fbnoscript
30 de octubre de 2019

San Martín: los estudiantes de la Berni votan un centro independiente y de lucha

Por Corresponsal

Los días 22, 23 y 24 de octubre se llevaron a cabo las elecciones de centro de estudiantes en la Escuela de Artes Visuales Antonio Berni, que cuenta con dos sedes ubicadas en San Martín y Martínez. La Agrupación Punto de Fuga (UJS + independientes) fue la única lista de la elección, tras bajarse la histórica lista de las autoridades del instituto y de la burocracia Celeste de Baradel en Suteba. Votaron alrededor de 200 estudiantes, lo que constituye un pronunciamiento por poner en pie un centro de lucha, independiente de las autoridades y el gobierno.

Eso que los reclamos estudiantiles se vuelven cada vez más urgentes, porque en estos años al ajuste de Vidal se sumaron los recortes al presupuesto municipal del intendente Katopodis, mientras el Consejo escolar le dio la espalda a todas neutras reivindicaciones. En primer lugar, la exigencia de un edificio único, propio y específico de acuerdo a las necesidades de los estudiantes y de las tres carreras que se cursan, como respuesta a la grave crisis edilicia.

En el caso de la sede de San Martín, el instituto funciona en un edificio alquilado, donde padecemos sistemáticos cortes de luz, hay cuatro baños clausurados, y no cuenta con las instalaciones necesarias para materias específicas como grabado, escultura o pintura. En la sede de Martínez la situación es peor, ya que se comparte un establecimiento deplorable y sin mantenimiento con un polivalente de arte, e incluso fue blanco de un brutal intento de desalojo por parte de los inspectores de la Región 7 y la Jefatura Distrital, pero se conquistó la permanencia mediante la organización estudiantil en forma autoconvocada, proceso en el cual participamos.

La Agrupación Palestra, que condujo el centro de estudiantes de la Berni por 4 años, desarmó completamente los espacios de organización, como las asambleas, y fue incapaz de poner en pie un cuerpo de delegados para atender las cuestiones más elementales, como las problemáticas de las cursadas o la lucha por el boleto educativo. Eso generó un malestar en el estudiantado, que pesó factura durante todo el año. Su decisión de no último minuto de presentarse a las elecciones  deja de manifiesto que no tienen nada que ofrecer a los estudiantes.

Punto de Fuga recogió, en cambio, todos los reclamos de los estudiantes, movilizando por el boleto educativo provincial y municipal, por becas para los materiales de estudio, por un edificio único y propio, por la implementación de la ESI. En base a esta experiencia, las elecciones respaldaron la puesta en pie de un centro de estudiantes que sea una herramienta de organización y de lucha.

Se abre una nueva etapa para los estudiantes de la Berni, en la que vamos a enfrentar el ajuste del FMI y los que se comprometen a pagarle.

Compartir

Comentarios