11/04/1995 | 443

Que la crisis la paguen los directores del banco y no sus empleados

De acuerdo a lo anunciado en estos días por los supervisores zonales y los consultores de McKinsey, y fiel al proyecto de la filosofía corporativa, la política de los directores del banco es liquidar una serie de sucursales o bien reubicarlas quién sabe dónde.


Hace unos meses nos decían que las “vedettes”  eran las Pymes, los seguros y los préstamos. Ahora son las grandes empresas y los depósitos individuales. Antes fue colocar tarjetas de crédito a todo el mundo. Lo cierto es que esta anarquía en los objetivos es producto de la gran crisis financiera que toda la banca (incluido el Banco Río) han gestado.


Pero una vez más, los responsables de la crisis no la quieren pagar y la descargan en nosotros y en nuestras familias.


Durante años nos mantuvieron con los sueldos prácticamente congelados, teniendo el banco ganancias extraordinarias. Ahora, con la crisis, siguen ganando y especulando, pues el Banco Central les presta dinero al 13% de interés a los bancos y éstos lo represtan al 90%. Pero nos dicen que hay que hacer el ajuste: reducir los salarios, más flexibilidad laboral, alargamiento de la jornada de trabajo, etc. En definitiva, nos quieren hacer pagar la crisis que es de ellos, no nuestra. No compañeros; la crisis que provocaron los bancos la tienen que pagar los banqueros, no nosotros.


Nosotros lo que sí necesitamos es que los “Luncheon cheek” los den todos los meses. Es inexplicable que los hayan dado por única vez. ¿Por qué? No dieron ningún motivo porque no lo pueden dar. Que la crisis la paguen ellos.


Nosotros necesitamos: 1) Un aumento salarial que contemple la inflación que arrastramos desde el inicio del “plan” de convertibilidad; 2) ningún despido; 3) que se otorguen los “Luncheon cheek”  por 240 pesos como mínimo todos los meses.


Es lamentable que, con todos estos problemas, la Comisión Gremial Interna no aparezca. Dijeron que están divididos pero no saben por qué.


Necesitamos una Comisión Gremial unida para que defienda los intereses de todos los compañeros.


6/4/95


Lista Naranja del Banco Río

En esta nota

También te puede interesar:

La lucha por el pase a planta es la base para quebrar la ofensiva flexibilizadora de las patronales bancarias.
El acuerdo va en la línea del presupuesto de ajuste y la proyección trucha de la inflación.
Debe resolver por la inconstitucionalidad de la ley 15.008. Vamos por la recuperación de la caja previsional.