos de imputación a Susana Rins y Cintia Frencia.

El debate a lo largo del plenario graficó el gran trabajo que viene desarrollando la CSC en el marco de un proceso de deliberación y luchas particulares que recorre el movimiento obrero. La estructuración de las agrupaciones clasistas y las instancias de frente único fue todo un eje de debate, en torno al cual se resolvió un plan de cursos sindicales y de formación política, como así también la proporción de plenario de reuniones abiertas de estatales, trabajadoras de casas particulares para impulsar el programa del sector.

En todos los casos la política de Frente Único ha significado una vía de agrupamiento y organización clave que los trabajadores puedan desarrollar un programa y un plan de lucha que le haga frente al ajuste y siente las bases para recuperar los sindicatos. Así lo expresaron las experiencias de los docentes en el plenario opositor, de los jubilados conformando espacios de coordinación de lucha; o la intervención en sindicatos claves agrupando al activismo como en Luz y Fuerza, salud, estatales, trabajadoras de casas particulares, repartidores, y en los gremios combativos como municipales de Jesús María y el Sutna. Este método se opone a la autoconstrucción que plantea el PTS, y al seguidismo a la burocracia que desarrollan el MST e IS, quienes integran un frente común con sectores del gobierno en docentes.

En este sentido el plenario resolvió un programa integral de salida para proponerle a la mesa regional del PSC de cara a la jornada del 17, que parte de reclamar el no pago al FMI y los bonistas; el rechazo a cualquier tipo de flexibilidad o reforma laboral; la lucha contra los despidos y por los protocolos de bioseguridad adecuados; por la reapertura de paritarias y la defensa del 82% móvil; en defensa de las ocupaciones, contra los desalojos y la represión; por los derechos de las mujeres trabajadoras, por la ESI y el aborto legal; y contra la depredación ambiental.

Asimismo, el plenario resolvió el apoyo a una serie de instancias de lucha y reagrupamiento que detallamos a continuación:

·         8/9 Jornada internacional de lucha de los repartidores

·         9/9 Marcha en defensa de la educación.

·         Audiencia pública en la Legislatura por la devolución de la Caja a sus afiliados

·         23/9 y 1/10 Jornada de lucha nacional en defensa del 82% móvil

·         21/9 Jornada Nacional de Lucha de Salud

·         25/9 Jornada de lucha en el marco de la huelga mundial por el clima. 10/9 participar del plenario nacional de Tribuna Ambiental.

·         28/9 impulsar la marcha “un grito global por el aborto legal”. Organizar la campaña de cursos por la ESI integral.

·         Impulsar un paro de 48 horas entre los docentes universitarios y preuniversitarios para la segunda semana de setiembre.

 

También te puede interesar:

La marcha cuestionó el ajuste de quienes gobiernan, fue impulsada por el Polo Obrero y otras organizaciones del Frente de Lucha.
La jornada piquetera se expresó en las principales ciudades del territorio nacional.
El Polo Obrero fue clave para la recomposición electoral.