29/10/2021

Jornada de paro y movilización de profesionales de la salud de la provincia de Buenos Aires

Salarios a la baja, contrataciones precarias, despidos y suspensiones a la orden del día.
Trabajador de la salud

Este jueves 28, trabajadores de la salud de la provincia de Buenos Aires marcharon por la Ciudad de Buenos Aires en reclamo por mejores condiciones laborales, reparación y un aumento paritario, desarrollando un paro de 48 horas desde el dìa martes.

Ya va más de un año y medio de pandemia y la presión hacia los servicios de salud y sus trabajadores no se detuvo en ningún momento. Las condiciones laborales y de contratación se reproducen sin cuestionamiento en todo el territorio: salarios a la baja, contrataciones precarias, despidos y suspensiones a la orden del día. Pero la determinación unilateral de cerrar la paritaria por decreto por parte de la gobernación de Buenos Aires, de la mano de Axel Kicillof, terminó por explotar los ánimos y el descontento de quienes se lxs consideraba “esenciales” hacía unos meses.

En el marco de las medidas de fuerzas anunciadas por la asociación sindical de la provincia de Buenos Aires (Cicop), y las asambleas interhospitalarias que se dieron lugar desde hace tres semanas, se decidió llevar adelante un paro de 48 horas y una jornada de movilización instalando una carpa sanitaria en el Congreso de la Nación. Si bien, la jornada fue acompañada por un intenso calor, delegaciones de todas partes de la provincia se hicieron presentes. Primero, marchando por la ciudad, y luego dando lugar a reuniones y comisiones de Residentes, Género, condiciones laborales, entre otras, que ocuparon la jornada en la plaza durante la tarde.

Se necesita una recomposición salarial acorde a los índices de inflación de hoy en día. Reconocimiento laboral en materia de aportes y jubilación. Y la contratación de todo el personal de planta transitoria. Son algunos de los reclamos que vienen levantando desde diferentes sectores. Algo que los gobiernos de turno se empeñan en sostener, garantizando una política de ajuste y pago al FMI.

La continuidad de las medidas de luchas serán resueltas y discutidas en cada asamblea hospitalaria para mandatar acciones de lucha y llevarlas a la coordinación de Cicop. Apoyamos la organización genuina e independiente que pone sobre la mesa la necesidad de organización sindical y de lucha para todxs lxs trabajadores, pero en especial para todxs lxs trabajadores de la salud del país. Como lo marcaron lxs trabajadores de salud de Neuquén, como lo hizo la asamblea de Residentes y Concurrentes CABA, y ahora lxs trabajadores de la salud de la provincia de Buenos Aires que salen a ganar las calles por sus derechos laborales. Reforcemos la organización sindical de la salud en toda la provincia. “No hay salud pública con los trabajadores sin sus derechos”.

También te puede interesar:

Sin ningún tipo de explicación dejó en la calle a 9 músicxs.
“Estas obras no resuelven las reales causas de las inundaciones.”
Se prepara una respuesta a esta política “nacional y popular”.
El intendente Rojas se “lava las manos”.
“El ajuste ya empezó”, señaló un funcionario del organismo financiero.