fbnoscript
7 de octubre de 2019

Ciudad de Buenos Aires: otra vez miles de niños y niñas quedarán fuera de la escuela pública

Una nueva crisis con las inscripciones on line. El lado más crudo de la crisis educativa.

No pasó ni un minuto de la hora 0 del primer día de inscripción on line a escuelas de la Ciudad de Buenos Aires, y ya las redes se llenaron de preguntas y dificultades de las familias en torno al tortuoso proceso de admisión al que nos quiere acostumbrar el gobierno de la Ciudad.

Se trata de una crisis recurrente con este sistema de control virtual de la matrícula, lanzado por el gobierno con bombos y platillos en octubre de 2013. Además de mostrar múltiples falencias en los inicios de su implementación, el mismo solo benefició la transferencia  de matrícula del sector público al privado, particularmente en el nivel inicial, además de la proliferación de los Centros de Primera Infancia (CPIs).

Cpis, tercerización y después…

El propio gobierno de la Ciudad reconoció en 2013 que 9 mil chicos se habían quedado sin poder acceder a nivel inicial. Desde entonces, solo se amplió la capacidad a 3 mil vacantes más, y se estima que en actualmente son 12 mil los menores que quedan afuera.

Al déficit se deben sumar los más de 10 mil niños que asisten a Centros de Primera Infancia, que representan la tercerización de la educación por parte del Estado a ONGs y fundaciones de carácter asistencialista –entre ellas organizaciones evangélicas, dando mayor injerencia a las Iglesias en la educación y golpeando el extendido reclamo de educación sexual, científica y laica. La creación de una red de contención de la primera infancia forma parte de los planes que imponen los organismos internacionales de crédito –como el Banco Mundial- para que los gobiernos, ajuste mediante, “respondan” a las demandas cada vez más grandes de educación.

En provincia de Buenos Aires, durante el gobierno de Daniel Scioli, este tipo de educación de corte asistencialista tuvo su expresión en lo que se conoce como jardines comunitarios.

La adaptación de Ctera

Semanas atrás, Ctera le presentó al candidato del Frente del Todos, Alberto Fernández, un documento en el cual se refieren a la necesidad de “vacantes suficientes” sin ninguna especificación y de manera genérica, sin plantear la necesidad de construcción de escuelas y jardines según cantidad de población.

La conducción de la gremial docente nacional se adapta a estas políticas de ajuste y tercerización dictadas por los organismos internacionales de crédito, con los que Fernández se ha comprometido a honrar los compromisos de deuda.

Las mujeres trabajadoras, las más golpeadas

Las mujeres seguimos estando a cargo del cuidado de los niños y niñas de nuestras familias y también de nuestros adultos mayores.

La falta de vacantes en los jardines públicos y escuelas infantiles golpea directamente nuestras condiciones de vida, viéndonos muchas veces impedidas de ir a trabajar por tener que cuidar a nuestros hijos e hijas que quedaron sin vacantes, u obligadas a pagar con nuestros salarios las abultadas cuotas de jardines privados o aquellos con subvención en manos de la Iglesia católica.

Nacionalización del sistema educativo y plan integral de construcción de escuelas y jardines

Desde Tribuna Docente-Partido Obrero entendemos que hay que recuperar la especificidad el nivel inicial (contenidos y orientación pedagógica) y del conjunto del sistema educativo. La pérdida de la misma va ligada a la descentralización de la educación que comenzara a fines de la década del 50 y se profundizara durante la dictadura y los años ’90, transfiriendo la responsabilidad de escuelas y centros educativos a municipios quebrados; ni la Ley de Educación Nacional (2006) ni la Ley de Financiamiento del año (2005) dictadas durante los gobiernos de los Kirchner modificaron esta política de Estado. A ella le oponemos nuestro planteo de nacionalización del sistema educativo.

En el marco de esta orientación defendemos, frente a la crisis de matrícula, un plan integral de construcción de escuelas bajo control de las comunidades educativas. Llamamos a las familias, a los estudiantes y docentes a poner en pie un plan de lucha por este objetivo. Vamos por la derrota del ajuste del FMI y los gobiernos.

Compartir

Comentarios