30/04/2014 | 1312

Paro por tiempo indeterminado desde el 4 de abril

INGENIO SAN ISIDRO SALTA

La medida cuenta con más del 90% de adhesión y ha paralizado prácticamente la producción del ingenio. El gobierno mandó la represión el 11 de abril y dejó trabajadores hospitalizados por disparos de bala de goma a quemarropa.

Los azucareros dan cuenta de que las condiciones laborales son completamente deplorables, no cuentan con las herramientas y los materiales necesarios para llevar adelante su tarea hasta el punto de contar con solo un barbijo por mes. En una declaración a los medios, el titular de SOEASI, Mariano Cuenca sostiene: «Nos deben la ropa desde 2011 y la que recibimos es de mala calidad, pedimos (a su vez) la entrega de elementos de seguridad». Estos son reclamos que llevan años y la empresa se ha negado sistemáticamente a cumplirlos.

Por otra parte, los trabajadores dieron cuenta de que el ingenio quiere ir a una intensificación de la producción, ampliando la cantidad de surcos sembrados por día, ampliación ligada a un objetivo mayor de exportación y del cupo de producción de los biocombustibles, sin la absorción de más mano de obra para esta tarea. A este pliego, luego de 20 días de reclamo, se le suma la actual discusión de las paritarias nacionales frente a la cual exigen un salario equivalente a la canasta familiar, actualmente de 9.500 pesos.

La empresa es una de las beneficiarias de la devaluación. Siendo una actividad que gana millones de pesos, casi no aporta al municipio.
Esto es reconocido hasta por el propio intendente, Mario Cuenca, quien declaró ante la prensa que «el Ingenio San Isidro no cumple con su «responsabilidad social» (sic), ya que no ha ayudado a ninguna institución de Campo Santo», destacó además que «que el municipio sólo recibe 120 mil pesos desde la empresa cuando, en realidad, debieran aportar aproximadamente unos 300 mil pesos».
Al igual que la huelga docente, los azucareros son una expresión de cómo la clase obrera enfrenta un ajuste. El jueves 24, nuestra bancada formó parte de una movilización histórica en el pueblo que muestra un camino por el cual avanzar. Cerca de mil vecinos marcharon seis kilómetros desde Campo Santo hasta Güemes, en apoyo a la lucha del ingenio y con el objetivo de unificar con otros reclamos presentes en el departamento: la huelga docente y la lucha de desocupados y los ferroviarios.

Desde el PO impulsamos todas las iniciativas por el triunfo de esta huelga y pusimos nuestras bancadas en la Legislatura provincial al servicio de esta lucha.


Gabriela Jorge,
diputada provincial

También te puede interesar:

Se suman adhesiones y pronunciamientos de trabajadores, sindicatos y activistas de todo el país.
En campaña por los reclamos más sentidos del movimiento de mujeres y por gran agrupamiento independiente frente a la cooptación y la desidia estatal.
La importancia clave de las huelgas y movilizaciones docentes y de la salud. Escribe Juan García.
Se reunió la mesa del PSC para analizar el momento político y resolver un curso de acción.