19/08/2010 | 1142

Utpba: un frente para expulsar a la burocracia y por paritarias

Sólo un sindicato de clase en los medios garantiza la libertad de expresión

El lunes 9 de agosto se presentó el Frente de Unidad de las cuatro agrupaciones opositoras que intervienen hoy en el gremio de prensa.

Osvaldo Bayer puso su nombre a la cabeza de la lista, para subrayar el rechazo del periodismo progresista a la burocracia entregadora y vitalicia de la UTPBA. Por las agrupaciones encabeza la lista el actual secretario general de la Interna de Télam, Eduardo De la Fuente. El Frente de Unidad fue respaldado por casi 700 avales y recibió el apoyo de 50 delegados de empresas periodísticas, de los cuales 37 se sumaron como candidatos.

El Frente es, por sobre todas las cosas, la expresión electoral de un proceso que encontró a las agrupaciones La Gremial, La Naranja, El Colectivo y La Violeta en las principales instancias de lucha que protagonizó el gremio de los periodistas en el último período.

En su seno van unidas las agrupaciones, comisiones internas, delegados y trabajadores que convocaron al masivo acto para el Día del Periodista, marcharon al Ministerio de Trabajo por paritarias, en defensa de Crítica y por la libertad sindical, y denunciaron el involucramiento de los directivos de la Obra social en la causa de los medicamentos truchos que sigue Oyarbide.

Están, además, los que garantizaron la marcha de Crónica del año pasado, pelean en cada empresa contra las patronales y presentaron una lista común que obtuvo la minoría en la reciente asamblea de Junta Electoral, burlada por la burocracia mediante un escandaloso fraude.

Existe un proceso de alza en la intervención de los trabajadores de prensa, que le ha impreso un carácter de masas a su participación en la vida del gremio.

En la etapa presente, centenares de trabajadores saltaron las fronteras de cada empresa para solidarizarse con otros conflictos mediante acciones concretas. Sumaron su presencia en actos y marchas, aportaron a los fondos de huelga y sostuvieron la notable e inédita acción coordinada de aplausos y paros por turnos en más de 15 redacciones en defensa de Crítica, pero sobre todo a espaldas de la burocracia, que la miró por tevé.

Télam + 7 de Junio = programa

Recientemente, la puesta en pie de una nueva comisión interna en Telam, que surgió de una votación con la participación récord de más de 450 compañeros, permitió reabrir la discusión colectiva de salarios, obtuvo el primer aumento que en años rompe el tope oficial y abrió un proceso de deliberación y participación sindical sin precedentes. El Frente que se constituyó en la agencia entre La Naranja, La Gremial y compañeros independientes anticipó la convocatoria común a participar unidos en las elecciones.

Independencia de los patrones y el Estado y democracia sindical, es decir una acción antiburocrática concreta, es la fórmula que puede aportar la experiencia de Télam junto al acto del 7 de Junio en las puertas de Crítica y la marcha contra el fraude, por paritarias y por la libertad sindical.

La Naranja propuso a sus aliados, como en Télam, destacar el compromiso concreto ante el gremio de reabrir la discusión salarial mediante la convocatoria a paritariase , en el caso de que accedamos a la directiva, sea como mayoría o minoría.

Pero también decimos que habrá plenarios de delegados mensuales y que la asamblea general será el ámbito para debatir todos los temas importantes que hagan a la vida del gremio y de los afiliados, en definitiva el sindicato volverá a ser de los trabajadores.

Como Naranja planteamos la lucha a muerte por la vigencia plena del 82% móvil, que el gobierno rechaza, y decimos que la lucha contra la mentira mediática debe ser contra los monopolios privados y los estatales, a partir de la presencia soberana de los trabajadores de prensa en los lugares de trabajo y de una legislación que ponga en primer lugar su derecho a imponer una información veraz y la opinión colectiva propia de los trabajadores.

Burocracia: gol en contra

La contracara del proceso de avance que vehiculiza el Frente es la descomposición de la burocracia.

Se ha agravado la crisis en la que se sumió la directiva después de las elecciones pasadas. Nada fue igual en el gremio, pero en particular en las estructuras del sindicato, después de que con el Frente Naranja, Violeta e Independientes venciéramos la proscripción, los escracháramos a granel por la golpiza que le dieron a un trabajador de Perfil y sacáramos el 30% de los votos en las empresas que se pudieron fiscalizar, ganándole en 10 de ellas y empatando en otras 11.

Como consecuencia de aquel proceso sobrevinieron peleas internas, el alejamiento de importantes dirigentes y el abandono de la sede sindical, centro neurálgico de la mala ONG en la que convirtieron a nuestra organización gremial.

Ahora, las primeras manifestaciones de crisis por la presencia de la oposición unida son observables antes de empezar, en la composición misma de la lista que armó la directiva.

La marginación a la condición de «primer vocal» del actual secretario general del sindicato, Daniel Das Neves, es una confesión de parte sobre su papel en el hundimiento del gremio.

La Celeste y Blanca pretende maquillar su carácter parasitario con la colocación de algunos trabajadores de prensa reales en lugares más expectantes de la lista y el conchabo a las apuradas de los dinosaurios de siempre en algunos medios.

De repente se convirtieron en colaboradores y columnistas al único efecto de poder poner al lado de su nombre y apellido alguna pertenencia laboral. Es a todas luces un acuse de recibo tardío a nuestra campaña de 2007, cuando los denunciamos por vivir 23 años del sindicato sin trabajar.

Ahora diremos 26, ¿a quién quieren engañar?

En esta nota

También te puede interesar:

Vamos con todo al paro del miércoles 9 en defensa de las condiciones laborales de los trabajadores de prensa.
Romina Del Plá presenta un proyecto en el Congreso Nacional.
Continúa el ciclo de entrevistas de Prensa Obrera en vivo por Instagram.
Los trabajadores lo repudiaron en una asamblea virtual y decidieron medidas de lucha