fbnoscript
3 de octubre de 2019

Demandan tratamiento oncológico en el Hospital El Cruce de Florencio Varela

Reclamo de familiares y amigos de Fabián Mendoza pone en evidencia el vaciamiento sanitario

El 2 de octubre familiares y amigos de Fabián Mendoza junto a compañeros del Polo Obrero se hicieron presentes en el Hospital “El Cruce” en el que hace seis meses se atiende Fabián Mendoza, afectado de cáncer. En el transcurso del lapso mencionado no ha existido ningún tratamiento efectivo que atacara dicha enfermedad. Tal circunstancia ha dado lugar al agravamiento de la patología de Fabián Mendoza. Ante preguntas de sus hijos, en el transcurso de este período de tiempo, al médico oncólogo sobre la necesidad de desarrollar el tratamiento en otro hospital especializado en oncología, la respuesta fue negativa. Hace alrededor de una semana Fabián Mendoza tenía turno para lo que supuestamente iba a ser la primera sesión de quimioterapia, hecho que no sucedió, ya que solamente se le administraron calmantes. Fabián Mendoza, en estas circunstancias iba a tener un turno de atención recién el 14 de octubre, que fue adelantado para el 3 del mismo mes. Este adelantamiento de turno fue conocido el 2 de octubre, en circunstancias en que alrededor de treinta personas se concentraban en las puertas del hospital denunciando la situación de Fabián. Allí, sus dos hijos mayores Federico y Yesica ingresaron junto a un amigo a reclamar por una entrevista con el director médico del hospital para cuya concreción es necesario pedir turno. Se les concedió, de todos modos una entrevista con una médica que es jafa de gestión de turnos. En el transcurso de la entrevista la médica expresó su solidaridad y comprensión con la situación planteada, pero que dada la situación del hospital había una sobrecarga de turnos, y aclaró algo desconocido para los hijos (que nadie antes había mencionado) en el sentido de que el servicio de oncología estaba cerrado, y que el hospital se dedicaba fundamentalmente al trasplante de órganos (informó que en ese mismo instante se estaban llevando a cabo dos trasplantes de hígado). En lo que respecta al servicio de oncología mencionó que solo se realizaban intervenciones quirúrgicas. Resulta evidente que estamos en presencia de los resultados inevitables de un ataque a la salud pública por parte de los gobiernos provincial y nacional.

Durante 2018 el Hospital del Cruce sufrió una merma presupuestaria del 43%.En 2019 el gobierno provincial debió mandar 657 millones de los cuales no envió 457 millones. Hay cinco hospitales afectados por la disminución de su presupuesto: Garrahan, El Cruce, Cuenca Alta Néstor Kirchner, René Favaloro y Presidente Néstor Kirchner. Esto implica reducción en términos reales de salarios, y derrumbe de servicios. Entre los compromisos con el FMI está la reducción del 1,2% del PBI dedicado a salud, mientras favorece a la clase capitalista con la reducción de las contribuciones patronales, reduce impuesto a las ganancias de un35% al 30%, baja las retenciones por soja y minería.

La situación de Fabián Mendoza es la expresión de la crisis de este régimen en declinación que ataca la vida y la salud de los trabajadores y el pueblo. Es imprescindible arrancar la atención pertinente e inmediata de Fabián Mendoza en el hospital donde se atiende, y no olvidar que hay miles de Fabianes en estado de abandono y desatención por el derrumbe de los hospitales públicos. Nos están haciendo pagar la crisis a los trabajadores. Luchemos para que la crisis la paguen los capitalistas.

Compartir

Comentarios