fbnoscript
23 de septiembre de 2019

En Salta, peligra el aguinaldo y hay amenaza de cesación de pagos

El ministro de Economía provincial reconoció que parte de estos fondos están colocados en los bonos “reperfilados” por el gobierno nacional.

Luego de varias desmentidas al respecto, Juan Montero, ministro de Economía del gobernador salteño Juan Manuel Urtubey, acaba de reconocer en entrevista a Página12 (22/9) que $1.450 millones de la provincia habían sido colocados en los bonos en pesos que el gobierno nacional acaba de “reperfilar”, imponiendo una prórroga de seis meses en los vencimientos. Esto quiere decir que al menos una parte de los fondos previstos para el pago del aguinaldo de los trabajadores públicos están comprometidos, así como una porción de los vencimientos de intereses de deuda en el mes de enero.

Salta tiene una deuda que se ha triplicado en los últimos 3 años y un 71% de ella está en dólares mientras recauda pesos cada vez más desvalorizados. A su turno, el funcionario señaló en la entrevista que por las modificaciones de emergencia del gobierno nacional en impuestos coparticipables como IVA y Ganancias, el Estado provincial recaudaría –según sus estimaciones– $1.250 millones menos de aquí a fin de año.

Para completar el cuadro, se conocieron días atrás nuevos índices que colocan a Salta al tope del trabajo en negro en el país (50%), tercera en desempleo (12,7%) y con un 37,5% de pobres. Urtubey tuvo que anunciar, de apuro y por decreto, un plan alimentario por 351 millones de pesos, metiendo en ese mismo paquete 100 millones más en incentivos fiscales a las empresas del rubro alimentación y una  suerte de moratoria impositiva  con facilidades de pago para las llamadas Pymes, que en Salta son el 90 % de las empresas.

Montero se ve obligado a reconocer que está en problemas para ajustar por el lado del salario, como lo hizo en 2018 su antecesor Emiliano Estrada (hoy aspirante a vice del candidato K a gobernador Sergio Leavy), con una caída del salario real del 18%. Es que por la lucha docente el gobierno tuvo que aceptar la indexación mensual de los sueldos de los empleados públicos.

En la Cámara de Diputados provincial se han aprobado en estas semanas, por iniciativa del Partido Obrero, dos pedidos de informes al ministro, y en la sesión del martes 24 reclamaremos que venga a explicar  cómo va  a garantizar el pago del aguinaldo, así como el alcance que tienen los beneficios impositivos y créditos fiscales que, en medio de una crisis por hambre, el gobierno adjudicó a las empresas.

Mientras la crisis golpea de manera brutal a los trabajadores, el efecto de la última  devaluación  llevó a los grandes dueños de la tierra y en general a los grupos exportadores a “descorchar champan”, ya que además del beneficio directo de la suba del dólar agregan la disminución relativa del pago de retenciones, que están clavadas en una suma fija de 4 pesos por dólar.

A la hora de ajustar y garantizar el funcionamiento de los servicios  básicos, el pago de sueldos y la obra pública, a Urtubey ni se le ocurrió apelar a una contribución  excepcional de estos sectores por la renta extraordinaria obtenida con la devaluación, como proponemos desde el Partido Obrero.

Como en Chubut y a nivel nacional, la gestión capitalista nos lleva por el camino de la quiebra, y desde el Partido Obrero damos en todos los escenarios la pulseada por una salida obrera, para que la crisis la paguen los capitalistas. Con esta orientación nos sumamos este martes a la jornada nacional de lucha convocada por el Plenario de trabajadores ocupados y desocupados, y vamos por una gran votación, este 6 de octubre, para la lista Unidad en las PASO del FIT que lleva a Pablo López como candidato a gobernador, para reforzar esta lucha.

Compartir

Comentarios