09/12/1999 | 650

«Pacto de calidad educativa» de De la Sota-Grahovac

En setiembre, De la Sota y los gremios docentes firmaron un «Pacto de Calidad Educativa», que plantea «fortalecer la capacidad de gestión de los directivos de escuela y la participación de los padres y la comunidad educativa en la gestión de los recursos y gastos operativos» (Pacto, dixit), es decir, la entrega en concesión de la escuela pública. También habla de «normas éticas de convivencia, tolerancia y solidaridad, todo ello conciliado con modernos valores operativos de eficiencia, eficacia, competitividad y productividad», o sea de superexplotación.


Destrozan el estatuto docente


De acuerdo con el Pacto (anti)Educativo, el salario quedará sujeto a evaluaciones permanentes y perderá el derecho otorgado por la antigüedad al perfeccionamiento docente. «Estructura salarial docente, que contemple el desarrollo profesional en los niveles de capacitación y formación docente» (ídem) e incentivos «relacionados con el nivel de formación de los docentes y la capacitación permanente» (ídem), o sea, la flexibilización laboral.


Se pierde la estabilidad laboral, que dependerá de las evaluaciones, además de «la implementación de un sistema de salud y riesgo laboral que establezca el control médico de ausentismo por razones de salud, realice los exámenes médicos preocupacionales y periódicos» (¿?) (ídem).


El Pacto plantea también una comisión donde «se abordarán los temas propios de las relaciones laborales y escalafonarias en todos los niveles del sistema educativo» (ídem). Es decir, la modificación del estatuto sin siquiera recurrir al método de la paritaria.


Rechazo del Pacto (anti) Educativo, 700 pesos de básico, incorporación del presentismo al básico, defensa del Estatuto Docente, triplicación del presupuesto educativo, derogación de la Ley Federal de Educación.

También te puede interesar: