27/08/2020

Vamos al Plenario del Sindicalismo Combativo de la Patagonia Sur y luchemos juntos contra el ajuste

Este 5 de septiembre, mientras se desarrolla un reguero de luchas obreras en Santa Cruz.

El sábado 5 de septiembre se reunirá el Plenario del Sindicalismo Combativo de la Patagonia Sur, en el contexto de un reguero de luchas en la región.

En estos días los trabajadores del Hospital de Río Gallegos expresaron su rechazo a la política de salud, laboral y salarial del gobierno de Alicia Kirchner. La muerte de un enfermero por Covid-19 desencadenó una importante marcha de velas por parte de los trabajadores acompañados por otros sectores de la comunidad. Dos días después, este miércoles 26, una asamblea en dicho nosocomio rechazó el pago discrecional e insuficiente de un bono para el sector e impuso la exigencia de un reconocimiento económico para todos los compañeros. Los trabajadores de la Agencia Santacruceña de Ingresos Publicos (Asip), también dependientes del Estado provincial, llevan adelante medidas de fuerza en reclamo de paritarias. Estas luchas vuelven a poner sobre la mesa la necesidad de unificarlas por la urgente recomposición salarial y mejores condiciones de trabajo para todos los estatales santacruceños.

Por su parte, los municipales de Gallegos demuestran su inquietud ante su paritaria. La semana pasada la gremial Soem movilizó junto a la CGT local. En la reunión de este lunes 24 con el municipio, no hubo ofrecimiento de aumento alguno. La deliberación busca abrirse paso en las bases.

En el ámbito privado, el sindicato petrolero se encuentra en un conflicto con la operadora china Sinopec por la baja de empresas contratistas, que significaría al menos 400 despidos. El viernes vence la conciliación obligatoria y la dirección burocrática del sindicato amenaza con endurecer las medidas y parar la producción para dicha operadora. Está planteada la intervención de la base petrolera para garantizar que se quiebre la política de despidos.

También la Uocra Río Gallegos está movilizada en reclamo de blanqueo en las obras provinciales y por más obra pública. En este caso, el quiebre entre la base de los desocupados del gremio y sus dirigentes locales es evidente y obligó a estos últimos a movilizar, zigzagueando entre la búsqueda de respuestas a los reclamos y la contención a la lucha obrera.

En Caleta Olivia, trabajadores precarizados de planes y cooperativas que dependen del municipio cortan el acceso norte de la ciudad, exigiendo que les paguen dos meses de sueldo adeudados. Los trabajadores de la Fundación Santa Cruz Sustentable reclaman la salida del interventor y la satisfacción de sus históricas demandas referidas a condiciones de trabajo y aumento salarial, entre otras.

Por su parte, la lucha de los desocupados se expresa también en la persistencia de las medidas ininterrumpidas del Polo Obrero, con más fuerza en Caleta pero con presencia en toda la provincia; así como en la inquietud y la lucha en los obreros de la construcción y la aparición esta semana de un grupo denominado “Desocupados Unidos Santa Cruz” que movilizó al Ministerio de Trabajo de la provincia.

Estos hechos, que se destacan en una situación general de caída de las condiciones de vida de las masas, con despidos en el comercio, aumento a los docentes por debajo de la inflación, generalización del trabajo en negro en la construcción, carestía general y más, exponen la necesidad de unir todas las luchas para que a la crisis no la paguemos los trabajadores.

Apoyemos todos los reclamos y llamemos a ser parte del Plenario del Sindicalismo Combativo de la Patagonia Sur de este 5 de septiembre. Vamos por un plenario de delegados de base con mandatos de asambleas para desarrollar una salida de conjunto a favor de los trabajadores. Que la crisis la paguen los capitalistas.

También te puede interesar:

El Estado, las empresas y los gremios siguen atentando contra la salud de los trabajadores.
Polémica sobre la Marcha por la Diversidad en Caleta Olivia.
A la causa contra dirigentes de Adosac y de la CTA se le cayó otro pedazo.
Para defender los haberes y enfrentar las reformas regresivas de los gobiernos.