15/09/2020

En Misiones, se despertó el elefante blanco

La primavera de la salud pública misionera, con acampes, cortes y movilizaciones en reclamo de salarios.

La provincia de Misiones está conmovida por las movilizaciones, cortes y acampes de los estatales: a la lucha de los docentes por aumento salarial que se viene profundizando las últimas semanas, se suman las y los trabajadores de salud pública.

Una de las causas que enardeció los reclamos de docentes y trabajadores del Estado de distintos ministerios fue el aumento del salario inicial a $44.000 para la policía provincial, que el gobierno renovador otorgó ante las presiones de la fuerza.

A pesar del intento del Gobierno Renovador de enfrentar a manifestantes con la población, las muestras de solidaridad de trabajadores de otros sectores y de vecinas y vecinos son constantes.

El detonante en Salud fue el acuerdo firmado por las gremiales estatales UPCN y ATE, sin consulta y a espalda de los trabajadores, que consiste en un aumento de $5.000 pesos al básico de las distintas categorías, que son de $3.800, $5.000 y $6.000. Mientras este incremento lleva al sueldo de bolsillo a entre $25.000 y $32.000, muy por debajo de la canasta de pobreza, los burócratas de ambos sindicatos se justifican diciendo que el aumento al básico es superior al 100%.

Los compañeros y compañeras reclaman salario y un conjunto de reivindicaciones como el pase a planta permanente, frente a las más de 20 formas de contratos precarios. Por ello están acampando frente al Ministerio de Salud desde el miércoles 9 de septiembre, que tiene sus puertas cerradas, con personal de la infantería dentro del edificio. Además, aclaran que no están en paro, pues cumplen sus horarios y vienen al acampe en sus horas libres, lo que les significa un gran sacrificio, ya que algunos viajan desde el otro extremo de la provincia.

El Parque de la Salud

Simultáneamente las y los trabajadores del Parque de la Salud -un ente descentralizado creado en 2010 y administrado por una fundación- están acampando en el Hospital de agudos Dr. Ramón Madariaga, en Posadas (la capital provincial) reclamando aumento salarial.

Rechazan lo dispuesto por la fundación, de un aumento de $5.000 (al igual que el Ministerio de Salud), denunciando que con el mismo, sobre $29.000 pesos de sueldo promedio  que perciben, quedan muy lejos de la canasta básica de $44.500 que fija el Indec. Por ello reclaman un básico de 40.000, para llegar a un sueldo conformado de 70.000 pesos, que cubra el costo  la canasta familiar. Además, denuncian la precarización que sufren por la falta de estabilidad laboral -pues sus contratos se renuevan anualmente-, y que están por fuera de la carrera del Ministerio, con distinta escala salarial.

Por un plan de lucha

El acampe en los dos lugares sigue firme, apoyándose mutuamente, y se comienza a extender la solidaridad de la población. Una delegación de  los trabajadores de salud se hizo presente en el corte del puente Garupá de los docentes, mostrando una iniciativa de unidad de los que luchan contra el mismo gobierno patronal de la Renovación.

El diputado y ex gobernador Carlos Rovira, así como el actual mandatario Oscar Herrera Ahuad, se jactan de “tener las cuentas ordenadas”. Lo que el pueblo misionero está escuchando estos días es que ese «orden» es a costa de pagar sueldos básicos de $7.500 a los docentes y de $5.000 a las enfermeras, y no a costa de medidas como la aplicación de un impuesto a las grandes fortunas.

Se plantea ligar estas peleas señaladas en un plan de lucha común de todos las sectores de la provincia que reclaman aumento salarial, del Ministerio de Desarrollo Social, los municipales de Posadas y otras localidades, y los judiciales.

La población misionera tiene que profundizar la  solidaridad con la lucha de los trabajadores de salud, ya que son esenciales y nuestra garantía de salud y supervivencia frente a la pandemia.

Todo el apoyo a las compañeras y compañeros de Salud. Masifiquemos los acampes, por una lucha común de todos los trabajadores del estado. Por un básico de $40.000 pesos, para llegar a un salario conformado igual a la canasta familiar, como reclaman los compañeros del Parque; y por el pase a planta de todos las trabajadores y trabajadoras con contratos precarios.

Son razones más que justas para luchar. Desarrollemos la fuerza y la organización necesarias para lograrlo.

También te puede interesar:

Una vez más quedó claro que para la “justicia” burguesa el único objetivo es castigar a una mujer pobre y al movimiento de mujeres independiente del Estado.
Gran acción como parte de la jornada nacional de lucha en el día de la Sanidad.
Los enfermeros marcharon por el reconocimiento de su carrera profesional, aumento de salario, derecho al descanso y equipos de protección.
Exigen salarios iguales a la canasta familiar, insumos de bioseguridad, entre otras demandas. La necesidad de asambleas para votar un plan de lucha provincial.
La cita es a las 9 horas en la puerta del Hospital Central para movilizar a Casa de Gobierno.
Un Estado empobrecedor quiere responsabilizar a las víctimas