21/11/1995 | 474

El Foro de La Rioja no llegó a la fecha de gestación

Por Ch. R.

El 14 de octubre pasado, en un encuentro en el Miniestadio de Atlanta, la Corriente Clasista y Combativa (CCC —orientada por el Ptp), el Movimiento Político Sindical Liberación (PC), la agrupación 1º de Mayo de Córdoba y las corrientes Patria Libre y Quebracho, reafirmaron la vigencia del Foro Sindical de La Rioja.


Apenas un mes después, el Foro estalló por los aires. Según el PC, “se han desatado fuerzas tanto desde los sectores hegemónicos del CTA como del MTA y la complicidad de la Corriente Clasista y Combativa (el Ptp) tendientes a fracturar definitivamente el Foro con la intención de borrar a una tendencia que nuclea en su seno a corrientes de izquierda y clasistas…” (Propuesta, 15/11). Para la jornada del 20, el Foro se presentó dividido; el PC y  la 1º de Mayo de Córdoba critican a la corriente del ‘Perro’ Santillán por haberse “cortado sola” con el MTA y el CTA en la Mesa de Enlace, al apoyar una jornada (la del 20) que no es la Marcha Federal, no es un paro ni ayuda a la coordinación de los conflictos regionales, lo que violaría la política votada por el Foro.


Esto es verdad, pero no es de hoy que la corriente sindical del Ptp anudó un acuerdo con la burocracia ‘opositora’, sino hace seis meses, cuando se formó la Mesa de Enlace, aunque el CTA y el MTA no tuvieron en cuenta al ‘Perro’  cuando pactaron con la CGT el ‘cese’ del 6 de setiembre.


Hace seis meses, Santillán y el Ptp ingresaron oficialmente al campo de la burocracia opositora y anunciaban la intención de votar a Solanas en el primer turno y  a Bordón en la segunda vuelta (acto de la CGT San Lorenzo, de la 1º de Mayo). El PC y el Ptp estuvieron de acuerdo en esta política, confluyeron en la Alianza Sur y fueron luego los protagonistas del Foro de La Rioja.


¿De qué se queja entonces Echegaray?


En oportunidad del ingreso del ‘Perro’ a la Mesa de Enlace dijimos que “los izquierdistas del Ptp ingresan a la nueva etapa de crisis del régimen político burgués-proimperialista, no desde un punto de vista revolucionario, sino componedor, es decir, contrarrevolucionario. Para apoyar el paro improvisado del CTA-MTA no era necesario pasar a formar un bloque con su burocracia, al revés, era más necesario que nunca delimitarse de su política y métodos, que llevarán necesariamente a nuevas derrotas populares”(PO, 2/5). La conducta de la CCC y del ‘Perro’ fue avalada en ese momento por todas las corrientes y agrupaciones que luego convocaron o adhirieron al Foro.


El fracaso de una política


Nadie puede declararse sorprendido, pues el Ptp y el ‘Perro’ nunca escondieron su política.


En el encuentro de La Rioja del Foro Sindical, el 26 de agosto, Santillán fue muy claro: “hay compañeros que no entienden que hay una primera etapa en la que todos los sectores nos tenemos que unir contra el proyecto neo-liberal… el movimiento obrero está dividido… hay que sumar fuerzas. Luego de esta primera etapa llegará el momento para la clase obrera y su programa”. Primero, entonces, con el Frepaso y la UCR; en esto lo único que no está claro es si con Cavallo contra Menem o al revés.


¿De qué se queja el PC? El punto de unidad entre el PC y el Ptp fue “crear las condiciones para una verdadera central de los trabajadores” con el CTA y el MTA, es decir, una central chacho-bordonista.


El Foro no ha resistido la primera prueba política. Ha sido Córdoba, Río Negro y el resto de las luchas provinciales lo que ha confirmado la absoluta esterilidad de un movimiento mimetizado detrás de un bloque de la burocracia sindical que está jugando un papel conciente de freno y de rescate de los gobiernos provinciales vaciadores. Detrás de la consigna de la “central sindical alternativa” se pretendió amalgamar a activistas empeñados en la recuperación de los sindicatos con alas de la burocracia, como Garcetti, entregador de la huelga docente, junto a los dirigentes de la Rosa antiburocrática.


El Foro se ha roto por razones que sus protagonistas se empeñan en ocultar. Dice el PC: “La Mesa de Enlace convocó a la CCC con la intención de sumarla como apoyatura de sus planes y con el objetivo inocultable de romper el Foro, dejando fuera de las negociaciones en primer lugar al MPS Liberación (es decir, la corriente sindical del PC)”. Debía ser “el Foro como tal, la tercera parte de la Mesa de Enlace”. ¡Qué tal!


A esto conduce la falta de clarificación política.