03/06/2021

Río Negro: vence el plazo de la aplicación de la segunda dosis en docentes

Carreras y Zgaib contrarían las indicaciones sobre la vacunación.

La vacunación a docentes en Río Negro se encuentra cerca de naufragar y puede convertirse en un escándalo. Los primeros docentes vacunados en marzo están pronto a cumplir tres meses desde que fueron inoculados y la segunda dosis no aparece. Una definición política, del gobierno nacional y las provincias, extendió el plazo recomendado por los laboratorios entre la primera y segunda dosis de 21 a 28 días a tres meses.

La vacuna china Sinopharm, con la que inocularon a la docencia, tiene una efectividad de un 75% con la primera dosis y un un 79,34% con la segunda aplicación. Lejos de todas las recomendaciones sanitarias que desaconsejan taxativamente la práctica de extender los plazos, Vizotti y ministros de salud de todas las provincias, a principios de marzo, definieron prorrogar la inoculación de la segunda dosis para “proteger a la mayor cantidad de personas” con una dosis.

Ahora los plazos, que definieron políticamente, tampoco serán cumplidos y en los próximos días el riesgo de salud sobre la docencia se vuelve concreta y real. No es desprolijidad ni es incompetencia, no es un problema de carga de datos, es una gestión capitalista que pretende la presencialidad sin gastar un peso. La exposición de la docencia a los contagios no podría ser más brutal. A esta situación se le suma que muchos docentes todavía no han sido vacunados, pasados tres meses del inicio de clases.

Carreras-Tracchia han definido volver a la presencialidad a como dé lugar, sin importar la ocupación de camas, el sostenido nivel de contagios y el colapso del sistema sanitario. El inicio de clases en Bariloche, con el 100% de camas ocupadas a pesar de las voces sanitarias que plantean lo contrario, marca que están dispuestos a todo. En el diario Río Negro del día 1° de junio, el jefe de terapia intensiva del hospital Ramón Carrillo, Germán Santamaría, consideró que “la reapertura de actividades se adelantó tres semanas y que la situación sanitaria, a partir de ahí, podría agravarse aún más en Bariloche”.

La segunda dosis debe ser aplicada sin demora. A Carreras y su gabinete hay que imponerles, con un plan de lucha del conjunto de los estatales, las medidas que requerimos las y los trabajadores: testeos masivos y sistemáticos, vacunación universal en tiempo y forma, suspensión de clases si uno de los índices epidemiológicos es de riesgo, insumos e infraestructura con protocolos bajo control de la docencia y la comunidad educativa. Dispositivos y conectividad para estudiantes y docentes para que la virtualidad sea posible.

También te puede interesar:

El Consejo Directivo votó un regreso a las aulas para el segundo cuatrimestre sin condiciones.
El gobierno provincial y municipal anunciaron con bombos y platillos este irrisorio aumento de UTIs en el Hospital Materno-Infantil.
El reclamo por el derecho laboral gana lugar dentro del movimiento obrero de la región.
Los y las ancianas como variable de ajuste del Estado.
Se pone en riesgo la vida de los vecinos y los trabajadores del distrito, ya que las única disposiciones quedan a cuenta de los feriantes.