18/10/2021

Vamos a la concentración en la DGCyE bonaerense contra los recortes y las pérdidas salariales

Será este miércoles 20 de octubre. Una jornada de lucha contra el avance de la flexibilización y la reforma laboral.

En la Dirección General de Cultura y Educación bonaerense se realizará, este miércoles 20 de octubre, una nueva concentración y un afichazo en la sede de 13 y 56. Responsabilizando al gobernador Kicillof por los recortes y las pérdidas salariales, la lucha de los trabajadores continúa.

A mediados del mes de mayo, a espaldas de los trabajadores, los sindicatos provinciales impusieron un aumento de las horas de la jornada. Para poder acceder a una bonificación del 125% de los básicos de los empobrecidos salarios estatales, se deberían trabajar dos horas más por día. Esta extorsión implicó también la pérdida de la recomposición salarial en forma de horas extra que los trabajadores hicieron por más de 20 años, ocasionado descuentos salariales de hasta 24 mil pesos a más de 500 compañeros.

Esta reforma laboral encubierta también se impuso en otros ministerios bonaerenses, como Desarrollo Social y Desarrollo Agrario. Lo que no pudo el gobierno de Vidal lo impone, con la ayuda de las burocracias de Ate y UPCN, el gobierno de Kicillof. Más horas de trabajo por salarios que no llegan ni a la línea de pobreza, menos estabilidad y más precarización.

La directora general de escuelas, Agustina Vila, cumple al pie de la letra el mandato provincial del programa A Todo Ritmo. El mismo representa más horas de trabajo también para los auxiliares, que tendrán que trabajar todos los sábados en jornadas de 8 horas para cobrar a fin de mes $5.000 adicionales y sin poder acceder a sus vacaciones. O, claro, para los docentes, que también sumarán jornadas de trabajo precario los fines de semana. Otro capítulo de la misma reforma laboral es la que atraviesan los trabajadores del Astillero Río Santiago y el Instituto Biológico, donde se intenta convertir a ambos en “Sociedades de Estado” que encubren una privatización.

Después de una primera batalla, librada por los trabajadores de la DGCyE junto con la junta interna de Ate Educación sede (que organizó la lucha frente a la entrega de la burocracia de la conducción verde Ate provincia y la Verde y Blanca), lograron que el gobierno junto con las autoridades reconozcan las pérdidas salariales. Estos diseñaron una devolución de quitas a través de módulos, estancos y decrecientes hasta el mes de diciembre. No pasaron siquiera diez días para que el gobierno incumpla el trato: no respetaron ni los tiempos ni los importes que ellos mismos confeccionaron.

Son muchos los trabajadores que han tenido enormes pérdidas, ya que no pudieron acceder al nuevo régimen horario. Esto implica una rebaja nominal en su salario, sumado a los cientos que aún no recibieron ni un peso de los módulos de compensación. A esto le sumamos incluso la vuelta a los lugares de trabajo, abandonados por casi dos años y en pésimas condiciones, donde se tendrán que cumplir más horas para, en muchos casos, ganar menos que cuando el horario de trabajo era más acotado.

El pasado jueves 7 de octubre una nutrida columna movilizó nuevamente desde las puertas de la DGCyE a la casa de gobierno provincial. Exigieron la devolución de las quitas, pero sin dejar de lado que el reclamo es un aumento de salario igual a la canasta familiar, indexado según la inflación, el pase a planta de todos los precarizados y $20 mil de emergencia para todos los estatales. Este miércoles 20 se realizará el afichazo y la concentración en la sede de 13 y 56 . Los trabajadores ya discutieron la consigna: Kicillof recorta salarios, ¡devolución ya!