21/04/2021

Encuentro de Madygraf, pocas luchas, ninguna coordinación

El día sábado la corriente sindical del PTS «MAC» convocó un encuentro cuyo eje era el llamado a la coordinación de las luchas del AMBA. La convocatoria fue tomada por la corriente sindical del MST «ANCLA» y su agrupación de trabajadorxs desocupadxs MST Teresa Vive. Los 550/600 conectados constituyeron una modesta representación para ser dos corrientes, muy lejos de lxs 4.000 informadxs por la Izquierda Diario.

Fue un encuentro bimodal (presencial transmitido desde la gráfica Madygraf, y virtual a través de la plataforma zoom) en la que hicieron uso de la palabra representaciones de los SUTEBA, Ademys, trabajadores del neumático, aeroportuarios, una comisión de Guernica, clínica San Andrés, ArreBeef y Tercerizados del Roca.

Otra curiosidad es que el MAC-PTS que critica a la «izquierda cupera» pautó todas las intervenciones y no dio la palabra a Mónica Schlottauer, tampoco a quienes se anotaban en la sala de chat de zoom solicitando la palabra. Una impostura de principio a fin.

Tampoco la participación de las luchas actuales fueron relatadas por sus protagonistxs directxs: se expresaron por militantxs pertenecientes a las corrientes convocantes evidenciando que las principales luchas en curso como el caso de la heroica huelga de la salud de la provincia de Neuquén no fue relatada por sus propixs vocerxs. Por el contrario, fue el referente político del PTS Raúl Godoy quien contó la situación neuquina pero sin presencia de lxs trabajadorxs de la salud quienes se encuentran en los piquetes, ni mucho menos de sus principales voceros.

Una intervención de singular relevancia fue el de la lucha de lxs trabajadorxs del puerto quienes vienen dando batalla contra la modificación de los convenios colectivos y la precarización con un intento de ser tercerizados. En este caso, la intervención estuvo a cargo de Amarante, secretario adjunto del sindicato de guincheros, quien lejos de ser un representante combativo de lxs trabajadorxs portuarixs en lucha es reconocido por poner en pie sus negocios en favor propio y ajenos a los intereses reales de lxs portuarixs.

Las intervenciones genuinas correspondieron a las enfermeras de la clínica San Andrés que vienen de un extenso derrotero en una permanencia tenaz en la clínica cerrada en medio de la pandemia, batallando contra los despidos y el cierre de la misma, y de trabajadores de Latam.

La gran ausente fue la orientación política de fondo

La presentación del evento estuvo a cargo de trabajadores de Madygraf quienes resaltaron la consigna convocante. Sin embargo no hubo una caracterización política que oriente y denuncie la línea fondomonetarista del gobierno de los Fernández-Massa y de los gobernadores en el marco de la pandemia, tampoco fue denunciado ni discutido el pacto social no escrito entre los gobiernos comenzando por el de Alberto Fernández y las burocracias sindicales de todo color y plumaje.

Es decir que aunque la consigna convocante pueda parecer adecuada y propositiva dista de una orientación precisa de intervención del conjunto de la clase trabajadora.

Parten de un postulado abstracto alejada de la posibilidad de deliberación de un camino de acción común que abra un canal de intervención decidida por parte de lxs trabajadorxs contra el ajuste y las penurias que atraviesa el pueblo trabajador, al punto que sin votar resoluciones, la única resolución anunciada fue sumarse a la movilización resuelta y votada por el Plenario del Sindicalismo Combativo el día 27 de abril al Consejo del salario.

El encuentro fue anunciado con el objetivo de sacar del supuesto inmovilismo al sindicalismo combativo, pero no se diferenció de eventos similares anteriores en los que se encubría el agrupamiento de las agrupaciones que conforman el PTS. Cabe destacar que la mesa nacional del Plenario del Sindicalismo Combativo (PSC), integrado también por el MAC, se reunió y analizó la propuesta de dicho encuentro como un intento divisionista contrario al PSC razón por la cual se definió no participar como tal.

El PSC se destaca por el apoyo y participación directa en las luchas. Se votó la movilización a la casa de Neuquén en apoyo a la huelga del «elefante» neuquino de la que la presencia sindical del MAC fue totalmente raleada pese a su intento de reemplazar las voces sindicales con dirigentes políticas de sus partidos. También la movilización el día 27 de abril al Consejo del salario impulsando la unidad de trabajadorxs ocupadxs y desocupadxs, sector que viene poniendo en jaque en las calles a los gobiernos contra el hambre, la desocupación y la falta de vacunas.

Por su parte, Ancla-MST realizó un llamado al MAC-PTS a reforzar el PSC pese a haberse sumado a este encuentro que forma parte de una política que intenta dinamitar el espacio sindical conformado por el clasismo.

Una muestra cabal de ello fueron las intervenciones como las de un trabajador del neumático, quien sin mencionar a las burocracias sindicales, dedicó su intervención a criticar la conducción clasista del recuperado sindicato industrial del neumático SUTNA. El sindicato se encuentran en lucha contra los aprietes patronales, por los protocolos de bioseguridad, las muertes evitables como la del compañero Marcelo Ulariaga de Pirelli; lo cual provocó paros y reclamos en la propia planta y otras que se sumaron en solidaridad, y permanecen en estado de alerta y asamblea.

Por su parte una representación de la Coordinadora Sindical Clasista se hizo presente a través de vocerxs de luchas como la de lxs docentxs del sistema público de la CABA, docentxs universitarixs y estatales. A través de una única intervención plantearon taxativamente que el triunfo de las luchas estará determinado por la intervención directa de lxs trabajadorxs en la crisis abierta, reforzando los sindicatos recuperados y dando batalla por la recuperación de los que están en manos de las burocracias sindicales. Apostando al método del frente único de clase mediante el cual la potencia organizacional y de enfrentamiento a las burocracias, al gobierno, al pacto social y las políticas de hambre, ajuste, inflación, techos salariales, carestía, y reformas laborales y previsionales, traza un camino abierto para el conjunto de la clase obrera.

También te puede interesar:

Importantes conflictos muestran el descontentos de las bases y los cuestionamientos a la burocracia sindical.
El Pts y la Sociedad de Estado en el Astillero Río Santiago.
Una respuesta a nuestrxs compañerxs del PTS y el MST.
La izquierda explica su programa de salida a la crisis social y sanitaria. Escribe Juan García.
Se consagra un pérdida real del 16,8%, y un SMVyM de $29.160 para febrero del 2022.