fbnoscript
29 de agosto de 2019 | #1562

Ctera y Suteba deben parar el 30 de agosto

Por un salario mínimo de 31.000 pesos y el ajuste inmediato por inflación de todos los sueldos. Baradel, a fondo en la tregua con Vidal

En el reciente congreso de Ctera, realizado la semana pasada, la burocracia sindical docente se pronunció por una serie de reclamos a un gobierno grogui después de la derrota irreversible que sufrió en las urnas, pero que no lo inhibió para descargar una violenta devaluación del 30 por ciento de los salarios del conjunto de los trabajadores mediante una corrida cambiaria reclamada y avalada por Alberto Fernández, el vencedor en las Paso.

La dirección kirchnerista de Ctera (muchos de cuyos referentes son candidatos del Frente de Todos), sin embargo, se negó a votar medida de fuerza alguna para conseguir los reclamos, lo que fue planteado en soledad por los congresales de la oposición multicolor y de Tribuna Docente. Las resoluciones fueron la enumeración de un rosario de reivindicaciones cuya obtención es incompatible con una férrea política de tregua en defensa del pacto devaluacionista de Macri y Alberto Fernández. El pedido de un  bono de 5.000 pesos, aumento del incentivo docente (sin porcentaje), y la exigencia de convocatoria a paritaria nacional, actuó de taparrabos de esta entrega. El resultado no podía ser otro que la exclusión de los docentes del cobro de los bonos anunciados por Macri y el desconocimiento completo de los “reclamos” de Ctera.

“Hay que esperar que venga Axel”

El acuerdo devaluacionista de Macri y Alberto Fernández ha reforzado la acción de contención de todo reclamo obrero de parte de todas las direcciones sindicales peronistas, pero especialmente de la burocracia sindical kirchnerista. Roberto Baradel fue a fondo, señalando que hay que esperar ahora a que asuma el candidato a gobernador bonaerense de la fórmula de los Fernández: “No es lo mismo discutir con [el macrismo que con] un gobierno como el de Axel (Kicillof), que dice que los docentes somos la segunda familia” (Radio AM 530). En el colmo de la defensa de la gobernabilidad de una administración que ha perdido todo respeto popular, el Frente de Unidad Docente Bonaerense les exige a Macri y Vidal “urgente reacción del gobierno para recuperar el poder adquisitivo”. La reacción de Vidal, en medio del colapso de las escuelas en las que se suspenden clases por el frío y con comedores escolares vaciados, fue la de suspender los bonos y paliativos que ya había anunciado.

Los millones de votos del Frente de Todos con los que la mayoría de los trabajadores expresaron su total repudio a Macri, son utilizados por el pejota-kirchnerismo como una plataforma para resguardar el ajuste en curso y paralizar a los trabajadores.

Las reuniones de delegados del Suteba deben convocar a parar el 30

La bronca y preocupación de las escuelas obligó a la burocracia celeste a convocar a reuniones de delegados, pero que tienen el objetivo no de movilizar toda la fuerza docente sino de contenerla, y evitar parar y movilizarse junto a otros trabajadores.

Efectivamente, para el próximo viernes 30 el sindicato docente de la Ciudad de Buenos Aires Ademys y la AGD-UBA de la Conadu Histórica llaman a parar y movilizarse a la Secretaría de Trabajo, cuando se discutirá el aumento del salario mínimo. Decenas de comisiones internas y seccionales del sindicalismo combativo y el movimiento piquetero independiente que ha rechazado la tregua con el gobierno se movilizarán también ese día. El paro y la movilización es para respaldar el reclamo de llevar al salario mínimo de la miseria de 12.500 a 31.000 pesos, algo reclamado formalmente incluso por la burocracia de la CGT. Se trata de un aspecto clave para muchos trabajadores, porque el salario mínimo es aquel que establece muchas de las garantías salariales para las escalas más bajas. En el caso de los docentes, el salario inicial está estipulado en un 20 por ciento por encima de aquello que se acuerde en el Consejo Económico y Social.

Las reuniones de delegados del Suteba deben convocar a parar el 30 y movilizar a la Secretaría de Trabajo por la reapertura de las paritarias, la recuperación de todo lo perdido hasta el momento adelantando ya la indexación salarial prevista para noviembre, la indexación mensual de los salarios y un aumento del 30 por ciento en todas las categorías. Por el incremento de los cupos y montos de los comedores, actualización de las asignaciones y del Fonid,  el pase de todas las sumas salariales al básico, defensa irrestricta del estatuto y de la jubilación docentes.
En ese camino, convocamos a todos los docentes a sumarnos a las acciones que ese día preparan varios Suteba multicolores.

En esta nota:

Compartir

Comentarios